Filmin lanza un reclamo por las mujeres artistas este 10 de febrero. Una de las protagonistas elegidas es Artemisia Gentileschi en un documental biográfico sobre la artista barroca: Artemisia Gentileschi, pintora guerrera. Tradicionalmente, muchas de sus obras se atribuyeron a su padre o incluso a otros hombres que nada tuvieron que ver con ella. Este documental saca a la luz su vida de artista con todas sus luces y sombras.



Artemisia Gentileschi, pintora guerrera

Crítica de ‘Artemisa Gentileschi, pintora guerrera’

Ficha Técnica

Título: Artemisia Gentileschi, pintora guerrera
Título original: Artemisia Gentileschi: Warrior Painter

Reparto:
Angela Curri (Artemisia)
Melissa Pignataro (Artemisia de niña)
Simon Gillespie
Alessandra Masu

Año: 2020
Duración: 60 min.
País: Italia
Director: Jordan River
Guion: Michela Albanese, Jordan River
Fotografía: Raquel Abellán
Música:
Género: Documental. Pintura
Distribuidor: Filmin

Filmaffinity

IMDB

Tráiler de ‘Artemisia Gentileschi, pintora guerrera’

Sinopsis de ‘Artemisia Gentileschi’

En el 1618, a los 23 años, Artemisia Gentileschi es la primera mujer en ser admitida a la Academia de Diseño. Fue la primera mujer artista italiana en tener una carrera internacional, siempre bien integrada en los ambientes intelectuales y artísticos más sofisticados. Tuvo importantes contactos con los mayores genios de la época, entre ellos Caravaggio.

El film recorre toda la vida de la artista, símbolo del feminismo mundial por su carácter y por la ferviente defensa de su dignidad profesional, que surgen en la correspondencia con coleccionistas y personalidades de la época, entre ellos Galileo Galilei.

La fama de Artemisia se debe también a la violación sufrida por parte de un conocido, Agostino Tassi. Artemisia supera el juicio con fuerza y carácter y, gracias a la pintura, del escándalo consigue encontrar el camino del rescate, sea como mujer que como artista, realizando obras maestras capaces de tocar el corazón y el alma de quien los contempla aún cuatro siglos después. (Filmin)

Dónde se puede ver la película



#NoMoreMatildas artistas 

Decía Virginia Woolfe que “en la mayor parte de la historia, Anónimo era una mujer”. Y cuando no era anónima, otros hombres se llevaban sus méritos. El movimiento #Nomorematildas está reivindicando la presencia de las mujeres en la ciencia, pero no nos olvidemos de recordar a grandes mujeres que han sido artistas. Muchos hombres firmaron por ellas: padres, maridos o maestros.

Es el caso de Artemisia Gentileschi. Artemisia nació a finales del siglo XVI en Roma. Su padre era Orazio Gentileschi, un conocido pintor con taller en la Via Margutta. Artemisia comenzó a ser ayudante de su padre y poco a poco comenzó su andadura individual de la mano del caravaggismo, de moda en la época. Sin embargo, muchos de sus primeros cuadros se le atribuyeron a su padre en vez de a ella, como Susana y los Viejos.

Artemisia Gentileschi, pintora guerrera
Foto de IMDB

Las sombras sobre Artemisia

Artemisia no pudo ingresar en la Academia de Bellas Artes de Roma porque solo podían acceder hombres. Su padre le consiguió un preceptor, Agostino Tassi. Sin embargo, además de ser su maestro, Tassi se tomó demasiadas libertades con Artemisia y en 1611 la violó. Su padre denunció a Tassi al Tribunale Criminale del Governatore di Roma. Durante el juicio, Artemisia declaró su violación, pero, para que no mintiera, el tribunal la sometió a una tortura por la que pudo perder sus dedos. También se tuvo que someter a un examen médico para demostrar que había perdido su virginidad, tal como explica el documental.

Tras todo ello, Tassi fue declarado culpable. Esto afectó a Artemisia directamente en su pintura. Judith decapitando a Holofernes es un cuadro que muestra toda la violencia que sintió Artemisia en esa etapa de su vida. Artemisia se acabó casando y trasladándose a Florencia. Allí fue la primera mujer en estudiar en la Academia del Disegno y mantuvo contacto con grandes figuras florentinas: Cosme II de Médici, Buonarroti el Joven (sobrino de Miguel Ángel) o Galileo Galilei.

Angela Curri
Fotos de IMDB

El ocaso de una vida brillante

Tras separarse de su marido, Artemisia volvió a vivir en Roma en Via del Corso. Allí siguió pintando. Además, viajó a Venecia, donde se empapó del estilo veneciano renacentista. Poco después se trasladaría a Nápoles, donde pintó una gran cantidad de pinturas y donde residió hasta su muerte a excepción de su breve estancia en Londres. Es el lugar en el que se recoge su pintura más madura.

Artemisia Gentileschi, pintora guerrera
Foto de IMDB

Conclusión de ‘Artemisia Gentileschi’

El documental muestra toda su vida desde el lado más humano y a través de grandes expertos en Artemisia Gentileschi. Sin duda, ella fue una artista ejemplar que salió siempre adelante y a contracorriente. La figura de Artemisia se ha rescatado y ahora es un exponente feminista, pero recordemos: sigue habiendo una gran de anónimas o de firmas varoniles a las que devolver la dignidad que merecen.

Únete a nuestro CANAL DE TELEGRAM

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí