Pongámonos en situación. Es viernes, y llegas a casa con ganas de poder ver una película o serie que te sorprenda, o, que al menos, te haga pasar un buen rato. Pones Netflix, esa plataforma que se ha convertido en un trampolín para muchos directores internacionales, deseosos de mostrar al público sus obras. Aunque hay un ligero problema, y es que últimamente pasas más tiempo buscando entre su extenso catálogo, que disfrutando de esa joya que esperabas encontrar. Y es que Netflix es un titán en acelerada expansión, que por desgracia al final ofrece demasiado material mediocre. Sin embargo, entre tanto contenido tedioso, hay diversos tesoros que consiguen captar tu atención y obsequiarte ese maravilloso momento de entretenimiento que tanto esperabas. Si eres fan de la ciencia ficción, esto es lo que puede sucederte al ver Barrenderos espaciales.

Una nueva producción coreana de Netflix, dirigida por Sung-Hee Jo, que si bien el nombre quizás incite a pasar de largo, lo cierto es que se ve perfectamente capaz de sorprender gratamente a los fans del género. Una aventura espacial que se ha estrenado sin mucho ruido el 5 de febrero de 2021, pero que aún así va a dar mucho de qué hablar una vez se dé a conocer.



Barrenderos espaciales

Crítica de ‘Barrenderos espaciales’

Ficha Técnica

Título: Barrenderos espaciales
Título original: Seungriho

Reparto:
Song Joong-Ki (Tae-ho)
Kim Tae-ri (Capitán Jang)
Seon-kyu Jin (Tiger Park)
Hae-Jin Yoo (Robot)
Richard Armitage (Sullivan)

Año: 2021
Duración: 136 min
País: Corea del Sur
Dirección: Sung-Hee Jo
Guion: Sung-Hee Jo, Seung-min Yoon y Yookang Seo-ae
Género: Ciencia ficción
Distribución: Netflix

Filmaffinity

IMDb

Tráiler de ‘Barrenderos espaciales’

Sinopsis de ‘Barrenderos espaciales’

Barrenderos espaciales nos lleva a 2092. Cuatro inadaptados a la caza de chatarra espacial y sueños lejanos descubren unos inquietantes secretos cuando intentan vender a una humanoide poco común. (NETFLIX).

Dónde se puede ver la película



Barrenderos espaciales
Foto de Netflix

Visualmente impresionante

La historia de Barrenderos espaciales transcurre en el año 2092. La tierra es un lugar inhabitable, donde la gran mayoría de la población sobrevive a duras penas, mientras unos pocos privilegiados viven a cuerpo de rey en un entorno paradisíaco llamado “La Órbita”, creada por la corporación UST (Los malos malotes, de turno). Esto por supuesto no es nada nuevo, y recuerda a otras tramas como Elisium, por poner un ejemplo.

Lo fascinante llega cuando uno visualiza la estupenda ambientación que han creado para Barrenderos espaciales. Teniendo en cuenta que han contado con un presupuesto que apenas supera los 21 millones de dólares, sus efectos y su puesta en escena puede rivalizar sin problemas con muchos otros films espaciales de Hollywood. Es realmente vistosa y tiene cierto toque personal en cuanto a los escenarios y los distintos entornos que se muestran; algo que uno no espera desde un principio y que resulta ser una agradable sorpresa. Es muy atractiva visualmente, desde luego.

Seungriho
Foto de Netflix

Divertida y carismática

Barrenderos espaciales cuenta con un argumento y unos personajes que, si bien no son una novedad ciertamente, consiguen esa atracción y entretenimiento que un fan de la ciencia ficción requiere como mínimo.

Los protagonistas son un grupo de inadaptados, que recuerdan mucho a Los Guardianes de la Galaxia, pero a los que se coge mucho cariño. Cada uno tiene una historia que contar, y a lo largo de la película nos da tiempo a conocerlos suficientemente; el motivo que les ha llevado a convertirse en barrenderos espaciales, y el objetivo que buscan tanto conjunta como individualmente. También tenemos al malo de turno, cuyo perfil no se aleja de lo convencional, pero que tiene lo que hace falta para conseguir que le cojamos asco, y tocar las narices lo suficiente a los héroes (Y está correctamente interpretado por el conocido Richard Armitage, que muchos recordarán por su papel en la saga de El Hobbit, interpretando a Thorin).

Durante toda la trama, la acción y el humor están muy presentes (Si, esto también recuerda a Guardianes de la Galaxia, lo sabemos). Con un ritmo muy fluido y ameno, que hará que esas dos horas y pico no se vuelvan largas y cargantes. Y ni que decir tiene que las impresionantes escenas y batallas en el espacio te mantienen con los ojos en órbita a cada instante; es todo un espectáculo.

Seungriho
Foto de Netflix

Entre tópicos y referencias

Es innegable que Barrenderos espaciales bebe directamente de determinadas películas de su mismo género, tanto por su argumento como por su ambientación. Son numerosas las escenas y escenarios que nos hacen recordar a las ya mencionadas Elyisium o Guardianes de la Galaxia, por ejemplo; aunque también pueden venirnos a la mente en ciertos momentos películas como El Quinto Elemento o Blade Runner.

La historia que nos proponen en Barrenderos espaciales no se definiría como algo único u original, sin duda. Este tipo de planteamientos se exploran y explotan de hecho muy a menudo en este género, y por eso no vamos a mentir, no te vas a comer la cabeza pensando. Sin embargo, y a pesar de estas referencias y tópicos acostumbrados en el género, consigue cautivar y enganchar de principio a fin.

Es cierto que en ciertos instantes, la trama resulta bastante previsible. Algunos conflictos o problemas que parecen imposibles de resolver, de repente son solventados con uno de esos típicos elementos o recursos simples, al que parecen recurrir siempre en caso de necesitar una explicación para dicho suceso milagroso; que en otras circunstancias habría terminado en un inevitable desastre, pero aquí finaliza de buena gana. Y aunque esto no es algo que favorezca al film, tampoco se convierte en un auténtico virus que estropee el entretenimiento. Si obviamos esos detalles, y sencillamente nos limitamos a disfrutar de la función, encontraremos desde luego un blockbuster que bien puede rivalizar con las películas de Hollywood de su género.

Barrenderos espaciales
Foto de Netflix

Conclusión 

Barrenderos espaciales es una sorprendente obra de ciencia ficción que a pesar de su presupuesto, ofrece un aspecto visual espectacular, mucha acción y mucho humor. Tiene un ritmo muy fluido y ameno, evitando así que las dos horas y pico que dura, se te hicieran quizás demasiado largas o tediosas. Bebe de numerosas películas de su género, y sin embargo es capaz de medirse y rivalizar con muchas producciones de Hollywood. Cierto es que su argumento no resulta innovador y puede mostrarse en determinados momentos bastante previsible.

Pero aún con dichos fallos y obviedades, engancha y divierte de principio a fin; y sus carismáticos personajes consiguen que te encariñes con ellos. Es un blockbuster que de seguro dará mucho de que hablar a los fans de esta materia. Una buena opción para volver a disfrutar de una estupenda y muy entretenida historia futurista, que puede parecer simple, pero que tiene mucho que ofrecer.

Este artículo puedes leerlo también en el Blog de Javier Sardinero

Únete a nuestro CANAL DE TELEGRAM

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí