Criogenización: vivir dos veces (Hope Frozen). Dirigida por Pailin Wedel, una producción documental original de Netflix del año 2018, cuenta la historia de un científico budista, que decide criogenizar a su hija muerta por cáncer, esperando que en un futuro puede despertar. Se puede ver en Netflix desde el 15 de septiembre.



Criogenización: vivir dos veces (Hope Frozen)

Crítica de Criogenización: vivir dos veces (Hope Frozen)

Título: Criogenización: vivir dos veces
Título original: Hope Frozen: A Quest to Live Twice

Reparto:

Año: 2018
Duración: 75 min.
País: Tailandia
Director: Pailin Wedel
Guion: Nina Ijäs, Pailin Wedel
Fotografía: Mark Dobbin, Mikael Enlund, Julian Hadden, Mark Oltmanns, Martijn Payens
Música: Phasura Chanvititkul
Género: Documental
Distribuidor: Netflix

Filmaffinity

IMDB

Tráiler de Criogenización: vivir dos veces (Hope Frozen)

Sinopsis

Un científico tailandés y su familia deciden criogenizar a su bebé, una niña con una enfermedad terminal. El documental narra las vicisitudes del proceso. (Netflix)

Donde se puede ver el documental



¿Hay vida después de la muerte y después de la criogenización?

Con la misma certeza que un religioso podría dudar de la existencia de la vida después de la muerte y por ende de un cielo/infierno, el médico de Alcor (Life Extension) en California, responde: “no lo sabemos con seguridad”. 

Pero por esta razón tan contundente, nadie deja de ser religioso, o se deja de invertir tiempo y dinero en la ciencia. Ambas respuestas, las desconocemos al 100 % y no hay certeza alguna… son todas suposiciones, que nos hacen vivir con mucha “esperanza congelada” pero vivir y ocupar nuestro tiempo, al final del día.

Títulos y concepto 

Los títulos del documental Criogenización: vivir dos veces (Hope Frozen) aparecen derretidos. Finalmente y lejos de seguir deformando, las letras se rearman rápidamente en foco y vuelven a recomponerse.

El concepto y esperanza de cada uno de los protagonistas (porque no hay antagonistas o enemigos, no hay otras voces que digan lo contrario) está desde el título inicial del documental. Hay un solo antagonista y enemigo: la muerte.

Criogenización: vivir dos veces

Sembrando más preguntas

Al ver Criogenización: vivir dos veces (Hope Frozen), más allá de calificarla como una película documental, hacer el análisis respectivo audiovisual y ver su estructura narrativa, es una historia que nos deja muchísimas preguntas, quizás más que antes y quizás más pesadas que antes.

Siembra preguntas que tienen que ver con el destino del ser humano y con lo que siempre nos preguntamos todos y todas a través de los tiempos: si la muerte es una enfermedad que se puede curar.

Hope Frozen

Una familia particular

Criogenización: vivir dos veces (Hope Frozen) cuenta la historia de una familia que decide criogenizar a su hija pequeña muerta por cáncer. A partir de allí y a veces con demasiados golpes bajos (la parte más negativa de la película, pero aún así siendo negativa, es quizás lo que lleva a estas personas a llevar a tomar esta decisión) un sentimiento de angustia profundísimo y no hay otra forma de mostrarlo.

Madre, padre e hijo, buscan científicamente la solución para volver a la vida a su tan amada hija y hermana.

Criogenización: vivir dos veces

Buenas metáforas

Criogenización: vivir dos veces (Hope Frozen) tiene grandes momentos de metáforas visuales, como cuando la madre y el padre van caminando con botas de lluvia dentro de un río, que no deja de fluir hacia adelante.

El río es la vida, fluye… pero ellos deciden como seres humanos, llegar hasta el centro del río y frenar sus pasos para mirar como el agua fluye hacia adelante. 

Ellos, dentro del río vendrían a ser como sus pensamientos,  la vida fluye, el río fluye, el agua corre, pero ellos con la mirada fija y pensando en volver a traer a su hija. 

Hope Frozen

Tiempo

Hay mucho tiempo en pantalla, muchos viajes, idas y vueltas. En un momento hasta pensamos que había un error de montaje y en realidad, fue una gran elipsis, pasó mucho tiempo, sin fundidos, sin placas, sin explicaciones. Matrix, el hijo, ingresa como monje novicio, le sacan todo el pelo de su cara hasta el pelo de las cejas. Y nos cuenta que quizás aquí encuentre un poco de paz por la muerte de su hermana.

Corte a: la misma persona con el pelo más crecido, lejos de la espiritualidad y mundo interno de los monjes, para meterse de lleno nuevamente en la ciencia.

Nuevas formas de pensar al ser humano

Películas como Criogenización: vivir dos veces (Hope Frozen), abren preguntas y nuevas formas de pensar en la vida.  Entonces, empezamos a preguntarnos y a ahondar sobre temas éticos, morales y religiosos. 

Nos damos cuenta que si investigamos sólo un poco, esta familia no es “tan particular” encontramos un montón de gente con la misma motivación. 

Muchísima gente invirtiendo todo su tiempo y dinero, en curar la muerte. Acercándose a algo parecido que tiene que ver con la juventud y vida eterna del ser humano.

Criogenización: vivir dos veces

Lejos del SCFI y bien real

Hay películas de terror, violencia y ciencia ficción, que avisan en una placa: “algunas imágenes pueden dañar la sensibilidad del espectador” en este documental, muchas veces pestañas pensando si era un documental o serán actores. Hay escenas que intelectualmente y emocionalmente, cuesta mucho digerirlas.

Cuando van a Alcor Life Extension, dónde está criogenizada la niña, notamos rápidamente que en esta historia, la madre somos nosotros, los espectadores.

No paraba de llorar cuando le explicaban que habían hecho con el cuerpo de su hija para para ponerlo en nitrógeno y ponerlo a 109 grados bajo cero… explicando cómo le habían sacado la sangre y los órganos. 

Realmente es muy desagradable que le expliquen de una manera tan científica y fría a alguien que tuvo tanto amor por un ser humano todo esos procesos.

La madre, nosotros, estamos totalmente impresionados. El padre y el hijo escuchan fascinados, aunque en un momento el hijo llora. Pero el padre está con la mente en la cura de la enfermedad a su hija: que es la muerte. Con una idea muy fija, con una certeza muy concreta y sabiendo, que será realidad en algún momento.

Conclusión extendida I: poética y abstracta

Nos proponen pensar exponencialmente de aquí a doscientos, trescientos, cuatrocientos, quinientos años… y quizás nuestra cabeza, no entiende el concepto de un tiempo tan avanzado. 

Una palabra, envuelve y resume todo este desorden desconocido temporal e inabarcable: infinito.

Nos encontramos frente a un infinito que quizás a veces nos asusta, o como diría el gran poeta italiano Giacomo Leopardi en el poema “El infinito”:

 “…en este infinito silencio, voy comparando mi voz… por poco, el corazón no se asusta…”

Quizás todo tenga que ver con esa palabra. Con lo que dice Luc Besson en Lucy, con lo que dice Wally Pitfer en Trascendencia: somos infinitos. Pero estando en la tierra, nos sentimos muy terrenales y muy mortales.

Quizás sea una reflexión demasiado profunda, en la que cada uno, cada una, la pensara de acuerdo al estado de ánimo en que se encuentre y en qué momento de la vida este al momento de poner play.

Aporte muy interesante de Netflix a nivel documental.

Hope Frozen

Conclusión II: científica y comprobable

Ya no se trata de pensar en la cura de envejecimiento, en arrugas, contorno del cuerpo que flota en nuestra terrenal gravedad. 

Todos sabemos que los avances tecnológicos en la medicina general han sido exponenciales en los últimos años como nunca antes en la historia. 

Hoy no podemos separar ni pensar, la medicina sin la tecnología. Y no es descabellado pensar que la tecnología y las máquinas, no solo nos van a reemplazar en muchas áreas de nuestra vida, sino que nos van a dar la posibilidad de rejuvenecer y hasta de vivir indefinidamente. 

Estamos hablando de rejuvenecimiento total celular y vida eterna. Como las películas que nos hablan de mundos distópicos, que están fuera de nuestro alcance… o al menos eso creíamos. 

Estos avances científicos son los que van a dar el verdadero cambio a la humanidad en los próximos años. 

Para hablar a grandes rasgos de lo que se está creando en el mundo a nivel instituciones, laboratorios e investigaciones (que se están realizando en este preciso momento) citamos brevemente a un científico venezolano: Jose Luis Cordeiro.

Interesado en la eternidad

Cordeiro es un científico venezolano, director del Millennium Project, Profesor adjunto del instituto de Física y Tecnología de Moscú y Profesor Fundador de la Singularity University (centro de investigaciones de la NASA) creada por Google y la NASA.

Quizás no estemos preparados y preparados para este cambio de paradigma que esta revolución biotecnológica va a tener lugar en los próximos años.

Esta revolución, no viene del sector médico, viene del sector informático. Y tiene como objetivo: cambiar el destino del ser humano a través de la ciencia y la informática.

Cordeiro, nos asegura que el envejecimiento no sólo es curable, sino que vamos a vivir indefinidamente. En el año 2045 morir va a ser opcional y el ser humano va a poder vivir indefinidamente, además de controlar el envejecimiento y rejuvenecernos cada día más.

Criogenización: vivir dos veces

Diálogo de película

La posibilidad de una vida eterna, dicho por sus propias palabras: …”Yo no pienso morir, no está en mis planes. Y en 30 años yo pienso no ser 30 años más viejo que hoy, pienso ser más joven, porque vamos a tener las tecnologías para rejuvenecer y vivir indefinidamente”…

Cordeiro no sólo habla de rejuvenecer y ser más joven,  sino de no morir.

En España se hizo un experimento con ratones y se llegó a triplicar la vida de los ratones; hoy tenemos ratones que vivirían el equivalente a 300 años humanos.

Grandes interesados

Cuenta que hay 3 casos que van a cambiar el mundo en las próximas décadas y que se están haciendo hoy:

Microsoft,  anunció que en 10 años va a curar el cáncer.

Facebook, Mark Zuckerberg y su esposa Priscilla Chan (médica), están haciendo una fundación para curar todas las enfermedades. Donado 60 billones de dólares para crear el Centro Biotecnológico en San Francisco, con las tres universidades principales del lugar:  Stanford, California San Francisco y Berkeley.

Google, fundó la CALICO, qué ha donado sumas millonarias para curar “El envejecimiento del ser humano”.

Estas instituciones, que se están creando, son las que van a realizar un verdadero cambio en la vida de los seres humanos. No va a ser una tecnología de vida al alcance solamente de los ricos, va a ser para todo el que quiera tenerla a su alcance.

Lo mismo que pensábamos de los celulares en el inicio, eran tecnologías muy complejas, muy caras que sólo las tenían las personas de poder adquisitivo. Hoy todo el mundo tiene un celular.

La promesa de vida eterna…

Se aleja de la ciencia ficción. Científicos y grandes compañías prometen que elegir la vida eterna va a ser una elección personal y que va a estar al alcance de todo el mundo.

Es un concepto bastante complejo y difícil de aceptar. Si una cosa es segura es que la tecnología avanza mucho más rápido, que nosotros, a nivel moral y ético.

Cine y vida

Tocar estos temas cinematográficamente, sobre todo en un arte que manipula el tiempo y las memorias, en este caso habla de un tiempo congelado que se pueden revivir en el futuro. Esta película fue enterrada en la bóveda de la niña, para que en algún momento, si despierta la pueda ver.

Criogenización: vivir dos veces (Hope Frozen) arrastra muchos puntos de interés. Una película más que interesante, de una corta duración, muy compleja quizás para para procesar a nivel moral, social, científico y religioso.

Únete a nuestro CANAL DE TELEGRAM

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí