Sabina Fedeli y Anna Migotto dirigen el documental Descubriendo a Anna Frank. Historias paralelas. A través de la narración de Helen Mirren, ganadora del Óscar, se revive la historia de la famosa escritora alemana. La película ha contado con cinco supervivientes, que eran coetáneas y compartían ciertos aspectos socioculturales con Frank, sus nombres son: Arianna Szörenyi, Sarah Lichtsztejn-Montard, Helga Weiss y las hermanas Andra y Tatiana Bucci.

Por otro lado, el film se estrenó en España en el BCN Film Fest, obteniendo una recepción positiva. Llega a la sala de cine virtual de A Contracorriente Films el próximo 22 de mayo, además de estar disponible en plataformas digitales como Movistar+, Vodafone o Rakuten TV.



Descubriendo a Anna Frank. Historias paralelas

Crítica de ‘Descubriendo a Anna Frank. Historias paralelas’

Ficha Técnica

Título: Descubriendo a Anna Frank. Historias paralelas
Título original: #AnneFrank. Vite parallele

Reparto:
Helen Mirren (Narradora)

Año: 2019
Duración: 92 min
País: Italia
Dirección: Sabina Fedeli y Anna Migotto
Guion: Sabina Fedeli y Anna Migotto
Música: Lele Marchitelli
Género: Documental
Distribuidora: A Contracorriente Films

Filmaffinity

IMDb

Tráiler de ‘Descubriendo a Anna Frank. Historias paralelas’

Sinopsis de ‘Descubriendo a Anna Frank. Historias paralelas’

La actriz ganadora del Óscar, Helen Mirren, conduce Descubriendo a Anna Frank. Historias paralelas, que explica la vida de Anna Frank a través de las páginas de su diario: un texto extraordinario que ha dado a conocer la tragedia del nazismo a millones de lectores en todo el mundo. La historia de Anna se entrelaza con la de cinco supervivientes del Holocausto, adolescentes como ella, con los mismos ideales, el mismo deseo de vivir, el mismo coraje: Arianna Szörenyi, Sarah Lichtsztejn-Montard, Helga Weiss y las hermanas Andra y Tatiana Bucci. (A CONTRACORRIENTE FILMS)



Descubriendo a Anna Frank. Historias paralelas
Foto de A Contracorriente Films

La herencia del dolor

Sabina Fedeli y Anna Migotto reviven uno de los episodios más cruentos de la historia de la humanidad: el Holocausto. Es innegable que las atrocidades que se cometieron durante el nazismo son incontables. Por lo cual, con Descubriendo a Anna Frank. Historias paralelas se pone sobre la mesa las vivencias de la afamada escritora. Junto a ella, varios relatos de otras mujeres, de la misma edad o circunstancias que la alemana, cuentan las terribles experiencias y secuelas que vivieron. La forma en la que lo encuadran no es edulcorada, es cruda y dolorosa, pero, también, han sabido moldearlo para hacerlo desde una perspectiva luminosa. La manera en la que lo cuentan y cómo crean esos puntos de unión con Frank, hacen de este recorrido narrativo una delicia. Por ello, ayudan a comprender que no es algo tan lejano de la sociedad actual y que sigue latente. 

Después, la narración como nexo es un acierto, dado que tiene un golpe de efecto y un significado atractivo y que funciona perfectamente como vehículo de expresividad. Sin embargo, la brillantez con la que van convergiendo las líneas narrativas de las historias de estas mujeres, se ven opacadas por una de las maestras de ceremonias. Es más, no se termina de comprender lo que quiere transmitir con sus viajes y comentarios, que se quedan en un plano excesivamente banal. Aun así, la balanza se equilibra con el mensaje bien introducido y desarrollado de cómo afecta a la descendencia de las víctimas de los campos de concentración. Además, lo realizan a través de distintas generaciones, otorgando una construcción enriquecida y diversa. Por lo cual, hay esa introspección en la que se hace partícipe al espectador.

Foto de A Contracorriente Films

El icono perdido

Helen Mirren ha sido la actriz seleccionada para acompañar las palabras de Anna Frank en Descubriendo a Anna Frank. Historias paralelas. La actriz es la encargada de narrar varios pasajes del famoso diario, mostrando una expresión magnífica con un sumo cuidado en controlar todas las emociones que emanan del libro. Asimismo, la dicción, la tonalidad y el ritmo de la narración son certeros, claros y envuelven al público dentro de la reflexión. A ello, hay que sumar la gran sensibilidad que muestra en pantalla, con una expresividad y un movimiento ante la cámara sutil, pero lleno de emoción. Sería conveniente subrayar que Mirren es, sin duda, de lo mejor de la película, dándole vigorosidad a las historias que se están relatando, unida al trasfondo histórico que las une.

No obstante, no ocurre lo mismo con Martina Gatti. Como se ha comentado anteriormente, este punto de unión se hace algo superficial y la forma de enseñar a Gatti y ese camino por la historia podría no ser el conveniente. Mientras que Mirren sabe gestionar la energía ante la pantalla, Gatti se pierde en una indiferencia que no aporta ni de forma narrativa ni expresiva. Inclusive, en cierta forma, es lo que rompe toda la sinergia que se establece con el resto de personas que participan en la cinta. Por suerte, esta participación confusa se compensa con la firmeza de las supervivientes. Cada una de ellas es historia viva y, sin duda, es un regalo no solo para el público, sino para la propia humanidad. Solo ya por eso, merece la pena escucharlas y ver el film.

Descubriendo a Anna Frank. Historias paralelas
Foto de A Contracorriente Films

Un viaje hacia el presente

Buscar la diferencia en una temática explotada en el cine en varias formas, hace que la disposición técnica sea imprescindible para desmarcarse de otros proyectos. Con Descubriendo a Anna Frank. Historias paralelas hay una intencionalidad muy interesante, en la que no se pone el foco solo en narrar las vivencias, sino la repercusión que hay en la actualidad. De esta manera, la estructura invade la concepción de cómo para hablar del ahora, es importante revisionar el pasado. Gracias a ello, da un esqueleto audiovisual original, ya que se percibe en la forma que ha sido montada la película, ese mensaje de la herencia del pasado, del peso de la Historia. Por lo cual, se desmarca de la estructura general del género documental, para ir en busca de unas líneas creativas que le ayuden a expandir el concepto en ambos mundos: el pasado y el presente.

Después, la dirección de fotografía es fantástica, no se puede negar que hay un cuidado de la imagen increíble. Junto al material de archivo, se conjugan ambas en un retrato personal y riguroso de lo que supuso, a nivel humano, esas experiencias. Por otra parte, la dirección artística, en especial en los escenarios claves, tienen un cuidado y un detalle muy mágico. Sin embargo, en las partes en las que participa Gatti, hay momentos que no termina de establecerse bien el lugar, hay cierta confusión espacial, aunque no opaca lo fascinante de los lugares que salen a escena. Luego, el buen uso de la imagen se ve bien combinado con una banda sonora acorde. Gracias a un hilo musical en el que se puede sentir la contemplación y el aprendizaje. Por lo tanto, un film con una calidad técnica atractiva, pero que, por lo narrativo, no brilla como pudiera.

#AnneFrank. Parallel Stories
Foto de A Contracorriente Films

Conclusión

Descubriendo a Anna Frank. Historias paralelas es un documental que merece ser escuchado por las víctimas y el mensaje que hay en él. Asimismo, se hace una reflexión de cómo las generaciones actuales son herederos de ese sufrimiento y cuál es su papel hacia ello. Por otro lado, las personas involucradas en esta película ofrecen unas vivencias increíbles, que junto a una narración excelente de Helen Mirren, es una introspección imprescindible. Sin embargo, Martina Gatti y su punto de unión no se terminan de comprender y se quedan en un plano más superficial. Ese contraste algo confuso es lo que hace que no termine de brillar, pese a toda el potencial que tiene. Aun así, es un documental interesante y notable. Una mirada hacia el pasado sin perder nunca el presente y con vistas al futuro.

Únete a nuestro CANAL DE TELEGRAM

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí