Recursos inhumanos (Dérapages) es una miniserie francesa dirigida por el realizador libanés Ziad Doueiri (El insulto, El atentado). Está compuesta por 6 episodios de entre 49 y 59 minutos. Los guiones los firma Perrine Margaine (Huguette, Trois jours et une vie), adaptando la novela Cadres noires (2010) de Pierre Lemaitre, que a su vez se inspira libremente en hechos reales.

Está protagonizada por el ex futbolista Eric Cantona (Buscando a Eric, Switch), Suzanne Clément (Vampiros, Laurence Anyways), Alex Lutz (Guy, El doctor de la felicidad), Gustave Kervern, Alice de Lencquesaing, Louise Coldefy, Adama Niane, Carlos Chahine, Clémence Bretécher y Yann Collette. La serie se distribuye en España a través de Netflix desde el día 15 de Mayo de 2020.



Recursos inhumanos (Dérapages)

Crítica de Recursos inhumanos (Dérapages)

Ficha Técnica

Título: Recursos inhumanos
Título original: Dérapages

Reparto:
Eric Cantona (Alain Delambre)
Suzanne Clément (Nicole Delambre)
Alex Lutz (Alexandre Dorfmann)
Gustave Kervern (Charles Bresson)
Alice de Lencquesaing (Lucie Delambre)
Louise Coldefy (Mathilde Delambre)
Adama Niane (David Fontana)
Aton (Antoine)
Soraya Garlenq (Yasmine)
Carlos Chahine (Paul Cousin)
Eurydice El-Etr (Clémentine Haddad)
Cyril Couton (Jean-Marie Guéneau)
Nicolas Martinez (Grégory Ziegler)
Xavier Robic (Bertrand Lacoste)

Año: 2020
Duración: 52 min.
País: Francia
Director: Ziad Doueiri
Guion: Pierre Lemaitre, Perrine Margaine
Fotografía: Tommaso Fiorilli
Música: Éric Neveux
Género: Drama
Distribuidor: Netflix

Filmaffinity

IMDB

Tráiler

Sinopsis

Alain Delambre es un alto ejecutivo desgastado y humillado por seis años de desempleo. Entonces, cuando una empresa prestigiosa lo selecciona como candidato, está preparado para traicionar a su esposa, robar a sus hijas, golpear a su yerno e incluso participar en un juego de rol en forma de escenario de toma de rehenes , sabiendo que, si es contratado, todo será perdonado. Pero nada saldrá según lo planeado.

Donde se puede ver la miniserie



El director Ziad Doueiri, biógrafo de la polarización social

El director libanés Ziad Doueiri se está convirtiendo en un biógrafo valiente de los tiempos convulsos en que vivimos, sobre nuestro mundo polarizado. En sus anteriores trabajos a Recursos inhumanos (Dérapages), solía abordar el enfrentamiento ideológico, político, religioso o cultural, acercándose desde su propia experiencia. A diferencia de otros cineastas de Oriente Medio, su perspectiva crítica tiene un cariz más globalizado y es fácil extrapolar los conflictos de sus personajes a los conflictos sociales que se experimentan tanto en Europa como en los Estados Unidos.

No hay que obviar que el cineasta se formó en la industria cinematográfica a través de sus estudios en San Diego y que trabajó como ayudante de cámara en varias películas de Quentin Tarantino como Reservoir Dogs, Jackie Brown o Pulp Fiction. Con su excelente película El insulto (2017), nominada al Óscar como mejor film de habla no inglesa, mostraba como un anécdota estúpida podía iniciar una discusión entre dos hombres (en ese caso, un cristiano libanés y un refugiado palestino) para acabar incendiando las calles en un conflicto social ligado a la memoria histórica. La proyección de la película en Seminci 2017 curiosamente coincidió con la declaración unilateral de independencia en Catalunya, una situación con la que es fácil crear paralelismos.

Recursos inhumanos (Dérapages)
Copyright Stephanie Branchu

Una estructura similar a la película ‘El insulto’

En Recursos inhumanos (Dérapages), Ziad Doueiri plantea un conflicto dramático que estructuralmente tiene muchas similitudes con su película El insulto. Desde una anécdota cotidiana y reconocible, su personaje principal se irá metiendo en una espiral obsesiva que acabará salpicando a toda la gente de su alrededor. Del conflicto personal al conflicto social, en un juicio mediático que trascenderá por encima de los hechos juzgados.

En esta ocasión, se aleja de los nacionalismos religiosos para adentrarse en el neoliberalismo económico como máquina trituradora de la clase obrera. Pero como siempre, el discurso del director libanés es complejo y cínico, alejándose de los maniqueísmos propios en que a veces cae el cine social. Por eso, el héroe de la función es un ser manipulador e imprevisible que, bajo la excusa de estar oprimido por el sistema, antepone su propio beneficio personal al de todos los que le rodean. Y, sin embargo, aunque sus acciones a menudo resultan despreciables, el espectador se identificará fácilmente con él.

Recursos inhumanos (Dérapages)
Copyright Stephanie Branchu

Un despiadado juego de rol inspirado en hechos reales

El guion de Recursos inhumanos (Dérapages) se inspira en la novela Cadres noires escrita en 2010 por Pierre Lemaitre, novelista experto en el género policíaco. Esa es otra de las explicaciones de porqué este drama social tiene tanto ritmo y suspense interno. El origen de la novela, a su vez, tomó prestado un hecho real para conformar su trama. En 2005, el director de France Télévisions Publicité, Philippe Santini, organizó un juego de rol que consistía en una toma de rehenes ficticia de altos ejecutivos de su empresa, para comprobar así la resistencia de esos trabajadores ante situaciones de estrés.

La serie cambia el punto de vista y convierte al empresario en un personaje secundario, dándole el verdadero protagonismo a un parado que aceptará ser parte del macabro juego. Un hombre desesperado por su situación financiera en plena crisis económica, con el objetivo de conseguir un trabajo, dilapidará sus propios principios éticos. Si en la vida real, el empresario fue llevado a los tribunales por el maltrato psicológico causado a sus empleados, en esta ficción será el empleado quien será juzgado cuando la situación se le vaya de las manos.

Recursos inhumanos (Dérapages)

Eric Cantona, del césped a la pantalla

Recursos inhumanos (Dérapages) en una serie brillante que, además de plantear con inteligencia todos los conflictos sociales derivados de un mundo capitalista, lo hace con suficiente sentido del entretenimiento y del espectáculo. Los seis capítulos de que se compone la serie, se ven de forma adictiva y nunca sabes hacia donde te van a llevar.

Los personajes están bien construidos y hay que señalar que es todo un acierto contar con la participación de Eric Cantona en el papel protagonista. El ex futbolista aporta carisma y cercanía a su personaje, siendo imposible no comparar el carácter irascible de ese parado al borde de un ataque de nervios con el que mostraba el delantero en el césped, donde incluso en mitad de un partido llegó a lanzar una patada voladora a un espectador que le insultó desde la grada.

Está rodeado de un reparto bien seleccionado en el que destacan las actrices Suzanne Clément y Alice de Lencquesaing, como su sufrida esposa y su hija abogada, respectivamente. Así como actores secundarios de carácter como Adama Niane o Yann Collette, que ofrecen el contrapunto de la trama criminal.

Pierre Lemaitre, Perrine Margaine
Copyright Stephanie Branchu

Listado de episodios

La miniserie Recursos inhumanos (Dérapages) se compone de 6 episodios de 49-59 minutos.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí