Creación Guiones

La banda sonora del cortometraje argentino Ay Antonia, dirigido por Antonia Ingrey, está compuesta por el compositor Ignacio José Ramírez Larrosa. En la siguiente entrevista, compositor y directora nos contarán cómo fue el proceso creativo y el trabajo que hicieron en equipo.

La música esta compuesta para orquesta de cuerdas, coro y electroacústica, con la participación de Naduo Zhang como solista en violoncello. 

Ignacio José Ramírez Larrosa y Antonia Ingrey

Ignacio José Ramírez Larrosa y Antonia Ingrey
Antonia Ingrey & Ignacio José Ramírez Larrosa

Biografía de Ignacio José Ramírez Larrosa

Nacido en Buenos Aires, Ignacio José Ramírez Larrosa estudió la Licenciatura en Composición en la Universidad Católica Argentina (UCA). Luego estudió la Tecnicatura en Producción Musical.

Se graduó de ambas carreras en mayo de 2017, y se mudó a Valencia, España, para iniciar un Posgrado en Composición para Cine, TV y Videojuegos en Berklee Valencia, donde se graduó en julio de 2018.

Actualmente es Director de Audio en TGA (The Gaming Agency) donde desarrolló tanto la música como el diseño sonoro para los videojuegos móviles de distintas empresas como Nestlé, Telefónica y Usuaria.

También es miembro y cofundador de UpCraft Studios, habiendo trabajado en proyectos como Professional Single y Hello, My Shining Love (Series de Televisión), Open Doors (Documental), Ay Antonia (Cortometraje), música adicional en Burying Yasmeen (Película), y orquestación, arreglos y producción en Epochal, un próximo álbum épico orquestal, del pianista argentino Matias Bacoñsky.

Ignacio José Ramírez Larrosa
Ignacio José Ramírez Larrosa

Biografía de Antonia Ingrey 

Antonia Ingrey (18-04-1996) es una artista interdisciplinaria argentina, inicialmente estudió publicidad y se formó en actuación, dibujo y canto en Buenos Aires, luego estudió una licenciatura en artes interdisciplinarias en la Zuyd University de Maastricht, Holanda. 

Su arte se encuentra entre los límites del cine, la performance e instalación, donde explora los temas de la metafísica, la imaginería poética, la nostalgia y los sueños. Aprendió de su cultura gaucha, el arte de la narración de historias.

"El arte se convirtió en mi lenguaje para hablar de la dicotomía entre envejecer y ser joven, ganar algo y perder algo, el espacio interior y lo que hay fuera, consciente e inconsciente así como la soledad y la cercanía. Veo que el arte que me fascina junto con el mío es siempre sobre el diálogo entre las dos partes."

Antonia Ingrey 
Antonia Ingrey

Entrevista

Micaela Carballo/Cinemagavia: ¿Qué representa la música en este corto y cómo fue el trabajo con el compositor?

Antonia Ingrey: La música en este corto era fundamental, ya que la esencia del corto es la atmósfera, por ende la música es uno de los personajes principales.

Yo buscaba que la música comunique una tensión interna, el silencio antes de la tormenta, el momento antes de una transformación, el comprender después del sufrimiento e Ignacio logró captar y transmitir el tono exacto entre épico e íntimo. 

Cuando comenzamos a conversar sobre el proyecto, empezamos por los sentimientos dominantes, luego ahondamos en las distintas fases del corto y por último dialogamos sobre el tono y fuimos buscando referencias.

Sentí que Ignacio estaba sumamente preparado y la colaboración fue muy fluida ya que compartimos el mismo idioma y el mismo criterio en cuanto al cine.

Antonia Ingrey
Antonia Ingrey

Micaela Carballo/Cinemagavia: Si bien la música está presente en casi todo el corto, no la escuchamos ni al inicio, ni al final, elección que me parece bastante particular.

¿Cómo se pensó en la estructura musical y por qué se tomó esta decisión? 

Ignacio José Ramírez Larrosa: La idea original de Antonia para el cortometraje era la de musicalizar únicamente la última escena, cuando comienza el baile y el ritual.

Sugerí musicalizar la escena del caballo porque consideraba que los planos eran perfectos como para llevar acompañamiento musical y el no hacerlo sería un desperdicio para semejantes imágenes.

El inicio no lleva música porque habíamos acordado con la directora previamente que el primer momento musical inicie en el plano del caballo.

Por otro lado, en la última escena, consideré que sería un buen elemento el hacer una transición entre la música y el canto de Antonia, dándole lugar a que ella musicalice con su voz el final de su proyecto (más allá de que la voz haya sido grabada antes de la musicalización) a fin de proveer el último toque personal. Todo esto, dió un resultado bastante agradable.

Micaela Carballo/Cinemagavia: Me gustaría que nos cuentes un poco más sobre el trabajo creativo en la música y qué de la narración y las imágenes te sirvió para inspirarte.

Ignacio José Ramírez Larrosa: El proceso de composición fue bastante intuitivo y sincero. Rites of Passage, la primera pieza, fue construida en base a una superposición de acordes menores que se desfasan con el tiempo.

Los ataques lentos de las cuerdas son una respuesta directa a la narración, asomándose cada vez que una frase concluye.

Cuando la narración termina, la música empieza a llenarse con más elementos, basándose enteramente en las imágenes, los planos abiertos de La Cumbre, etc.

Por parte de la última pieza, Long Journey, la idea fue hacer algo temporalmente individual y separado de la imagen, una pieza que cuente su propia historia y que no siga los parámetros temporales de la imagen. 

Lo único que tomé como referencia fue la puesta en escena, y el ánimo que el cortometraje inspiraba. Llegado un momento aludí a un racconto a Rites of Passage para generar una unión entre ambas piezas para, luego, tomar prestado el ritmo y parte de la armonía que aconteció al racconto. 

En la reexposición de la melodía elegí construirla con grandeza y rimbombancia acompañando el plano del atardecer y la cabalgata, y para el final me guardé mi elemento preferido, el discurso de las cuerdas acompañadas con el cello, silenciándose poco a poco, generando una sensación de nostalgia y vacío.

Ignacio José Ramírez Larrosa
Ignacio José Ramírez Larrosa

Micaela Carballo/Cinemagavia: ¿Cómo se refleja esta idea de tiempo no lineal en la música?

Ignacio José Ramírez Larrosa: La música, a diferencia de la narrativa del corto, tiene una estructura lineal. El contraste fue creado a partir de una conversación previa con Antonia donde expusimos que la música en cuanto a género debería acompañar con criterio a las imágenes pero en cuanto a estructura y temporalidad, debería ser una obra individual. 

Es por eso que en varios momentos, la música no cambia a la par del cambio de planos, y en algunos sí 

El único momento donde sigue el discurso no lineal es cuando rites of passage es re-expuesta brevemente en Long Journey, simbolizando un regreso al pasado y como lo pasado deja una estructura rítmica y armónica en el presente.

Micaela Carballo/Cinemagavia: ¿Cómo trabajaste con el solista? en relación a la interpretación y a la grabación. 

Ignacio José Ramírez Larrosa: El Violoncello fue grabado por la talentosa celista Naduo Zhang, proveniente de China y residente en Suiza. La melodía fue compuesta por mi en primera instancia y luego transcrita a partitura. 

Conversé previamente con la intérprete, dándole a entender mis intenciones con el estilo y las técnicas extendidas. Estuve abierto a varias sugerencias de su parte con respecto a los movimientos del arco, las frases y las notas ligadas. Debido a su conocimiento, Naduo supo entender exactamente de qué manera la obra debía ser interpretada.

Únete a nuestro CANAL DE TELEGRAM

Creación Guiones

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí