El director Craig William Macneill (The Boy, Henley) trajo en 2018 a la gran pantalla la historia real de Lizzy Borden, uno de los crímenes más famosos de Estados Unidos. La película Lizzie, que cuenta con las actuaciones de Chloë Sevigny y Kristen Stewart, se estrenará en Filmin el próximo 21 de enero de 2022.



Lizzie

Crítica de 'Lizzie'

Título: Lizzie
Título original: Lizzie

Reparto:
Chloë Sevigny (Lizzie Borden)
Kristen Stewart (Bridget Sullivan)
Jamey Sheridan (Andrew Borden)
Fiona Shaw (Abby Borden)
Kim Dickens (Emma Borden)
Denis O'Hare (John Morse)
Jay Huguley (William Henry Moody)
Jody Matzer (Deputy Fleet)

Año: 2018
Duración: 105 min.
País: Estados Unidos
Director: Craig William Macneill
Guion: Bryce Kass
Fotografía: Noah Greenberg
Música: Jeff Russo
Género: Thriller. Biográfico
Distribuidor: Filmin

Filmaffinity

IMDB

Tráiler de 'Lizzie'

Sinopsis

Chloë Sevigny y Kristen Stewart son las protagonistas de este perturbador thriller histórico sobre uno de los crímenes más infamemente célebres de Estados Unidos.

En 1892, la familia Borden contrata a Bridget Sullivan (Kristen Stewart) para ser su nueva criada. Bridget entabla rápidamente amistad con Lizzie Borden (Chloë Sevigny) y la intimidad entre ambas crece hasta crear una fuerte tensión entre los miembros de la familia, que acaba desatando un suceso inimaginable. (Filmin)

Dónde se puede ver la película



La luz al final del túnel

Macneill presenta una revisión del famoso homicidio en la casa de la familia Borden. Este largometraje, que en un principio iba a ser una mini serie, no se queda corto en cuanto a mostrar detalles y explicaciones.

Comenzando por el principio, la película se estructura de manera anacrónica. Sabemos que ha habido un asesinato, ahora tendrán que enseñarnos cómo ha sucedido. Si bien es cierto que se dan varios saltos temporales a lo largo de la película, resulta sencillo seguir la trama ya que se hace uso del color para mostrar las diferentes épocas.

Este uso del color y de la iluminación en concreto resultan de lo más esclarecedor. En los primeros minutos de metraje, Lizzie comenta que a su padre le gusta la oscuridad, que la luz le parece demasiado ostentosa. Por esta razón, hay una clara diferencia en las escenas en las que aparece el padre o el resto de la familia, que son mucho más apagadas, y en las que únicamente se encuentran Lizzie (Chloë Sevigny) y su empleada doméstica, Bridget (Kristen Stewart).

Lizzie, además, va cobrándose de luz conforme la propia protagonista comienza a vislumbrar su destino. Cuando toma las decisiones, por hórridas que estas sean, comienza a darse cuenta de que está a un paso de la libertad. Más cerca del final del túnel.

Lizzie
Copyright Filmin

Tu pecado te perseguirá

"Tu pecado te perseguirá". Este escrito aparece en una de las cartas que Andrew Borden, padre de Lizzie, recibe como amenaza. Y nada más lejos de la realidad.

La película deja entrever la existencia de muchas de las teorías que se han ido suscitando en torno al caso durante años y que, lastimosamente, nunca podrán confirmarse. Que si Lizzie tenía una enfermedad mental, que si todo fue por motivos económicos, que si mantenía una relación lésbica con Bridget... Mas en realidad la razón más latente y que más peso denota en la narrativa es, una vez más, la sociedad machista en la que le ha tocado vivir.

Spoiler

El padre de Lizzie es un hombre autoritario y violento tanto verbalmente como físicamente. Pretende manejar a su antojo las propiedades de sus hijas así como dejarlas fuera de su testamento pues confía más en el criterio económico de su ex cuñado.

Además, por si el hecho de pretender controlar completamente la vida de sus hijas y querer internar a Lizzie en un psiquiátrico no fuese poco, sistemáticamente abusa sexualmente de Bridget y probablemente del resto de sus empleadas, ya que se hacen varias menciones a la cantidad de criadas que han tenido y lo poco que duran en el servicio. Y también suelta alguna perlita homófoba, toda una joya de señor.

[plegar]

No es únicamente con su familia donde reside el problema, aunque sí es cierto que la mayor parte de este se encuentra de puertas hacia dentro de la residencia Borden. Sino que Lizzie es completamente incapaz de realizar una acción en público sin que su padre se entere. Nadie le permite que sea responsable de sus actos, nadie le deja vivir libremente y tomar sus propias decisiones.

Lizzie nos presenta a una protagonista de lo más humana en un desborde de emociones reprimidas. Y si bien nunca se sabrá si determinadas acciones fueron realizadas con verdadero sentimiento o estratégicamente, no pasa nada. Porque se nos permite conocer a una Lizzie Borden que va más allá de la leyenda de la asesina del hacha.

Chloë Sevigny, Kristen Stewart,
Copyright Filmin

Dos maravillas con S

Las dos actrices protagónicas en la cinta sin lugar a dudas son Cloë Sevigny y Kristen Stewart. Ambas forman un dúo lo suficientemente químico como para que las escenas lésbicas no resulten forzadas o consigan sacar al espectador de la película.

Destacar a Sevigny sobre el resto del elenco no es nada difícil pues su sobresaliente actuación prepondera sobre todo el resto del reparto. En este se encuentran otros actores y actrices como un violento Jamey Sheridan (Chicago Hope, Ley y Orden), un inquietante Denis O'Hare (American Horror Story, True Blood), una ingenua Kim Dickens (Perdida, Fear The Walking Dead) o una frívola Fiona Shaw (Killing Eve, Harry Potter); quienes presentan unos personajes de lo más convincentes.

El dueto Sevigny-Stewart, como se mencionaba anteriormente, es tan inocente como sexual de un momento a otro. Y aunque sea el personaje de Lizzie el que acaba opacando a los demás en cierto modo durante toda la película, no se puede ignorar el hecho de que todos los trabajos interpretativos son muy acertados.

Lizzie
Copyright Filmin

Conclusión de 'Lizzie'

Craig William Macneill muestra con Lizzie un thriller desde un apasionante y sensible prisma femenino. Si bien la simpatía que la película hace sentir por la protagonista no es suficiente para justificar sus crímenes, se muestra un buen retrato de la aristocracia de finales del siglo XIX, una ingeniosa historia de venganza y a una mujer que ha aprendido a las malas cómo hacerse un lugar en un mundo eminentemente masculino.

Únete a nuestro CANAL DE TELEGRAM