El chico león es una excelente película animada dirigida por Haipeng Sun y con guion de Zelin Li. El largometraje es un divertido y emotivo viaje por la madurez, la amistad y los sueños. Con una animación hiperrealista, la película nos adentra de pleno en la china rural, con mucha fluidez de movimiento y una atención al detalle maravillosa. Es una historia sobre “perdedores”; tres amigos de origen humilde que deciden instruirse en la tradición milenaria de “la danza del león”, una festividad del año nuevo chino que mezcla artes marciales con puro espectáculo. Estreno en cines el 27 de enero de 2023.



El chico león película

Crítica de 'El chico león'

Ficha Técnica

Título: El chico león
Título original: Xiong shi shao nian (I Am What I Am)

Reparto:

Año: 2021
Duración: 104 min.
País: China
Director: Haipeng Sun
Guion: Zelin Li
Fotografía:
Música:
Género: Drama. Animación
Distribuidor: Paycom Cinema

Filmaffinity

IMDB

Tráiler de 'El chico león'

Sinopsis

La danza del león es una tradición muy importante en las celebraciones del Año Nuevo chino y muchos otros eventos culturales destacables de la cultura china, una de las más antiguas del mundo. El valiente león representa la fuerza y ​​​​el coraje, gracias a los cuales se dice que la danza trae riqueza y felicidad.

Y es este baile tradicional chino el que ha cautivado al joven Yuen, quien ya desde muy pequeño iba con sus padres a ver la danza del león. Un día, este joven conoce a una chica, que lo atrae tanto con su danza del león que decide convertirse en bailarín junto con sus amigos. Sin embargo, no será un camino fácil para un chico de origen pobre, cuyos amigos están en una situación similar y que, a menudo, ha sido ignorado o intimidado por la mayoría de las personas de su alrededor. Aunque, parece ser que tiene la suerte de su lado al descubrir que un vendedor local de pescado fue un excelente bailarín en su juventud y podría enseñarle a él y a sus amigos su majestuosa técnica.

¿Conseguirá Yuen, a pesar de ser un joven humilde, superar sus dudas, el ridículo y el clasismo para cumplir su sueño de participar en el Campeonato de la Danza del León? (Paycom Cinema)

Dónde se puede ver la película en streaming



Animación hiperrealista

El chico león es un disfrute maravilloso como película de animación. Se acerca mucho al hiperrealismo, con expresiones faciales que imitan a la perfección las de un humano y detalles de construcción de escenas exquisitos: cada hoja, cada pelo del cabello, la animación de fondo… Los detalles minúsculos como puede ser el desgaste y rotura en el asiento de un viejo autobús están por toda la película. No importa donde mires en la pantalla, es imposible no perderse en la inmensidad de detalles que los creadores han decidido incluir, haciendo de la película un visionado casi inmersivo.

La historia transcurre, mayoritariamente, en un pueblo de una provincia de China, una localización rural de pocos recursos pero que nos ofrece un vistazo bastante realista a la vida de la gente de pueblo de la gran potencia asiática. Se nota que la animación de estas localizaciones ha estado muy mimada, con unos tonos, coloración y fluidez de movimiento que en muchas escenas hace que te preguntes si lo que estás viendo es real o dibujo. El movimiento de las copas de los árboles, las hojas cayendo sobre los protagonistas o incluso la animación de un cigarrillo consumiéndose son de admirar.

El cambio físico del protagonista según avanza la película es otra delicia visual, ese cambio solo reside en los pequeños detalles que puedes apreciar con facilidad, expresando perfectamente las dificultades por las que Yuen, el protagonista de El chico león, está pasando. Ese cambio drástico del campo a la ciudad, con la tonalidad apagada y grisácea de la metrópolis, no pierde en ningún momento la esencia de la animación. De hecho, todavía realza más el hiperrealismo y nos ayuda a entender la vida de las personas más humildes del país.

El chico león película
Copyright Paycom Cinema

Una historia emotiva con mucho humor

Lo que comienza siendo una historia bastante liviana sobre perseguir tus sueños y ayudar a la familia, termina convirtiéndose en una emotiva dosis de realidad. La vida, aún persiguiendo nuestros sueños, no es fácil para la mayoría. Pero como bien dice Yuen citando al poeta chino Li Bai “lo importante es disfrutar del camino”. El mensaje de la película, aunque agridulce, es muy poderoso. Pues no siempre se puede ganar, pero el esfuerzo, las amistades y todo lo que aprendes por el camino es realmente lo que vale la pena.

El chico león se vale de su comedía dulce y moderada para sacarte una sonrisa durante todo el visionado. La amistad entre Yuen y sus dos amigos de toda la vida es la de cualquier joven o adolescente, tres perdedores por los que nadie da un duro y que aun así deciden apoyarse mutuamente para conseguir sus objetivos. La historia tiene tintes de crítica social, pues la sociedad china - sobre todo las generaciones mayores - puede ser muy dura con aquellas personas de proveniencia más humilde, así como dar más importancia al trabajo y no a los sueños o hobbies personales.

El papel del maestro y el efecto espejo que tiene con el protagonista, es un claro ejemplo de que la vida nunca te da lo que deseas, pero eso no quiere decir que no puedas esforzarte por conseguirlo, incluso si no es de la forma en que soñabas en un principio.

I Am What I Am filme
Copyright Paycom Cinema

Un visionado muy honesto

Así como la animación es relista, su historia y los problemas a los que se enfrentan los personajes son desgarradoramente reales. Si es cierto que hay muchos aspectos dramatizados, la mayor parte de la historia se centra en la humilde vida de tres pueblerinos de futuro incierto. Gracias a ellos, podemos aprender y experimentar esta tradición y fiesta milenaria china que es “la danza del león”, un baile acrobático que mezcla las artes marciales con un espectáculo vistoso maravilloso.

Ya sea la introducción a El chico león, las explicaciones del maestro sobre los distintos leones o la puesta en escena de las competiciones… La historia mezcla cultura, tradición y dificultades de la vida moderna con mucha agilidad de guion. Los diálogos son honestos, divertidos y vivaces; las transiciones de escena son fluidas e impactantes; el movimiento de la “cámara” o POV durante las escenas de acción nos acerca todavía más al hiperrealismo de la animación y la complejidad absoluta entre los personajes nos deja con muy buen sabor de boca.

Es realmente una película de perdedores, de sueños sin cumplir, sueños incompletos y sueños finalmente cumplidos de una forma muy distinta a la que debería haber sido. El chico león es un viaje por la madurez y el despertar de la vida adulta. Es una mirada al esfuerzo por mantener en pie a la familia y los seres queridos, sin olvidarnos de que nuestros deseos también son valiosos. No importa la edad o las circunstancias, hay que seguir apostando por los sueños.

El chico león película
Copyright Paycom Cinema

Conclusión de 'El chico león'

Lo que en principio pensaba que sería una película de animación dirigida a un público infantil, ha resultado ser una historia muy madura y de mucho corazón. El chico león es una película contada con mucha honestidad que nos adentra a la cultura y las tradiciones chinas. El humor, la sensibilidad de los personajes y la animación hiperrealista convierten a este largometraje en un visionado extremadamente entretenido y emotivo. Una película que, sin perder la inocencia, no cuenta nada más que la verdad.

Únete a nuestro CANAL DE TELEGRAM