Get duked! es un film que mezcla comedia negra y humor absurdo, distribuido por Amazon Studios tras no haber pasado por salas. Todo lo más fue presentada en algunos festivales como el de Edimburgo o Vancouver con el nombre inicial de “Boyz in the Wood”, tras lo cual la plataforma compró sus derechos. Supone el debut en la dirección de Ninian Doff. Está protagonizada principalmente por Viraj Juneja, Lewis Gribben y Eddie Izzard (La reina Victoria y Abdul, El coro). Se puede ver en Amazon Prime Video desde el pasado 28 de Agosto.



Get duked!

Crítica de ‘Get duked!’

Ficha Técnica

Título: Get duked!
Título original: Boyz in the Wood

Reparto:
Eddie Izzard (The Duke)
Kate Dickie (Sargento Morag)
James Cosmo (Granjero)
Kevin Guthrie (PC Hamish)
Jonathan Aris (Sr. Carlyle)

Año: 2019
Duración: 87 min
País: Reino Unido
Dirección: Ninian Doff
Guion: Ninian Doff
Música: Alex Menzies
Fotografía: Patrick Meller
Género: Comedia
Distribución: Amazon Prime Video

Filmaffinity

IMDb

Tráiler de ‘Get duked!’

Sinopsis de ‘Get duked!’

Get duked! es una comedia anárquica, aderezada con hip-hop, que sigue a cuatro chicos de ciudad en una aventura salvaje, mientras intentan escapar de un misterioso cazador. (AMAZON PRIME VIDEO).

Donde se puede ver la película



Get Duked!
Foto de Amazon Prime Video

La risa tonta

Es realmente difícil establecer una comparación útil para situar a Get duked! En su mayor parte se basa en la acumulación de un absurdo tras otro hasta alcanzar una auténtica ceremonia de la confusión. A la receta se le añade aquí y allá algún elemento grotesco y de humor negro, y nos vamos aproximando. Es como una mezcla entre las películas ochenteras de amistad (Los Goonies, Cuenta conmigo), el desfase de la trilogía del Cornetto, y un toque de barrio a lo Attack the block (por los protagonistas más que por el ambiente). A condición de quitar cualquier atisbo de seriedad que tuvieran esas películas.

Tres estudiantes problemáticos, Dj Beatroot (Viraj Juneja), Duncan (Lewis Gribben) y Dean (Rian Gordon) son llevados, a modo de castigo se supone, a las Tierras Altas de Escocia a participar en el Premio del Duque de Edimburgo. Consiste en una prueba de orientación y supervivencia a través de las propias Tierras Altas. Para ello solo contarán con ayuda de un mapa. Al terceto se le une otro alumno, más formalito y empollón, llamado Ian (Samuel Bottomley) que quiere superar la prueba para mejorar su expediente académico.

Mejor prevenir que Get duked! se basa en el puro y simple absurdo, cuya continua concatenación al final acaba resultando inesperadamente desternillante. No es un humor fino, ni particularmente agudo, pero tiene el aroma agradable y desacomplejado de los placeres culpables. De forma irregular, pero sí a ratos, nos preguntaremos de qué nos estamos riendo, pero si entramos en el juego propuesto, nos dejaremos llevar y nos dará absolutamente igual.

Amazon Prime Video
Foto de Amazon Prime Video

Una caza alucinógena

La comicidad de Get duked! se basa en varios ejes. Por un lado en la propia y estrafalaria personalidad de los estudiantes. No solamente es excentricidad, sino a veces sencillamente… estupidez. Tres de ellos dan el tipo de colgados, fumados e inconscientes que toman decisiones equivocadas y peligrosas para su propia integridad física. El cuarto, Ian, mirará de hito en hito.

Otro elemento a favor de la comicidad es que los protagonistas están fuera de su hábitat. Son personajes de ámbitos urbanos que se tienen que mover por el imponente verdor campestre de las Tierras Altas. Los paisajes, por cierto, son un punto a favor de Get duked! Cualquier situación a la que se enfrentan es más absurda si cabe por el propio contraste entre los personajes y el lugar. Una de estas situaciones será bastante peligrosa.

Un personaje autóctono aparecido de la nada parece haber salido de caza, siendo las víctimas los pobres jóvenes. A partir de aquí se inicia una persecución de gatos y ratones que se materializa en una auténtica caza humana. Por citar otra referencia, podemos relacionar esta peripecia con el arquetipo de este tipo de película: El malvado Zaroff (1932). Añadamos finalmente otro factor como la afición de los protagonistas a las sustancias estupefacientes, convirtiendo el absurdo en una aventura realmente alucinada.

Get Duked!
Foto de Amazon Prime Video

Ritmo y locura

Get duked! en sí misma no tiene grandes virtudes cinematográficas. La principal de ellas es la capacidad de Ninian Doff para mantener un ritmo ágil y ligero que hace que el metraje pase de forma amena y rápida. Técnicamente tiene cierta vistosidad, pero es cuestión de las localizaciones, no de grandes esfuerzos de cinematografía. El guion tenemos que asimilarlo desde el principio o será difícil que podamos disfrutar de la película. Son muchos engarces de humor soez, absurdo y disparatado. Sin mucha sutileza.

Sin embargo hacia mitad de la cinta, con la introducción del elemento de la caza humana, el humor comienza a volverse negro. Se supone que flirtea con el terror, pero muy tangencialmente. Además Ninian Doff  decide subir la apuesta de gracias pasadas de rosca que muy probablemente nos saquen alguna carcajada casi involuntariamente. Lo que no quita que el espectador haya de tener una predisposición particular.

Tiene más posibilidades de gustar a quienes sean receptivos al humor juvenil, los protagonistas son adolescentes y sus desvaríos tienen mucho que ver con su idiosincrasia. Todo ello hace que Get duked! restrinja su humor a un cierto sector concreto de espectador. Sin contar que los gags tienen mucho de humor negro y políticamente incorrecto.

Amazon Prime Video
Foto de Amazon Prime Video

La fauna humana de ‘Get duked!’

Cabe decir que los personajes hacen totalmente la película. Los estudiantes que tienen que superar el reto de supervivencia son Dj Beatroot, un delirante rapero amateur (quizá el personaje más divertido de la película), Duncan, que parece un poco tronado, y Dean que sigue las mismas trazas pero con algún atisbo de sensatez. El elemento cuerdo es Ian, un aplicado estudiante de costumbres totalmente opuestas que poco a poco se contagiará del delirio.

Pero hay más personajes. Todos ellos locos en mayor o menor medida. A modo de muestra podemos indicar unos campesinos fiesteros asombrosamente receptivos al hip hop, un profesor repipi que sufrirá la ola de locura, y los tenebrosos cazadores de humanos, de extrañas convicciones. Por si fuera poco, la ayuda policial local tiene un notable déficit de percepción de la realidad.

Ante todo esto, el encontrar algún subtexto en Get duked! parece una tarea improcedente. Y quizá sea así. Si acaso hay atisbos de lucha de clases y de enfrentamientos generacionales, aunque deformados hasta tal punto que no se sabe si se trata de ideas genuinas o de una simple guarnición no muy sabrosa. Da igual, la película no necesita de trascendencias para conseguir el objetivo de intentar hacernos reír mientras nos deleitamos con las panorámicas de las Tierras Altas.

Get Duked!
Foto de Amazon Prime Video

Conclusión

Get duked! no gustará a los amante de las comedias refinadas y sutiles. No siente ningún embarazo en utilizar un humor negro, soez y absurdo, al que hay que estar muy predispuesto. Aun así, llega a ser tan insólita que, si nos amoldamos al planteamiento, es imposible no sentir algunos ataques de hilaridad. Por mucho que sea una zumbada comedia de terror juvenil, podría convertirse en todo un placer culpable. Están avisados.

Únete a nuestro CANAL DE TELEGRAM

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí