La banda sonora del cortometraje documental español Paraíso en Llamas, dirigido por José Antonio Hergueta y nominado a los Premios Goya como Mejor Cortometraje Documental, está compuesta por la compositora española Isabel Royán.

En la siguiente entrevista, la compositora nos contará cómo fue el proceso de componer la música original para este cortometraje.

Entrevista a Isabel Royán 

Biografía de Isabel Royán 

Nacida en Málaga, Isabel Royán es compositora, orquestadora, pianista y diseñadora de sonido. 

Ha recibido las nominaciones a los Jerry Goldsmith Awards 2017 por El glóbulo de Bok (Mejor Composición Original) y por La Verónica (Mejor Banda Sonora para Cortometraje). También ha recibido la nominación a los premios PlayStation Talents por su trabajo en el videojuego Night and Day. Fue nominada a Mejor Banda Sonora para Videojuego en la edición de los premios Jerry GoldSmith del mismo año por la música de Paula, de Ikigai Gameworks. Asimismo, ha ganado junto a NoOBo Games el único premio otorgado por la AEVI en la Idea Game Jam 2019.

Es Licenciada en Composición Musical egresada del Conservatorio Superior de Música de Málaga. Se especializó en composición para cine en el Pacific Northwest Film Scoring Program en Seattle Film Institute, Washington. También es máster en Composición para Audiovisuales y Videojuegos, egresada del Centro Katarina Gurska y máster en Patrimonio Musical/Etnomusicología y Flamenco de la Universidad Internacional de Andalucía.

Ha compuesto la banda sonora a largometrajes de ficción y documentales, series, cortometrajes y videojuegos, y también a ballets, publicidad, libros, materiales educativos, sitios web, videoarte o colecciones de pintura. Asimismo, en su repertorio de conciertos se incluyen obras solistas, de cámara y orquestales, así como piezas electroacústicas y de electrónica en vivo.

Isabel Royán 

Entrevista

Sobre Paraíso en Llamas

Micaela Carballo/Cinemagavia: ¿Cómo fue la experiencia de componer la música original para el cortometraje Paraíso en Llamas?. Supongo que la historia te tocó muy de cerca ya que naciste en Málaga, lugar en el cual se narra la historia de este documental. ¿Crees que esto influyó de alguna manera a la hora de componer? 

Isabel Royán: La banda sonora de Paraíso en llamas ha sido un proyecto que de algún modo “ya estaba ahí”. Las calles, el mar, los colores de los edificios o del cielo de Málaga… eran elementos con los que he crecido y que ya sonaban de alguna manera para mí. 

Con el elemento más gris, la historia del asedio a la ciudad y la huida de muchos de nuestros familiares en el 37, pasó algo parecido, todos esos relatos de penurias, tristeza… forman parte de las historias que nos contaban nuestros abuelos y gente cercana.

Mi abuela quedó huérfana con 12 años en esa carretera hacia Almería, con cuatro hermanos a su cargo, y fue un trauma tan fuerte que la acompañó siempre, una historia que nos repetía aterrorizada. 

Cuando vi la película y el tratamiento que Jose Antonio Hergueta proponía me pareció un regalo cinematográfico, sentí una conexión inmediata con su lenguaje y para mí fue una ventana abierta para poder expresar musicalmente todo ese episodio histórico y personal tan complejo.

Paraíso en Llamas

La estructura y el lenguaje de la música

Micaela Carballo/Cinemagavia: ¿Cómo trabajaste la estructura de la música en relación a la imagen y a la voz en off? 

Isabel Royán: Realicé trabajo fuera y dentro de la imagen. Es una película con mucha música y ayuda a articular los distintos bloques narrativos en los que se divide la historia, así que trabajé la esencia musical de cada bloque. La música debía ayudar en muchos momentos a gestionar sensaciones que, intencionadamente, se presentaban algo gélidas, distantes. 

La voces en off para mí también han sido música, la profundidad de Koestler, Pedro Casablanc, la perplejidad y serenidad de Grepp, Ana del Arco… creo que son también banda sonora en el documental.

Micaela Carballo/Cinemagavia: ¿Hay un concepto estético que te sirvió para componer y pensar en el uso del lenguaje contemporáneo en la música? 

Isabel Royán: Pues, por una parte, el documental para mí tiene mucho de la esencia del videoarte: planos que son ideas en sí mismos, espacios durante la historia donde poder reflexionar, momentos rojos dentro de un pasado sepia y azul… era muy inspirador para trabajar con un lenguaje más abstracto, como de un tiempo que no se ha llegado a terminar. 

También pensé en cómo sonaba la guerra y cómo sonaba esta guerra, que se había producido casi “en silencio”. El componente de “ruido” y otras técnicas en los instrumentos me daban ese ambiente de “incomodidad” histórica, pero tenía que convivir con un componente muy humano y emocional, el de una generación arrasada. La banda sonora de una guerra no podía ser amable, pero sí que creí que ésta debía incluir cierta sanación.

Isabel Royán

El trabajo con los músicos

Micaela Carballo/Cinemagavia: Cuentanos sobre la experiencia en la grabación y el trabajo con los músicos, teniendo en cuenta que fuiste una de las intérpretes.

Isabel Royán: Creo que el papel de los vientos es de los que más he disfrutado, pude trabajar con ellos su convivencia con la electrónica y el diseño sonoro, cómo debían integrarse en esta idea, y fue muy bello. 

Con las cuerdas trabajamos lo más “humano” de esta historia, y el acordeón de Danny Peña fue un ingrediente que apareció en las propuestas y en el que luego insistí mucho, lo llenaba todo de nostalgia “fría”. 

Sobre el tema del piano, la recreación del Stormy Weather con Bárbara Bolívar en la voz, que es donde intervengo como pianista, también fue un regalo, era un tema compuesto en 1933 y que representaba muy bien la apatía y la tristeza tras la gran depresión. Al parecer Ethel Waters, la primera intérprete que lo popularizó, llegó incluso a negarse a cantarlo una vez pasada toda esa etapa “atormentada”.

Isabel Royán

 

Proyectos

Micaela Carballo/Cinemagavia: ¿Cuáles son tus proyectos hoy en día? No sólo en relación a la música de audiovisuales, sino también a la música de concierto. Y cómo es la situación hoy con esta nueva normalidad de Pandemia Mundial?

Isabel Royán: Actualmente me encuentro ya trabajando en la banda sonora del largometraje Alegría, de Violeta Salama y La Claqueta PC, que se rueda ya estos días en Melilla.

Recientemente también he finalizado dos bandas sonoras que he disfrutado mucho y que pronto verán la luz: La pequeña Leona y Primavera. Este año tengo además la enorme suerte de trabajar de nuevo en varios proyectos documentales y realizaremos la grabación de Asakami: a soul’s journey, una banda sonora para videojuego, tengo muchas ganas de trabajar con la orquesta en estas piezas. 

Para música de concierto este 2021 tengo encargos para obras de cámaras y saldrá el cedé donde se incluye mi obra para orquesta Hacia el Púlsar, me siento muy afortunada. 

Con toda esta situación de la pandemia, aunque he tenido la suerte de continuar componiendo, lo más complicado ha sido llevar a cabo las grabaciones y la producción en general, todo el tema de la movilidad y las medidas han prolongado un poco los procesos, pero creo que los músicos se han adaptado de la mejor manera posible.

La situación de las mujeres compositoras

Micaela Carballo/Cinemagavia: ¿Cómo ves la situación de las mujeres compositoras de cine en España hoy en día?

Isabel Royán: Creo que las compositoras españolas cada vez están más presentes en el audiovisual, este año tenemos nominadas a los premios Goya por música original, algo que no sucedía desde hace bastante, y en general la presencia se está normalizando poco a poco. 

Diría que el panorama está cambiando positivamente desde hace unos años hasta ahora, y creo que toda la labor que se ha ido haciendo de visibilización va dando sus frutos, sobre todo para que quienes están creando cine tengan una paleta aún más amplia donde escoger a su creador o creadora musical.

Perfil de Isabel Royán en IMDB

Únete a nuestro CANAL DE TELEGRAM

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí