Nunzia De Stefano dirige y co-escribe la película Nevia. Supone su primer film en la industria del cine. A pesar de ser su ópera prima, ha conseguido estar presente en festivales y premios de gran prestigio, en especial en Italia. Por ejemplo, se llevó el Premio Lizzani en el Festival de Cine de Venecia, además de estar nominada a mejor película en la Categoría Horizontes.

También estuvo nominada en el D’A Film Festival de Barcelona, al igual que optó al Gran Premio de Tokio en el Festival Internacional de Cine de Tokio. Por último, mencionar que ganó el Globo de Oro a la mejor actriz revelación, para Virginia Apicella, en los Globos de Oro de Italia. Se estrenó el 5 de noviembre de 2020 en la III Edición del Festival de Cine por Mujeres, que se celebra hasta el 15 de noviembre de 2020.

Puedes leer otra CRÍTICA de Nevia, de Nunzia De Stefano, pulsando aquí.



Nevia

Crítica de ‘Nevia’

Ficha Técnica

Título: Nevia
Título original: Nevia

Reparto:
Virginia Apicella (Nevia)
Pietra Montecorvino (Nanà)
Rosy Franzese (Enza)
Pietro Ragusa (Guido)
Franca Abategiovanni (Lucia)

Año: 2019
Duración: 86 min
País: Italia
Dirección: Nunzia De Stefano
Guion: Nunzia De Stefano y Chiara Ridolfi
Música: Michela Braga
Fotografía: Guido Michelotti
Género: Drama
Distribución: Filmin

Filmaffinity

IMDb

Tráiler de ‘Nevia’

Sinopsis de ‘Nevia’

Nevia es una adolescente de 17 años que ha crecido en un pueblo pobre en las afueras de Nápoles. Tratar de lograr que otros respeten a una mujer en un mundo dominado por el hombre no tiene sentido para ella, por lo que Nevia decide comenzar a vestir con ropa deportiva y adoptar una actitud rebelde. Sin embargo, la llegada de un circo a su pueblo le ofrece una oportunidad inesperada que cambiará su vida por completo. (FILMIN).Foto de Filmin

Donde se puede ver la película



Nevia
Foto de Filmin

Una Cenicienta difusa

Como si se tratara de una fábula callejera, Nunzia De Stefano y Chiara Ridolfi presentan la película Nevia. Para comenzar, la protagonista y su hermana se convierten en las heroínas de la historia desde la primera escena. En esos momentos ya se puede ver la naturaleza de su relato, donde el contexto social es difícil y tremebundo. Por lo cual, se ambienta la acción en la dificultad de vivir en un mundo rodeado de prostitutas, mafia y drogas, pero a la vez, contrasta con la gran familiaridad que se otorga en esa comunidad. De esta manera, la propia Nevia va evolucionado en su disconformidad de continuar aceptando una realidad que no desea ni para ella ni para su hermana, algo que se hace patente en la mayor parte de los diálogos del libreto.

Sin embargo, pronto se descubren algunas de las problemáticas donde flaquea la complejidad de lo que se propone. Por ejemplo, se habla del comienzo de una nueva vida y del progreso, pero se termina resolviendo de una forma excesivamente oportunista. Con ello, los matices que se dan en los dos personajes principales, no se ven en el resto de participantes de la historia, lo que provoca un vacío motivacional palpable. Aun así, se entiende qué es lo que se quiere denunciar y se valoran las luces que se ponen en su resolución. Pero, incluso ese cierre, peca de un egoísmo visceral, que no casa con la personalidad que se va experimentando en Nevia a lo largo de toda la película. En consecuencia, obtiene un resultado entretenido, pero le falta encontrar más contundencia y coherencia en sus intenciones.

Nunzia De Stefano
Foto de Filmin

La familia unida

Virginia Apicella tiene una energía muy especial y prueba de ellos es la humanidad que dota a Nevia desde el principio. A pesar de las flaquezas que se narran en el guion, su interpretación se mueve en una naturalidad absorbente. El hastío y el cansancio hacen acto de presencia en una expresividad que lleva al espectador a sentir esa fatiga y frustración. Al mismo tiempo, logra emanar de ella una alegría muy sutil, una familiaridad muy tierna, que no es fácil de equilibrar y ella lo realiza sin problemas. Después, Rosy Franzese, como Enza, es la perfecta compañera de Apicella. Entre ambas consiguen un equipo artístico muy comedido y con un efecto emocional muy verosímil. Aunque sea todavía una niña, maneja perfectamente los códigos durante la escena. Las dos se consolidan como principales protagonistas y son de lo mejor de la película.

El elenco más maduro está capitaneado por Pietra Montecorvino, la cual ya desde la primera secuencia demuestra una crudeza muy característica. Mientras que hay partes en las que esa oscuridad precisa inunda el ambiente de la escena, luego hay puntos en los que se obnubila y hay una exageración algo más dramática de esa tenebrosidad enigmática. Aun así, está totalmente creíble y deja una ambigüedad provechosa. Por otro lado, tanto Pietro Ragusa como Simone Borrelli dan ese contrapunto luminoso y oscuro, respectivamente, pero ambos lo manejan para dar rienda suelta a un duelo interpretativo con Apicella muy pertinente. Esa mezcla de intensidades da vivacidad al propio film y obtiene una contundencia interesante. Por último, Franca Abategiovanni tiene frescura en su papel, además de una familiaridad que agrada al espectador y empatiza totalmente con ella. 

Nunzia De Stefano
Foto de Filmin

El circo de la salvación

El estilo de la película Nevia va evolucionando según el momento vital por el que se esté desarrollando su personaje. En primer lugar, se posiciona en una fotografía más fría, descarnada y con un desgarro visual característico. Los colores que proliferan son en tonalidades más azules, dando ese impacto visual distante. De igual manera, los espacios seleccionados dejan salir esa sensación de ahogo, de ansiedad, de necesidad de respirar. Por ende, se construye la imagen en sintonía con el carácter inicial. Sin embargo, pronto los elementos pierden fuerza al no llegar a un punto expresivo claro, lo que hace que se difumine la justificación que pudiera haber inicialmente. En consecuencia, su definición estilística se convierte en un formato más estándar, que no revela un deleite a nivel formal, sino que el detalle se diluye.

Mientras que los aspectos más urbanos y esa influencia en lo marginal encuentran un pilar sólido donde desarrollarse, el mundo del circo llega de forma abrupta y dan por hecho demasiadas cosas para el influjo que desean que tenga. Esa mezcla no se combina como debiera, sino que decae durante la metamorfosis que se produce entre una y otra. Por consiguiente, ese florecimiento y clímax se tambalean en su resultado, dado que el público asiste a ello sin llegar a obtener una exposición fluida y creíble. Da la sensación de que se toman el tiempo de explicar el contexto, pero se aturullan en el final. Dicho de otra forma, el ritmo comienza en su justa medida, pero corta en su final rápidamente y demasiado seco. Por ende, se desperdicia toda la carga emotiva que se ha ido gestando, y deja una sensación templada.

Nevia
Foto de Filmin

Conclusión

Nevia es una película que tiene buenas intenciones, al narrar una historia sobre un contexto difícil y esa búsqueda de salvarse de esa situación. Sin embargo, el guion, en su metamorfosis existencial, empieza a flaquear, terminando por decantarse por una resolución rápida, fácil y muy tibia. Ese cierre abrupto deja salir un oportunismo que disminuye el efecto de la cinta. Aún así, el reparto está soberbio, en especial, Virginia Apicella y Rosy Franzese, cautivadoras. Después, la realización difumina su efecto al no encontrar el punto de convergencia certero de los elementos visuales. La transformación anhelada que llega envuelta en una solución moderada.

Únete a nuestro CANAL DE TELEGRAM

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí