Las apariencias es el título de este largometraje franco-belga, fabulosa mezcla de thriller con crítica moral. La importancia de mantenerlas en una sociedad, en este caso la de unos personajes franceses viviendo en Viena. Serán cruciales y peligrosas, siendo un reflejo del complejo mundo entre las parejas, en el cual vivimos.

Producida en 2020 por Thelma Films, SND y Scope Pictures, dirigida por Marc Fitoussi, ganador a lo largo de su carrera de varios premios. Ha logrado, sin duda, una entretenida y sorprendente película.

Por supuesto, su éxito se debe en gran parte también, a las interpretaciones de actores carismáticos. Tales como Benjamín Biolay, cantautor, compositor y productor discográfico francés. Quizás éste sea el motivo de representar magistralmente, el papel de un reconocido y afamado director de orquesta. Discreto y cauteloso a la hora de encubrir una relación extra matrimonial.

De su esposa en el film, interpretado por la gran Karin Viard, conocida por su papel en “La familia Bélier”, “Delicatessen“, etc. Podríamos decir que su amor por su esposo y aferrarse a él a cualquier precio, será la perdición de ambos.

La tercera en discordia, la amante, interpretada por Pascale Arbillot, con una larga trayectoria en su país de origen, esconde un turbio pasado. Error que también tendrá que pagar caro, llegando a perder su trabajo. Estreno el 16 de julio en cines.



Las apariencias

Crítica de ‘Las apariencias’

Ficha Técnica

Título: Las apariencias
Título original: Les apparences

Reparto:
Karin Viard (Eve Monlibert)
Pascale Arbillot (Clémence)
Benjamin Biolay (Henri Monlibert)
Lucas Englander (Jonas Karez)
Laetitia Dosch (Tina Brunner)
Louise Coldefy (El periodista)
Evelyne Buyle (Madame Belin)
Philippe Dusseau (Bertrand)
Xavier De Guillebon (Thibault)
Laetitia Spigarelli (Sophie)
Martin Bermoser (Werner)
Batiste Sornin (Bruno)

Año: 2020
Duración: 110 min.
País: Francia
Director: Marc Fitoussi
Guion: Sylvie Dauvillier. Novela: Karin Alvtegen-Lundberg
Fotografía: Antoine Roch
Música: Bertrand Burgalat
Género: Thriller psicológico
Distribuidor: Adso Films

Filmaffinity

IMDB

Tráiler de ‘Las apariencias’

Sinopsis

Ève y Henri forman un matrimonio aparentemente feliz, con un hijo en común. La pareja lleva una vida privilegiada en el seno de un pequeño círculo francés afincado en la capital austríaca. Ellos son “la crème de la crème”. Sin embargo, esta imagen perfecta se desmorona cuando ella sospecha que su marido la puede estar engañando. Es entonces cuando trata de vengarse y esto los llevará a una espiral irreversible… (Adso Films)



Viviendo cara al escaparate

No resulta para nada extraordinario, comprobar como a medida que se pertenece a una clase social más elevada, mucho más se tiene que perder. Indudablemente es el caso de los protagonistas y sus amigos en Las apariencias.

Descubrir que se está siendo engañada por el marido, y con alguien del entorno, no debe resultar agradable. Quizás sea el momento de plantearse lo oportuno de continuar con esa relación. De hecho es lo que el esposo le llega a reprochar, ya casi al final de la película, pensando que todo ha sido por mantener el “estatus“. Sin embargo, incluso por encima de la ambición, hay algo más poderoso llamado “AMOR”.

En esta formidable producción, hay momentos cómicos, patéticos e incluso dramáticos, en los que prima la supervivencia. Por eso se trata de un thriller. Poco a poco se van revelando datos de la personalidad de sus personajes que van inquietando al espectador.

Las apariencias
Fotos de MADAVENUE PR

Obsesiones que resultan fatales

De sobra conocemos enfermedades mentales que, por estar ocultas, es decir sin apariencia física, pueden llegar a ser fatales.

En Las apariencias no podía faltar este problema, que por el hecho de no ser visible, es menos habitual de lo que pensamos. Se trata también de aparentar una “normalidad” que no existe.

Por ejemplo las obsesiones. Las hay de todo tipo. Desde manías banales como levantarse cada día con el mismo pie, colocar los objetos de decoración de la misma manera, etc. Hasta verdaderos desórdenes peligrosos de conducta: la obsesión amorosa. Concentrar toda la atención en una sola persona, idealizarla, creer incluso que se es correspondido cuando no se es.

Suelen ser personas con baja autoestima que intentan poseer el objeto de su amor. Es el caso de otro de los personajes. Alguien totalmente imprevisible. El joven actor austríaco Lucas Englander, da vida a un psicópata con apariencia de lo más normal. La nota perturbadora en esta historia de hipocresías, apariencias y engaños.

Les apparences
Foto de MADAVENUE PR

Una sociedad de privilegiados

El escenario es la bonita ciudad de Viena, capital de Austria, capital musical de Europa.

En Las apariencias, la hermosa y cuidada fotografía, sumerge en ese mundo de “cultura” y altas clases sociales. Una crónica social, perversa e irónica a partes iguales.

Basada en la novela “Engaños“, llegando a ser Best seller de la escritora y guionista sueca Karin Alvtegen. No se trata de la típica novela negra, de suspense. Más bien se trata de un “vals”, conocido baile vienés de la alta sociedad, entre la pareja protagonista. De ahí quizás el otro título provisional de “Valses de Viena”.

Tampoco es casualidad que el mayor compositor de valses Johann Strauss, al crear uno de los más conocidos como es “El Danubio Azul“, fuera una crítica social. Ya en su tiempo, mediados del siglo XIX, el color azul, hacía referencia a la envidia, en este caso de las altas clases sociales. Las que tenían suficiente dinero para hacerle popular, sin que ellas imaginaran que Las apariencias engañan. Que el engaño no era únicamente una herramienta en sus manos, sino también del compositor que los distraía.

Les apparences
Foto de MADAVENUE PR

Conclusión de ‘Las apariencias’

Excelente película, donde Las apariencias son fundamentales para mantener. Todos los actores interpretan elogiosamente sus papeles, motivando a sentir apego y compasión o desprecio por alguno de ellos.

El ritmo es el adecuado en todo momento, con escenas tranquilas que dan paso a otras escalofriantes. Entretenimiento asegurado y un fin abierto a la reflexión.

¿Hasta cuánto se es capaz de soportar por amor? ¿Quizás es el temor a perder la privilegiada y cómoda situación de uno? o ¿Ambas a la vez?

Únete a nuestro CANAL DE TELEGRAM

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí