Quatre Films y Eddie Saeta lanzan una campaña de crowdfunding para Un blues para Teherán, la ópera prima de Javier Tolentino.

Una mirada cinematográfica y una aproximación desde el arte que más le conmueve a Javier Tolentino que servirá como oportunidad para conocer de primera mano los sueños e inquietudes de unos protagonistas que nos demostrarán que, pese a pertenecer a culturas diferentes, no somos tan distintos.

Campaña de crowdfunding para ‘Un blues para Teherán’

Javier Tolentino se inicia en la dirección de largometrajes con Un blues para Teherán, con la que rinde su particular homenaje al pueblo iraní. Para conseguir completar la financiación, el equipo inicia una campaña de crowdfunding que le permita volver a Irán y finalizar el rodaje.

Producida por Quatre Films y la productora de Luis Miñarro, Eddie Saeta, la película busca completar financiación a través de una campaña de crowdfunding que acaban de lanzar. La idea es conseguir ese impulso final para volver a Irán y terminar de filmar esas historias. Un cuaderno de viaje, un poemario de Hafez, una botella de vino valenciano o la aparición en los títulos de crédito son algunas de las recompensas fijadas a quienes deseen contribuir con la película.

Un blues para Teherán

Javier Tolentino, de la radio a la dirección de un largometraje

El periodista radiofónico Javier Tolentino, que dirige desde hace veinte años el mítico programa de cine El séptimo vicio en Radio 3, salta a la dirección con el largometraje Un blues para Teherán, con el que rinde su particular homenaje al pueblo iraní.

Quiero contar la historia del pueblo iraní, de la cotidianidad de sus vidas, de los que pescan en el Caspio y te venden sus arroces, para tender puentes y abrir un diálogo a un país misterioso sobre el que nosotros, los occidentales, levantamos ciertos estigmas y prejuicios”, comenta Tolentino.

Un blues para Teherán

Un largo viaje en busca de una historia que contar

Con su equipo, viajaron a Irán el pasado verano para dar con esas historias, esos pequeños fragmentos que describen la realidad de un pueblo en el que tradición y modernidad conviven y se confrontan. Y dieron con Erfan, un joven bufo e irónico, que se constituía como la metáfora perfecta de todo un país, perdido y dividido entre sus dogmas y sus ansias de progreso. Él fue el vehículo a través del cual llegaron a conocer al resto de personajes que compondrían este blues, Mehraein, Bahman, Golmehr, Asghar, Army, Yasi y Meysam.

Un blues para Teherán no es una película épica ni política, sino un viaje que derribará estereotipos construidos sobre la sociedad iraní”, aclara Tolentino.

Vídeo promocional

Más información

Si quieres participar en el proyecto dirígete a esta dirección: https://www.verkami.com/projects/24658-un-blues-para-teheran

Únete a nuestro CANAL DE TELEGRAM

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí