Estándar se convierte en el primer largometraje de Fernando González Gómez (Downunder, 27 minutos), después de haber dirigido más de una treintena de cortometrajes. Se trata de una comedia negra en la que su director nos habla sobre los prejuicios a lo diferente. Rodada en Cascante y Cintruénigo, Estándar es también la primera producción a cargo de la sociedad navarra Persons Films, empresa de la productora La Dalia Films, que tiene como objetivo desarrollar proyectos cinematográficos en la Comunidad Foral y sus alrededores.

La historia protagonizada por Susana Abaitua (Sé quien eres, 4 latas) y Niko Verona (Downunder, Dos vidas) ha tenido su estreno mundial durante la celebración de la XVII edición del Festival de cine de comedia de Tarazona y el Moncayo que tuvo lugar del 15 al 22 de agosto, donde ha obtenido el Premio del Público. Su estreno en salas de cine está previsto para diciembre de 2020.



Estándar

Crítica de Estándar

Ficha Técnica

Título: Estándar
Título original: Estándar

Reparto:
Niko Verona (Tomas)
Susana Abaitua
Manuel de Blas
Ramiro Blas
Maria Gregorio
Alejandro Tous
Jesús Vidal
Joseba Pinela
Vasileios Papatheocharis
Paloma Montero
Carmen Ibeas
José Téllez
Fernando Tielve

Año: 2020
Duración:
País: España
Director: Fernando González Gómez
Guion: Fernando González Gómez
Fotografía: Eduardo Vaquerizo
Música: Alejandro Román
Género: Comedia
Distribuidor: Distribution with Glasses

Filmaffinity

IMDB

Tráiler de Estándar

Sinopsis

En el ordenado mundo de Tomás, que trabaja como reponedor en el supermercado local de una tranquila localidad donde nunca pasa nada,  algo se descoloca cuando desaparece Laura, su secreto amor platónico. Las dos grandes pasiones de Tomás son las música clásica y el orden obsesivo de todas las cosas, algo que le ha llevado a ganarse el apodo de  “rarito”. Pero gracias a esta extravagante afición por ordenarlo y apuntarlo todo, analizará las costumbres y manías de los pintorescos clientes de su tienda, para descubrir quién está detrás de la desaparición de Laura. En este pueblo, nada es tan “estándar” como a Tomás le gustaría… (La Dalia Films)



Lo diferente como foco

El primer largometraje de Fernando González Gómez, de quien ya se esperaba su salto a la gran pantalla, pretende darnos una gran lección. Estándar nos habla sobre cómo ponemos el foco en aquello que sobresale de la normalidad. Todo lo distinto llama nuestra atención, principalmente para mal y es el punto de partida de la historia de Tomás. Niko Verona, al que ya nos cuesta imaginar desligado director de esta película, protagoniza Estándar junto a Susana Abaitua. Un tándem perfecto que sabe otorgar los contrastes necesarios para que la pareja principal llame la atención del espectador.

Así es el debut en el largometraje de Fernando González Gómez: una historia de contrastes. Tomás es un trabajador del supermercado del pueblo que sufre un trastorno parecido al Asperger, ligado a una obsesión por el orden y la organización. Una interpretación muy lograda de Niko Verona y con un guion, también a cargo del director, bien cuidado que no pretende ridiculizar ni hacer comedia de los múltiples TOCs que pueda sufrir el protagonista. La comedia viene ocasionada por la situación estrambótica que se da en un pueblo donde nunca ocurre nada.

Justo al extremo de Tomás encontramos a nuestra otra protagonista interpretada por Susana Abaitua. Una joven alocada que sueña con escapar del control y obsesión que su padre ejerce sobre ella, en un pueblo donde todo es normal y aburrido. Dos puntos contrapuestos que encuentran su unión en esta película.

Esto es lo que nos lleva a analizar el título. Estándar en su significado hace referencia a lo normal, lo habitual, lo más común a una gran comunidad. Y poco tienen de común los personajes de esta historia. Y destacar no siempre resulta positivo en una sociedad en la que, si no encajas por salirte del molde, eres un bicho raro.

Estándar
Fotos de Distribution with Glasses

Una atmósfera distópica que funciona

Junto a Niko Verona y Susana Abaitua, completan el reparto: Manuel de Blas, Ramiro Blas, María Gregorio, Alejandro Tous y el entrañable ganador de un Goya, Jesús Vidal. Un elenco de caras conocidas que convierten el largometraje de poco más de hora y media de duración en una forma de entretenimiento ligero y agradable.

El director sabe otorgar a cada personaje su espacio y peso necesario para no parecer que están de pegote en el relato. Sin embargo, se echa en falta una mayor presencia de María Gregorio en la pantalla. La actriz está fabulosa en todas sus secuencias aportando las dosis de humor necesarias con su personaje y merece su mención especial en este apartado. Aunque el resto del elenco no se queda atrás. Todas las interpretaciones y el buen trabajo de las actrices y actores de Estándar saben reflejar las peculiaridades que tienen el personaje que interpretan.

Gracias a su cuidada realización, fruto de la experiencia de Fernando González Gómez como director de cortometrajes, y el uso de diálogos ágiles se crea una atmósfera un tanto distópica que no pierde su encanto en ninguna secuencia. A ello contribuyen todos los departamentos. Una fotografía exquisita y bien tratada a cargo de Eduardo Vaquerizo, con una delicada puesta en escena enriquecida por una dirección artística bajo la tutela de Laura Lostalé que aumenta la calidad del film.

La Dalia Films, Persons Films
Foto de Distribution with Glasses

Una banda sonora que enaltece a Estándar

Con algunos toques de humor negro, Estándar destaca ante todo por su banda sonora, que cada vez que se disfruta en pantalla saltan fuegos artificiales. El buen tratamiento de la música compuesta por Alejandro Román eleva a Estándar a otra dimensión. Combinando obras de Beethoven, Mozart y Tchaikovsky, además de llevar el hilo de la narración entre la comedia y el thriller, también se aprecian algunos toques de soul y rock al más puro estilo del cine español de los años 60.

Gracias a la combinación y el buen trabajo de todos los departamentos artísticos, cuando la narración comienza a flaquear en determinado momento, siempre aparece algo que reaviva la llama. Una obra redonda que comienza con una voz en off que se entiende con el título de la película y el final de la misma, pero que resulta excesiva llegado a determinado punto de la introducción. Nos deja así un sabor agridulce por la redundancia de información con la presentación de la historia y del reparto coral donde recae toda la fuerza del film. Una presentación que el resto del guion y el propio elenco sabe resolver a la perfección.

Estándar
Foto de Distribution with Glasses

Conclusión de ‘Estándar’

La ópera prima de Fernando González Gómez cuenta con una estética a la que nos tiene acostumbrados pero que adquiere una fuerza mayor gracias a sus elementos bien cohesionados. Estándar hace que nos cuestionemos si realmente queremos ser “normales” o por qué lo distinto es algo malo. Una película sobre prejuicios y contrastes donde su fortaleza principal reside en el elenco, plagado de caras conocidas que aportan personalidad al largometraje.

Un debut de Fernando González Gómez más que esperado y que consigue estar a la altura, después de dirigir más de una treintena de cortometrajes. Estándar acaba de comenzar su paso por festivales, teniendo su premier mundial en la XVII edición del Festival de cine de comedia de Tarazona y el Moncayo. Con numerosas y futuras selecciones que aún no se pueden revelar, la nueva producción de Person’s Films & La Dalia Films solo acaba de despegar. 

Un lanzamiento que augura un futuro (que esperamos con ganas) con más creaciones como Estándar. Porque ya sabemos que Fernando se mueve en el cine como pez en el agua, y lo mismo da si se trata de comedia, thriller, cine social o documental, que a todo aporta su personalidad propia. ¿Con qué nos sorprenderá la próxima vez?

Únete a nuestro CANAL DE TELEGRAM

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí