El Libro de Piedra es un filme clásico del cine de terror de México. Retrata la fantasmagoría y la hechicería, así como la maldad en la infancia. Dirigida por Carlos Enrique Taboada. Protagonizan Marga López, Joaquín Cordero y Norma Lazareno.



El Libro de Piedra

Crítica de El Libro de Piedra

Ficha Técnica

Título: El libro de piedra
Título original: El libro de piedra

Reparto:
Marga López (Julia Septién)
Joaquín Cordero (Eugenio Ruvalcaba)
Norma Lazareno (Mariana)
Aldo Monti (Carlos)
Lucy Buj (Silvia)
Rafael Llamas (Profesor Esquivias)
Ada Carrasco (Paulina)
Lilia Castillo (Herminia)
Manuel Dondé (Bruno)

Año: 1969
Duración: 99 min.
País: México
Director: Carlos Enrique Taboada
Guion: Carlos Enrique Taboada
Fotografía: Ignacio Torres
Música: Raúl Lavista
Género: Terror. Intriga
Productora: Producciones AGSA

Filmaffinity

IMDB

Tráiler

Sinopsis

A petición del acaudalado Eugenio Ruvalcaba, la institutriz Julia Septién es contratada para hacerse cargo de la educación de la pequeña Silvia, hija de Eugenio y de su difunta esposa. La niña se comporta de una manera extraña y afirma jugar con Hugo, la estatua de piedra de un niño leyendo un libro que adorna los jardines de la mansión. Lo que al principio parece un simple juego de la imaginación infantil, se va transformando hasta convertirse en una macabra obsesión…



La soledad en una mansión

El Libro de Piedra retoma a la zona campirana como la morada de sucesos relacionados con la magia negra. Taboada recrea un entorno dominado por la incertidumbre. Su aspecto visual enfatiza en los rasgos de la escultura de la estatua de Hugo y en los aspectos arquitectónicos de la vivienda del adinerado Eugenio Ruvalcaba (Joaquín Cordero). Como muestra de ello son la presencia de vasto espacio de las habitaciones y la forma cóncava de sus interiores.

La sutilidad en el terror se representa con el énfasis en las inmediaciones de la mansión. A su vez, largas tomas y encuadres profundos acentúan los interiores en penumbras.

Marga López

Fantasmas y magia negra en El Libro de Piedra

El relato recurre también a las creencias en espíritus y en la magia negra. La presencia de la estatua entrevé a un espíritu que busca salir para continuar con su intención de conquista. Su influencia sobre Silvia (Lucy Buj), hija de Eugenio, constata de un peligroso ser con capacidades para influenciar en la mente de la pequeña.

Tradicional en su propuesta, la manifestación de la sobrenaturalidad se constata a través de una ambientación claroscura. La música de Raúl Lavista, así como el aspecto sonoro, acentúan la tensión psicológica y los tintes góticos del lugar.

El Libro de Piedra

La maldad en la infancia

Una de las características del cine de terror del realizador mexicano Carlos Enrique Taboada es la perspectiva de la infancia ante la sobrenaturalidad. En El Libro de Piedra, Silvia entabla una extraña amistad con Hugo, la estatua de un niño en el jardín de su casa. Además de ello, halla la forma de olvidar la soledad que vive en la mansión.

El aislamiento y la falta de contacto afectivo definen la personalidad de Silvia. La pequeña, renuente en aceptar a Mariana (Norma Lazareno), la esposa de su padre, se vale de los «consejos» de Hugo para cumplir con deseos concernientes a preservar su vida en la casa. Así, se entrevé el odio de la niña hacia su entorno, una confusión iniciada por el fallecimiento de su madre.

La cadena de sucesos misteriosos se dinamita con la visita de Carlos (Aldo Monti), su padrino. La trama acentúa de manera paulatina el terror concerniente a la niña y su relación con Hugo.

Todo ello lo constata Julia Septién (Marga López), institutriz de la pequeña contratada por Eugenio. La mujer, enigmática con su pasado, atestigua los comportamientos macabros de Silvia, cuestionando su naturaleza malvada.

El Libro de Piedra

La confrontación racional y el esoterismo en El Libro de Piedra

Taboada entrecruza también una ligera reflexión sobre el esoterismo y la racionalidad. El interés por la hechicería lo relaciona con el ser humano, con la mención de la sal como medio de práctica de hechizos y como parte de la esencia de la vida.

A su vez, el escepticismo de Eugenio con respecto a los sucesos relacionados con el origen esotérico de la estatua de Hugo contrasta con el aspecto fantástico de la misma. Sus ideas se ven confrontadas por un especialista que asevera la malignidad de la magia negra, relacionándola paulatinamente con las acciones de Silvia.

Conclusión

Si bien se percibe un poco diluida y didáctica en su perspectiva por el paso del tiempo, El Libro de Piedra es sutil y tradicional. Su generación de horror radica en el aspecto psicológico y en el afectivo. Nunca recurre a explosiones de violencia y sangre.

Aunado a ello, el terror de su trama lo genera la incertidumbre ante elementos sobrenaturales como el vudú, la malignidad en la infancia, el espiritismo y la resurrección.

Uno de los filmes más representativos del cine de terror mexicano.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí