Leos Carax se hizo esperar. Tras Pola X (1999), hubieron de pasar doce años para el estreno de Holy Motors, un film que triunfó en la edición del Festival de Sitges de 2012 llevándose el premio a mejor película y mejor director entre otros. Presente en la sección oficial del reciente Festival de Cannes 2021 donde Leos Carax ha obtenido el premio al mejor director por Annette.



Holy Motors

Crítica de ‘Holy Motors’

Ficha Técnica

Título: Holy motors
Título original: Holy motors

Reparto:
Denis Lavant (El banquero / El mendigo / El sistema operativo de la captura de movimiento / Mr.Mierda / El padre / El acordeonista / El asesino / El asesinado / El moribundo / El ama de casa)
Edith Scob (Céline)
Kylie Minogue (Eva Grace)
Michel Piccoli (El hombre de la mancha de vino)
Eva Mendes (Kay M)
Big John
François Rimbau (Ciego)
Elise Lhomeau (Léa)
Jeanne Disson (Angèle)
Leos Carax (La voz del durmiente / limusina)
Nastya Golubeva Carax (La niña pequeña)
Reda Oumouzoune (El Acróbata Mocap)
Zlata (La mujer cibernética)

Año: 2012
Duración: 111 min.
País: Francia
Director: Leos Carax
Guion: Leos Carax
Fotografía: Yves Cape, Caroline Champetier
Música: Neil Hannon
Género: Drama. Cine experimental
Distribuidor: Avalon Distribución Audiovisual

Filmaffinity

IMDB

Tráiler de Holy motors

Sinopsis

Desde el amanecer hasta la noche, algunas horas en la existencia del Señor Oscar, una persona que viaja de vida en vida. Pasa de ser un gran ejecutivo a un asesino, después un mendigo, una criatura monstruosa, un padre de familia… El Señor Oscar parece interpretar varios papeles, sumergiéndose completamente en cada uno de ellos, pero, ¿Dónde están las cámaras? Está solo, únicamente acompañado por Céline, una señora grande y rubia que maneja la inmensa máquina que le lleva a París y sus alrededores. Como un asesino concienzudo que va de sueldo en sueldo. En búsqueda de la belleza de un gesto. Del motor de la acción. Mujeres y fantasmas de su vida. Pero, ¿Dónde está su casa, su familia, su paz? (Avalon Distribución Audiovisual)

Donde se puede comprar la película

Holy Motors [Blu-ray]
  • Denis Lavant, Edith Scob, Eva Mendes (Actors)
  • Leos Carax (Director) - Martine Marignac (Producer)
  • Audience Rating: Pendiente de calificación por edades

Dónde se puede ver la película



Un viaje nunca fue más estrambótico

Holy Motors nos hace transitar por París a bordo de una limusina acompañados de monsieur Oscar (Denis Lavant), un peculiar personaje que trabaja interpretando a personajes variados y que transmiten al espectador incomodidad en diversas formas. Sin entrar en spoilers contaré sólo que los minutos de monsieur Merde en el cementerio junto a Eva Mendes me parecen geniales en su asquerosidad. Carax transmite perfectamente lo que pretende y hace vibrar al espectador a su ritmo.

Porque sí, se tiene que decir: Holy Motors es hipnotizante. Te atrapa y no te suelta. Viajar con monsieur Oscar y su chófer Céline (Edith Scob) es un viaje trepidante, hacia un lugar inhóspito y sensacional.

Holy motors
Copyright Les Films du Losange

¿Qué acabo de ver?

Mucha gente (entre los que me incluyo) se debió preguntar cuando vio Holy Motors: muy bien, dos horas de mi vida, pero ¿Qué es lo que acabo de ver? Para mí la respuesta está clara: he visto un canto de amor al cine, y no solo al cine sino al hecho de actuar, de subir a un escenario e interpretar y vivir una(s) vida(s) no vividas.

Desde el primer momento Leos Carax deja clara su intención ficcional mostrándonos una sala de cine llena. ¿Somos nosotros viendo su producto? ¿Somos, quizás, parte de lo narrado?

Pero Holy Motors no es solo eso. La limusina es el entorno de Oscar, unos bastidores en los que se preparan las actuaciones. Nada es real porque la película es ficción es una historia que nos cuenta otra historia. Nadie muere de verdad. El maquillaje, su personalidad, todo es ficticio y ficcional, todo es un montaje. Y el o la intérprete es la herramienta para que todo funcione, es un lienzo desnudo en el que plasmar una nueva vida. Solo el actor o la actriz puede dar vida en la ficción porque al fin y al cabo el guion es finito, no es un fin, sino un medio.

Holy Motors
Copyright Les Films du Losange

Conclusión de ‘Holy Motors’

Holy Motors es una experiencia, dos horas bien invertidas en las que te sumerges, hipnotizado, a una París diferente, con fealdad, extrañeza y una misteriosa aura de algo perdido, de un recuerdo de algo que pudo ser mejor a pesar de todo. 

Únete a nuestro CANAL DE TELEGRAM

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí