Torso: Violencia carnal (1973) se trata de uno de los giallos más célebres de toda la década de los años setenta. La película fue dirigida por Sergio Martino, uno de los directores artesanos más reconocibles del sistema de explotación italiano, y se ha convertido con el paso del tiempo en una de las películas mejor valoradas del subgénero. Se puede ver en Filmin.



Crítica de ‘Torso: Violencia carnal’

Torso Violencia carnal

Ficha Técnica

Título: Torso: Violencia carnal
Título original: I corpi presentano tracce di violenza carnale

Reparto:
Suzy Kendall (Jane
Tina Aumont (Daniela)
Luc Merenda (Roberto)
John Richardson  (Franz)
Roberto Bisacco (Stefano Vanzi)
Ernesto Colli (El vendedor de bufandas)

Angela Covello (Katia)
Carla Brait (Úrsula)
Conchita Airoldi (Carol Peterson)
Patrizia Adiutori (Florence Heineken)

Año: 1973
País: Estados Unidos
Duración: 94 minutos
Director: Sergio Martino
Guion: Lewis E. Ciannelli, Ernesto Gastaldi, Sergio Martino
Fotografía: Giancarlo Ferrando
Música: Guido De Angelis, Maurizio De Angelis
Género:  Thriller. Intriga
Distribuidor: SOCIEDAD GENERAL DE DERECHOS AUDIOVISUALES S.A. y REGIA FILMS 2009, S.L.

Filmaffinity

IMBD

Tráiler de Torso: Violencia carnal’ en inglés

Sinopsis

Una serie de asesinatos sobre mujeres recaen en una ciudad de Italia. La identidad del asesino es desconocida, solo se sabe que tiene un pañuelo de color rojo y negro y que siente predilección por asesinar a mujeres jóvenes…

Donde se puede ver la película



La escalada sexual

Muy pocos años separan Torso: Violencia Carnal (1973) de la película que históricamente se ha considerado como la iniciadora del género del gialli en el cine, como es el Pájaro de las plumas de cristal (1970). Apenas tres años. Y sin embargo, las diferencias entre una y otra son más que notables. En la célebre película de Dario Argento, la sensualidad quedaba relegada en un claro segundo plano, mucho más cercana a la fuente literaria de la que surgieron los gialli (novelas de segunda categoría deudoras del estilo policíaco inaugurado por Agatha Christie)  que no de la realidad sociopolítica del momento. En cambio, en la película de Martino, nos encontramos con una obra que refleja la realidad de una sociedad que estaba abriéndose a temas sobre sexualidad y erotismo.

De tal manera, que toda esa sexualidad que estaba latente en la atmósfera y en el contexto sociocultural del momento, aparece en la película. Está claro que en gran medida, muchos de estos giallo se sirvieron exclusivamente de la sensualidad y del erotismo como un elemento comercial más, y en Torso: Violencia carnal es bastante palpable todo esto. Se incluyen escenas de desnudos femeninos (básicamente senos) que están mal encajadas y que únicamente tienen la intención de despertar un interés comercial. Se comenta que muchos de los insertos fueron más bien idea de la productora, y no del propio Martino.

Torso: Violencia Carnal
Foto de IMDB

Prefigurando el slasher

Torso: Violencia carnal es una de las películas donde se puede ver de manera más clara el impacto que tuvieron los giallos como predecesores del subgénero del slasher, que tan popular sería en la década de los años ochenta. Aquí nos encontramos con un asesino enmascarado, y la película se detiene en muchos momentos a mostrarnos precisamente este macabro detalle, con primeros planos de la máscara y el asesino. La iconografía de la película está muy sustentada en el miedo que inspira la figura de este personaje. A diferencia de los primeros giallo, donde la identidad del asesino era totalmente invisible (fuera de campo, y solo con planos subjetivos), aquí Martino resuelve este recurso mostrándonos un rostro aterrador.

Torso: Violencia carnal
Foto de IMDB

Falsos culpables y falsas pistas

Como sucede en muchas películas del subgénero giallo, la obra presenta numerosas variaciones del tema del falso culpable, tratado ampliamente por el director británico Alfred Hitchcock. Así, para engañar al espectador, nos encontramos con un guion que primero parece dirigir las evidencias sobre la culpabilidad hacia uno de los protagonistas, al cual vemos agredir a una prostituta, para poder posteriormente girar completamente las acusaciones. Para un fan del giallo, en realidad este giro de guion no le pillará desprotegido, porque se trata de un recurso habitual en este tipo de películas.

I corpi presentano tracce di violenza carnale
Foto de IMDB

Detalles de primer nivel

A pesar de que la trama se ve interrumpida por los insertos de escenas eróticas que no aportan nada a la trama, visualmente la película cuenta con destellos de gran nivel, especialmente a nivel visual. A la ya comentada creación de un asesino inquietante, le podemos añadir también fragmentos que transcurren en la parte final del metraje, donde nuestro asesino se divierte torturando a sus víctimas, y Martino relega al espectador a la condición doble de voyeur, primero siendo testigos de los actos criminales del asesino, y segundo observando a la única superviviente, que como el espectador, también observa al asesino. Un doble juego de miradas, que Martino trata acertadamente.

I corpi presentano tracce di violenza carnale
Foto de IMDB

Conclusión de ‘Torso: Violencia carnal’

Torso: Violencia carnal no es una de las cúspides del giallo, pero si una película que resulta interesante por configurar la identidad del asesino en el slasher norteamericano. Recomendable para todos aquellos que disfruten leyendo a Agatha Christie pero se queden con ganas de algo más explícito.

Únete a nuestro CANAL DE TELEGRAM

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí