Separación (2021) es una película de terror estadounidense dirigida por William Brent Bell, quien ha dedicado toda su filmografía al cine de terror (otra cosa es que lo haya hecho con más o menos acierto) y que ciertamente ha dejado tanto a crítica como a público dividida. La película resume todos los tópicos de terror vistos en las últimas décadas, hay un claro rezumo a James Wan en su factura, pero los lleva incluso a un nivel guiñolesco más elevado.



Crítica de 'Separación'

Separacion poster

Ficha Técnica

Título: Separación
Título original: Separation

Reparto:
Rupert Friend (Jeff Vahn)
Violet McGraw (Jenny Vahn)
Madeleine Brewer (Samantha Nally)
Mamie Gummer (Maggie Vahn)
Brian Cox (Paul Rivers)
Eric T.Miller (Connor Gibbons)
Simon Quarterman (Alan Ross)

Año: 2021
Duración: 107 min.
País: Estados Unidos
Director: William Brent Bell
Guion: Nick Amadeus, Josh Braun
Fotografía: Karl Walter Lindenlaub
Música: Brett Detar
Género: Terror
Distribuidor: 

Filmaffinity

IMBD

Tráiler de 'Separación'

Sinopsis de 'Separación'

Jenny es una niña de ocho años que lleva una vida solitaria pero imaginativa, rodeada de marionetas basadas en las obras de su padre. Pero cuando su madre muere trágicamente atropellada y su abuelo demanda la custodia, las marionetas y otros personajes empiezan a cobrar vida de repente de una forma terrorífica. Al principio, Jenny es la única persona que cree que son reales, sin embargo, las marionetas pondrán la vida de todos en peligro.

Dónde se puede ver la película



Fantasmas y ayahuasca

Separación no sorprende desde luego en su planteamiento argumental o en el desarrollo de su trama. Lo que nos encontramos es una película que sigue paso por paso los mismos clichés vistos en películas de terror. Especialmente la película recuerda a las primeras obras de James Wan, como Silencio desde el mal (2007), con quien comparte un gusto excesivo por lo guiñolesco y lo excesivo. Incluso también al propio William Brent Bell, con su Stay Alive (2006), una película que no tenía ningún miedo al ridículo, y que fracasaba estrepitosamente, y con quien comparte cierto estilo visual.

Separación nos presenta el dolor de un padre soltero, interpretado por Brian Cox, que debe asumir que su mujer quiere divorciarse y llevarse a su hija pequeña para siempre, interpretada por Violet McGraw. Sin embargo, sucederán cosas inesperadas, en una serie de acontecimientos que nos recuerdan a películas de tarde que emite Antena 3 los fines de semana.

Separation
Fotos de IMDB

Burda, simple....pero atrevida

Lo cierto es que Separación es una de esas películas que se tira a la piscina... sin importarle si está esta llena o vacía. No hay en ningún momento un sentido del ridículo, lo que la convierte prácticamente en una obra hiperbólica, que está saturada de continuos giros, algunos de película de sobremesa, y que por alguna extraña razón, consiguen engancharte si compartes la misma onda que la película y eres capaz de libertarte de prejuicios. Esperar un buen festín, vamos.

Evidentemente, ante una película tan singular, las reacciones que consigue despertar son del todo variadas. Puede que en alguna escena consiga crear una atmósfera inquietante recurriendo a elementos de fuera y dentro de campo ya explotados por James Wan en numerosas ocasiones. Sin embargo, los mejores momentos de Separación son precisamente aquellos en los que parece que no hay nadie al volante y en el que todo es precisamente exagerado.

Separación
Foto de IMDB

Curioso diseño de producción

Separación también apuesta por un diseño de producción que desde luego sigue la misma senda que el espíritu de la película. Por una parte, nuestro protagonista es un frustrado artista de cómics, que en el pasado intentó tirar adelante un proyecto de marionetas bastante siniestras que en la película tienen su importancia. No es el que diseño de estas sea el más original del mundo... más bien al revés, resultan un tanto burdas, pero de una misma manera, extrañamente también son efectivas. Asimismo, el personaje de Brian Cox también muestra parte de sus bocetos, que siguen un singular estilo visual. Eso sí, todo por supuesto dentro de una categoría mainstream, sin esperar nada especialmente original o fuera de estos márgenes.

Por otro lado, tenemos algunos desaciertos evidentes a nivel creativo, como son ciertas escenas en las que nuestro personaje principal parece estar teniendo algún tipo de trance, y que se resuelven mediante un absurdo filtro rojo que invade toda la pantalla y que no tiene ningún tipo de justificación lógica, y lo que es peor, estéticamente resultan un dolor de ojos.

Separación
Fotos de IMDB

Conclusión de 'Separación'

Separación no es una película inteligente. Es el camino natural que toma cierta parte del horror mainstream ante la imposibilidad de crear nuevas formas, y que lo único que hace es llevar las precedentes al más puro paroxismo. Y aún así, por alguna extraña razón, este accidente tiene una parte fascinante, que nos impide apartar los ojos de la película.

Únete a nuestro CANAL DE TELEGRAM