Jerry Goldsmith, parte 1. Siempre que suena el nombre de Jerry Goldsmith se asocia inmediatamente con composiciones tan míticas como Rambo, Gremlins, The Omen, Papillon, Total Recall, Patton, The Boys from Brazil y tantas, tantas otras que forman esa impresionante biografía musical cinematográfica de este genio de la coleta blanca.

En esta ocasión os propongo un viaje hacia su mundo musical menos conocido, el que quizás mucha gente deteste o simplemente no sepa que esa película existía pero no por eso no deja de ser reivindicativo y interesante.

Nos esperan  aventuras medievales, simios con mente asesina, westerns fronterizos en clave moderno, héroes envueltos de oscuridad pertenecientes a seriales radiofónicos, policías protectores, viajes hacia mundos fantásticos más allá de nuestra imaginación, monstruos subacuáticos, brujos letales que viajan del pasado al futuro y huidas desesperadas desde el extremo oriente.

¿Estáis preparados ? ¡¡Pues comenzamos!!

Jerry Goldsmith parte 1

1. LIONHEART (Lionheart: Corazón de León, 1987, Franklin J. Schaffner)

LIONHEART
Carátula del CD recopilatorio editado por Varese Sarabande

El binomio Franklin J. Schaffner/Jerry Goldsmith se puede considerar de lo mejor en música cinematográfica en esta década con miticos filmes como The Planet of The Apes, donde el maestro nos hace vivir la pesadilla de esos astronautas que aterrizan en un extraño planeta en el que los simios son la especie dominante a través de  una partitura magistral repleta de experimentos musicales; Patton con una espectacular marcha inolvidable personificando la personalidad del General, o The Boys from Brazil en donde Goldsmith construye un enérgico vals para mostrarnos esos inquietantes experimentos obra de un mad doctor con pasado nazi.

Dicho binomio culminó con una aventura medieval  llamada Lionheart para la que el maestro compuso una partitura exquisita de una perfección sublime repleta de una  percusión arrolladora que junto a una explosion sinfónica desprende épica en cada una de sus notas.

LIONHEART
Los protagonistas de esta cinta de aventuras

El filme nos sitúa en el siglo XII tiempos del rey Ricardo Corazón de León narrándonos la aventura de Robert (Eric Stoltz), un caballero que decide unirse a la cruzada de León encontrándose por el camino con un grupo de huérfanos que lo acompañaran en su cometido aunque constantemente serán perseguidos por un siniestro personaje el príncipe oscuro (Gabriel Byrne) que no cesará en su afán de darles caza.

Poco se conoce de este filme de aventuras producido por Talia Shire y distribuido por la desaparecida productora Orion Pictures ya que fue un estrepitoso fracaso en su estreno y su distribución fue mínima, aún así su puesta en escena es perfecta, recreando bien las batallas y los escenarios junto a unas correctas interpretaciones de las que destaca principalmente Byrne en su papel del villano de la función y un buen ritmo argumental.

En España llegó en formato de vídeo años después bajo la distribución de Warner Home Video y tal como llegó se esfumó, siendo bastante imposible encontrarla en soporte físico.

La Música

Jerry Goldsmith desató todo su potencial en un festival sinfónico de gran fuerza con una partitura enérgica repleta de sentimiento y alma en donde la épica adquiere gran protagonismo.

Destacan muchos temas, prácticamente el score es impecable pero haciendo una selección destacaría Failed Knight donde el maestro nos sumerje en una acción musical explosiva con frenéticos pasajes de la cuerda que son golpeados por una insistente percusión haciéndonos partícipes de una de las batallas del filme.

LIONHEART
Robert ayudará a los huérfanos a huir del príncipe Oscuro

Mathilda, delicioso fragmento en el que el maestro juega con la intensidad de la orquesta en una comunión de fuerza musical donde la cuerda, el viento y el metal convergen para mostrarnos la lección de esgrima que Mathilda, una joven experta en el arte de la espada, da a Robert.

Mathilda
Un momento de la lucha entre Mathilda y Robert

The lake una dulce brisa que Goldsmith nos regala acariciando nuestros oídos con la aterciopelada armonía que forman la cuerda y el viento, donde el el violín y el arpa arropan al clarinete y la flauta, y por supuesto, ese broche final espectacular que es King Richard, una explosión de épica repicada por la percusión en donde la orquesta se realza en un tema majestuoso en clave de in crecendo para mostrarnos el encuentro final entre el grupo y el Rey Ricardo Corazón de León, sin ninguna duda un tema que penetra en tus emociones explorándolas y apoderándose de ellas.

El score en su primera edición se editó en dos partes conteniendo en ambas el glorioso tema final. Años más tarde Varese lanzo un CD que contenía una selección de los mejores temas siendo  actualmente necesaria una nueva reedición que muchos fans esperamos con ansiosas ganas.

 

2. EXTREME PREJUDICE (Traición sin límite, 1987, Walter Hill)

Traición sin límite
Portada original de la edición editada por Intrada

Walter Hill para muchos (entre los que me encuentro) ha sido uno de los grandes iconos del cine de acción de los 80-90 gracias a títulos como: 48 Hours (Limite 48 Horas) su secuela Another 48 Hours (48 Horas más) Danko (Danko Calor Rojo) o esa gran obra maestra que es The Warriors.

Uno de sus títulos menos conocidos pero que merece la pena su visionado es Extreme Prejudice ( Traición Sin límite) un western modernizado producido por la Carolco de Kassar y Vajna  con Rangers y Narcotraficantes en la frontera de Nuevo México como telón de fondo con grandes dosis de acción y un plantel interpretativo de diez, entre los que destacan Nick Nolte, Powers Boothe, Michael Ironside, Rip Torn o William Forshyte.

Extreme Prejudice
El Ranger Jack Benteen con los miembros de la unidad zombi

La historia nos narra el enfrentamiento entre el Ranger de Texas Jack Benteen (Nolte) y el narcotraficante Cash Bailey (Powers Boothe), ambos amigos de la infancia pero con diferentes formas de ver la ley, sobre todo cuando aparte de sus discrepancias legales existe también una mujer deseada por ambos, Sarita (María Conchita Alonso). Dicha disputa se ve incrementada por la llegada  a la ciudad de un comando de mercenarios llamados la unidad Zombi liderados por el mayor Hackett (Ironside), que tienen como misión interceptar el dinero de Cash y apropiarse de él, todo esto deviene al comienzo de un conflicto entre dos bandas donde finalmente nadie es quién dice ser.

Powers Boothe
Powers Boothe es Cash Baley

Como ya he dicho no es de lo más recordado de Hill pero merece la pena reivindicarle ya que el director nos muestra a través de un ambiente polvoriento al igual que los westerns clásicos  una historia repleta de acción y conspiraciones con grandes duelos interpretativos  y un final al más estilo Peckinpah.

La Música

Goldsmith provenía de haber realizado grandes trabajos para la Carolco como la magistral y potente partitura de Rambo acorralado parte II, así que fue contratado una vez más por el tandem Kassar/Vajna, en esta ocasión el maestro abandonó en parte el sonido orquestal para introducirse en el electrónico pero tomando parte de los dos mundos y  fusionándolos en un espectáculo musical que Goldsmith sabe salpicar con su magia ejerciendo un constante pulso frenético al score.

Extreme Prejudice
Jack y Cash dos amigos de la infancia enfrentados en una guerra sin cuartel

El compositor nos envuelve en una potente narrativa musical  donde los samples marcan la base rítmica tomando el papel de la percusión, dejando caminar a las progresiones de cuerda y viento que construyen diferentes melodías para ambientar este Thriller con tintes de Western.

Destacar temas como Arrivals, un fragmento dividido en dos bloques en el que en primer lugar escuchamos la percusión resonando con fuerza junto a pequeñas progresiones orquestales envueltas en una constante base rítmica para presentarnos a cada uno de los mercenarios que forman la unidad Zombi. En segundo lugar nos encontramos con un estallido de samples y ritmos electrónicos acompañando a una pequeña melodía que forma el tema principal y es utilizada en sus títulos de crédito iniciales bajo una puesta de sol que aparece en pantalla.

Cash es otro extenso tema que nos presenta los dos mundos protagonistas del filme, el del Ranger Benteen, que toma forma de pequeñas dosis de sintetizador junto al sonido solitario de la trompeta realzando su carácter solitario a pesar de convivir junto a Sarita, a continuación Goldsmith cambia el registro y utiliza una sola nota para dar forma a la oscuridad de Cash y su mundo de narcotraficantes, la pequeña melodía planea como bien lo hacían esos míticos leitmotivs pertenecientes a clásicos spaguetti western realzando el comportamiento sádico y peligroso del villano.

Extreme Prejudice
Nick Nolte y María Conchita Alonso ( Sarita)

The plan es una auténtica maravilla de 9 minutos de duración donde el maestro despliega un potencial musical de gran fuerza  tanto en los momentos sintetizados como en los orquestales, dando  inyección en clave de música a la espectacular secuencia del robo y posterior persecución

Finalizando con A deal otro despliegue de talento de Goldsmith donde inserta el elemento hispánico a una melodía que nos transmite el coraje del Ranger como la tragedia de esa matanza final.

Un score que fue muy criticado por el exceso de electrónica dejando en un segundo plano el orquestal pero que merece ser reivindicado ya que la comunión entre los dos elementos musicales para mí es magistral.

3. RENT- A -COP ( Chicago en Rojo, 1988, Jerry London)

Rent a cop
Carátula de la edición Expandida editada por Intrada

Cuando unes dos estrellas como Burt Reynolds y Liza Minelli y los introduces en un thriller policíaco se espera un resultado por lo menos notable pero no lo fue así con Rent-a-Cop (Chicago en Rojo aquí en España) un producto correcto sin más donde su atractivo simplemente era eso sus dos intérpretes principales.

Rent a cop
Burt Reynolds y Liza Minelli

Dirigida por Jerry London en 1988 el filme nos narraba como el ex policía Tony Church (Reynolds), expulsado del cuerpo por un error en una operación antidroga que acaba en masacre, se ve obligado a comenzar a trabajar como detective privado, su primer trabajo consistirá en proteger a una prostituta interpretada por Minelli que accidentalmente ha sido testigo de un asesinato ejecutado por un asesino de policías. El caso comienza a complicarse cuando dicho asesino tiene la conexión hacia el error del pasado de Church.

Rent a cop
Church un ex policía que ignora a lo que se va a enfrentar

Entretenida sin más, ofrece buenos momentos de acción y un Reynolds en su papel de duro sarcástico que tanto le favorece; por su parte Minelli lo acompaña correctamente y ambos son secundados por James Remar, Richard Masur o John P. Ryan.

El filme aquí en España llegó directamente al videoclub pero un servidor lo vio por primera vez en un pase de madrugada por la cadena autonómica de su comunidad.

La música

Jerry Goldsmith basó su potente y excepcional tema principal en la relación entre la relación de los protagonistas dando suelta a una nueva demostración de elegancia y espectacularidad por parte del maestro. Una combinación que formaba la base a un score que nuevamente no fue del agrado de la crítica experta, volviendo a acusar al genio de Pasadena por su alto contenido electrónico y poco orquestal, a pesar de eso yo la considero una partitura notable. Estamos de acuerdo en que no es de lo mejor pero solo por ese increíble y enérgico tema principal que tiene una extensión mayor en el tema Jump con el que Goldsmith finaliza el score, vale la pena reivindicar este trabajo del maestro.

Rent a cop
Goldsmith basó el tema principal en la relación de los protagonistas

Destacan temas como el antes mencionado Jump o The Station donde Goldsmith utiliza el contrabajo para dar una atmósfera de misterio y tensión arrolladora con una secuencia rítmica que toma forma de varios obstinatos a los que se une el tema principal.

Un obstinatos notable en su desarrollo que expresa ese Goldsmith de los ochenta integrando y experimentando con diversos sonidos electrónicos junto a la pequeña presencia de la orquesta pero que quedan perfectamente plasmados en las imágenes dotándolas de mayor fuerza.

Pues hasta aquí esta primera entrega de este mundo más desconocido del maestro pero que es justo reivindica. En la próxima entrega nos introduciremos en el Goldsmith más fantástico con tres partituras también que merecen la pena descubrir.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here