Uno de los clásicos cinematográficos de la década de los 80 es Memorias de África, dirigido por Sydney Pollack, con un guion de Kurt Luedtke. El film está basado en el libro homónimo de Karen Blixen, en la novela “Isak Dinesen: The Life of a Story Teller” de Judith Thurman y “Silence Will Speak” de Errol Trzebinski. La cinta recorre la vida de la propia Karen Blixen durante su estancia en Kenia, durante la época de colonias, a principios del siglo XX. La película fue galardonada en varios certámenes, destacando los siete premios Óscar que cuenta en su haber, entre ellos el de mejor película, mejor dirección, mejor banda sonora y mejor guion adaptado.



Memorias de África

Crítica de ‘Memorias de África’

Ficha Técnica

Título: Memorias de África
Título original: Out of Africa

Reparto:
Meryl Streep (Karen)
Robert Redford (Denys)
Klaus Maria Brandauer (Bror)
Michael Kitchen (Berkeley)
Malick Bowens (Farah)

Año: 1985
Duración: 160 min
País: Estados Unidos
Director: Sydney Pollack
Guion: Kurt Luedtke
Fotografía: David Watkin
Música: John Barry
Género: Aventuras
Distribuidora: Universal Pictures

Filmaffinity

IMDb

Tráiler de ‘Memorias de África’

Donde comprar la película

Oferta
Memorias De Africa - Edición Horizontal [Blu-ray]
  • Precio mínimo ofrecido por este vendedor en los 30 días anteriores a la oferta: 10.56€
  • Meryl Streep, Robert Redford, Klaus Maria Brandauer (Actors)
  • Sydney Pollack (Director) - Mirage Enterprises (Producer)
Memorias de África (Libro Las Obras Maestras del Cine) [DVD]
  • Robert Redford, Meryl Streep (Actors)
  • Sydney Pollack (Director) - Sidney Pollack (Producer)

Sinopsis de ‘Memorias de África’

Memorias de África está libremente inspirada en la obra homónima de la escritora danesa Isak Dinesen. A principios del siglo XX, Karen (Streep) contrae un matrimonio de conveniencia con el barón Blixen (Brandauer), un mujeriego empedernido. Ambos se establecen en Kenia con el propósito de explotar una plantación de café. En Karen Blixen nace un apasionado amor por la tierra y por las gentes de Kenia. Pero también se enamora pérdidamente de Denys Finch-Hatton (Redford), un personaje aventurero y romántico a la antigua usanza, que ama la libertad por encima de todas las cosas. (FILMAFFINITY).

Premios

  • Premios Óscar. 7 premios: mejor película, director, guion adaptado, banda sonora, fotografía, dirección de arte y edición de sonido y 4 nominaciones: mejor actriz protagonista, actor de reparto, mejor diseño de vestuario y mejor montaje. 1985.
  • Premios BAFTA. 2 premios: mejor guion adaptado y fotografía y 4 nominaciones: mejor actriz, mejor actor de reparto, vestuario y música. 1985.
  • Globos de Oro. 3 premios: mejor película de drama, mejor actor de reparto y mejor banda sonora y 3 nominaciones: mejor actriz de drama, mejor director y mejor guion. 1985.
  • Premio de la Sociedad británica de Fotografía. 1985.
  • David de Donatello a la mejor actriz extranjera. Meryl Streep y a la mejor película extranjera. Sydney Pollack. 1985.
  • Premios de la crítica de Londres, Los Ángeles, Nueva York, Italia y Alemania. 1985

Donde puedo ver la película



Memorias de África
Foto de Universal Pictures

Directa al corazón

Después de más de treinta años, es innegable el efecto cautivador que causa Memorias de África en el espectador. El film cuenta con un guion de Kurt Luedtke, basado en la novela de Karen Blixen, bajo el pseudónimo de Isak Dinesen. En primer lugar, hay que alabar la gran calidad narrativa que se mantiene en el libreto cinematográfico, dado que en ningún momento se aprecia un estancamiento de la historia, pese a la duración de esta. Además, sabe desenvolver los diferentes puntos de acción del film para ir creando una línea narrativa dinámica, que se cuece a fuego lento. De esta forma, la historia es capaz de abordar varios temas sin sentir que alguno de ellos se queda a medio gas. Por lo cual, ofrece una combinación temática espectacular, muy diversa y rica.

Alejándose de las historias de amor al uso, no se desvía del efecto del romanticismo a la hora de ejecutarlo en su protagonista, pero lo ofrece desde un prisma con matices y en el que se plantean diferentes estilos del concepto del amor. Por lo tanto, lo que podría haber sido un film excesivamente edulcorado, da un resultado muy diferente, mostrando al espectador un trasfondo maduro y una reflexión sobre las relaciones humanas. Asimismo, es importante ver la evolución de su personaje principal, lo que otorga de profundidad al relato y da un efecto tan humano como real. Aunque se utilicen elementos ficcionados, que dan mayor carga dramática a la historia, no pierde la coherencia dentro del desarrollo y la encumbra para ser una cinta por la que no pasa el tiempo.

Foto de Universal Pictures

El sentimiento que invade

La calidad del film se lo debe también al gran despliegue artístico de su elenco actoral. Memorias de África cuenta con dos grandes figuras del mundo del cine, Meryl Streep y Robert Redford, que se completa con un reparto coral espectacular. Para comenzar, Streep se mete en la piel de Karen, autora de la novela original. La actriz tiene un magnetismo increíble, dotando a su personaje de unas aristas emocionales que permiten al espectador conectar con ella. En ningún momento flaquea en su energía y llega hasta un carácter introspectivo, que sabe expresarlo tanto con el lenguaje verbal como sin hacer uso de éste. Conviene subrayar la forma en la que evoluciona junto a su personaje y no se queda estática, sino que todavía da más pinceladas a la construcción interpretativa de su personaje. Por lo que, claramente, es fuerza pura ante la pantalla.

Como es lógico, se encuentra acompañada por un gran Robert Redford. El actor parte desde un punto más comedido, que termina por florecer durante el transcurso del film. Sin embargo, desde el principio se puede ver ese efecto embaucador y, sin duda, seductor. Aun así, no se queda en este plano, sino que brinda al espectador una interpretación llena de tonalidades. Por consiguiente, está magnífico, brilla en cada secuencia. Por otro lado, elogiar el papel de Klaus Maria Brandauer y Michael Kitchen, que se convierten en perfectos compañeros de aventuras. Ambos dan unos trabajos actorales soberbios, que realzan el resultado del film. Por último, destacar el reparto coral, cada uno de ellos expresa una verdad que sobrepasa la pantalla. Todos tienen una química extraordinaria.

Foto de Universal Pictures

A los ojos del mundo

Una de las principales atracciones de Memorias de África es la realización técnica de la película. Antes de nada, hay que aplaudir el gran trabajo de la dirección de fotografía que ofrece unos planos y unos encuadres de ensueño que, mezclados con los movimientos de cámara y la estructura planteada, se convierten en pura magia para el espectador. Luego, es innegable el cuidado que se ha tenido con la imagen y el detalle en cada secuencia. Por otra parte, alabar el excelente trabajo de la dirección artística, ensalzado con la elección de espacios naturales, rodados en África, que terminan por dibujar un retrato redondo a nivel visual. Además, esta conjunción de elementos eleva el trabajo de Sydney Pollack como director. Por lo cual, lleva al público directamente a tierras africanas, envolviéndolo con la fuerza de la imagen.

Por otro lado, la banda sonora, a cargo de John Barry, es una maravilla. Tiene una capacidad de composición musical que es una delicia para los oídos del espectador. Además, impulsa el efecto que causa en el público, dado que se sublima en una combinación de sensaciones con las imágenes que salen en pantalla. Por lo que, es imposible no caer rendido ante este despliegue audiovisual. Al mismo tiempo, hay que halagar la labor del montaje del film. La manera en la que lo realiza permite que no se rompa el ritmo en ningún momento, lo que hace que la duración de la cinta no sea un inconveniente y el público esté tan absorto ante lo que está viendo, que no percibe ningún signo de ralentización. Por lo tanto, llega a su final con una poesía visual que fascina a los espectadores hasta la última secuencia.

Memorias de África
Foto de Universal Pictures

Conclusión

Memorias de África es un clásico imprescindible del mundo del cine. Un guion desarrollado con una historia llena de reflexiones y unas líneas narrativas soberbias, que cautivan al espectador hasta el final. Por otro lado, Meryl Streep y Robert Redford encabezan un reparto coral que está inmenso, lleno de humanidad y con unos matices interpretativos brillantes. Por último, destacar la gran calidad técnica que ofrece el film con un resultado de ensueño, que fascina al público de principio a fin. Es una oda audiovisual en la que se combina una banda sonora extraordinaria con un cuidado magnífico de la imagen. Un viaje emocional que deja huella.

Únete a nuestro CANAL DE TELEGRAM

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí