Yaga. Koshmar tyomnogo lesa (2019) es la última película del director ruso Svyatoslav Podgaevskiy, uno de los pocos cineastas de dicho país cuya cinematografía está enteramente dedicada al cine de terror, un género que es prácticamente inexistente como producción en el cine ruso. A pesar de que las películas que ha dirigido Svyatoslav Podgaevskiy son mediocridades que simplemente reciclaban clichés del cine norteamericano de terror, parece que en esta última entrega el cineasta ha vislumbrado una particular forma de hacer cine de género combinado con ciertos elementos autóctonos.


Crítica de ‘Yaga. Koshmar tyomnogo lesa ‘

Yaga

Ficha Técnica

Título: Baba Yagá: Terror en el Bosque Oscuro
Título original: Yaga. Koshmar tyomnogo lesa

Reparto:
Oleg Chugunov (Egor
Glafira Golubeva (Dasha)
Artyom Zhigulin (Anton)
Igor Khripunov (El hombre de la cabaña)
Svetlana Ustinova (la niñera)
Aleksey Rozin (el padre)

Maryana Spivak (Yulia)
Marta Timofeeva (Seta)
Olga Makeeva (Mama de Dasha)

Año: 2019
País: Rusia
Duración: 91 minutos
Director: Svyatoslav Podgaevskiy
Guion: Natalya Dubovaya, Ivan Kapitonov, Svyatoslav Podgaevskiy
Fotografía: Anton Zenkovich
Música: Nick Skachkov
Género:  Terror
Distribuidor: Central Partnership Sales House

Filmaffinity

IMBD

Tráiler de Yaga. Koshmar tyomnogo lesa en inglés

Sinopsis 

Egor (Oleg Chugunov) es un niño que es incapaz de aceptar que su madre ha muerto y que su padre ha reecho su vida con otra mujer. Vive en una urbanización y conoce a una niña, Dasha (Glafira Golubeva) de la que se enamora a primera vista. Sin embargo, sus vidas empiezan a cambiar de manera dramática cuando los padres de Egor deciden contratar a una extraña ñiñera, que en realidad es una bruja maléfica…



Bienvenidos al nuevo vecindario

Al igual que en otras películas de terror contemporáneas, los protagonistas del filme son niños. Por una parte tenemos al joven que interpreta Oleg Chugunov y por otra al personaje de Dasha interpretado por Glafira Golubeva. A pesar de que Yaga. Koshmar tyomnogo lesa tiene algunas secuencias inquietantes, se puede clasificar como un producto consumible para amplias audiencias. Ambos se encontrarán con que el espíritu de la Baba Yaga sigue más vivo que nunca…

Яга. Кошмар тёмного леса
©IMBD

Influencias varias y toques eslavos

Como no podía ser de otra manera viniendo de este director, nos encontramos con un producto que recoge influencias de todo el cine norteamericano actual de terror, especialmente el más mainstream. Así, en esta ocasión las referencias son especialmente claras en películas como It (2018), filme que resucitó el género de terror con adolescentes protagonistas, al igual que en esta obra (y como sucedía en la duología de It, aquí también se utilizan escenas que mezclan elementos cotidianos que de repente cobran vida y asustan a los personajes protagonistas). Por otra parte, también tenemos el terror sobrenatural en casas, que está relacionado con las películas de James Wan y su saga Insidious. Un terror sobrenatural que no está comprometido con la actualidad social, aunque como veremos, se trata de una de las primeras películas del director en donde por primera vez algunos toques de crítica social.

Yaga. Koshmar tyomnogo lesa añade la mitología eslava, más en concreto la figura de la Baba Yaga. ¿Quién es la Baba Yaga? Se trata de un concepto que existe en algunos países eslavos como Rusia, Eslovaquia, Chequia, anterior al cristianismo y relacionado con el culto pagano a deidades representativas de elementos de la naturaleza…Es un personaje que se acostumbra a relacionarse con las fuerzas atávicas de la oscuridad, y por tanto generalmente es maligno. Representado normalmente como una señora mayor, en la película esto difiere por obvios motivos comerciales (resulta más atractivo en todos los sentidos colocar a una actriz joven como reclamo).

Яга. Кошмар тёмного леса
Representación de la Baba Yaga hecha por Iván Bilbin. Como podemos apreciar generalmente no se la representa con las dos piernas normales, sino que una de ellas (en este caso las dos) es falsa.

Componente social

Por primera vez, una película de Svyatoslav Podgaevskiy muestra un componente social, aunque sea de una manera contextual como en la película. Si hasta ahora la mayoría de las películas se centraban en otras épocas históricas o trataban lo máximo posible de evitar cualquier acercamiento a la realidad social de Rusia, en el filme actual nos encontramos un reflejo de cierta realidad social. Yaga. Koshmar tyomnogo lesa se centra en la pequeña clase rusa media-alta, que para evitar vivir en pisos hacinados o de construcción soviética relacionados con clases más bajas, se mudan a modernas urbanizaciones (en este sentido, la película tiene muchas semejanzas con la película coetánea, Vivarium, realizada en este mismo año pasado). Urbanizaciones, que pese a que intentan diferenciarse de las monolíticas y repetitivas construcciones soviéticas, adoptan un estilo que en el fondo es totalmente idéntico.

Además, aunque sea de perfil, Yaga. Koshmar tyomnogo lesa también toca la propia construcción familiar, y los problemas que hay derivados de esta en la Rusia contemporánea. En este caso nos encontramos ante un hijo y una madrastra que tienen unas nulas relaciones. Ambos tendrán que solucionar sus problemas para combatir y vencer al mal.

Yaga. Koshmar tyomnogo lesa
©IMBD

Algunos detalles de gran nivel

Sorprendentemente la película tiene descubrimientos estéticos que resultan sorprendentes teniendo en cuenta la monotonía de las películas anteriores que dirigió el director. Podemos citar los más destacables: Para empezar, la película utiliza una sorprendente iluminación que choca por ir en contra del propio género. Yaga. Koshmar tyomnogo lesa transcurre en gran parte de secuencias en pleno día, algo que no es habitual en el género de terror. No todas, puesto que algunas de ellas tienen sitio en la noche, pero en la construcción pesadillesca que el director hace del mundo en el que viven los personajes, sorprende por ser demasiado artificioso. Y en ese sentido, la iluminación juega un papel predominante.

También, en el diseño de producción, nos encontramos con detalles muy bien cuidados, desde el propio diseño de Yaga o lo relacionado sobre todo con los hilos rojos, que le da un toque tan original y fresco como terrorífico. Solo hace falta ver el póster promocional de la película para darse cuenta de ello.

Yaga. Koshmar tyomnogo lesa
©IMBD

Conclusión de Yaga. Koshmar tyomnogo lesa

Yaga es entretenida, no cambiará la vida a nadie, pero cumplirá las expectativas de los amantes del género de terror que deseen ver un producto exótico. Con un diseño de producción que tiene elementos a destacar y prometen cantos de sirena para el futuro.

Únete a nuestro CANAL DE TELEGRAM

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí