Vértigo, una de las películas más criticadas en el pasado y ahora considerada como una de las obras maestras del siglo XX. Dirigida por Alfred Hitchcock y protagonizada por James Stewart y Kim Novak. Una cinta que rompe todos los esquemas del policial de la época para contarnos al final una historia de amor sin parangón.



Crítica de Vértigo (De entre los muertos)

Vértigo

Ficha Técnica

Título: Vértigo
Título original: Vertigo

Reparto:
James Stewart (John ‘Scottie’ Ferguson)
Kim Novak (Madeleine Elster / Judy Barton)
Barbara Bel Geddes (Midge Wood)
Tom Helmore (Gavin Elster)
Henry Jones (Coroner)

Año: 1958
Duración:
 120 minutos
País: Estados Unidos
Director: Alfred Hitchcock
Guion: Alec Coppel, Samuel Taylor, Maxwell Anderson (Novela: Pierre Boileau, Thomas Narcejac)
Fotografía: Robert Burks
Música: Bernard Herrmann
Género: Intriga. Thriller psicológico

Filmaffinity

IMBD

Tráiler de Vertigo

Premios

  • Festival de San Sebastián: Mejor director (ex-aequo) y actor (Stewart) (ex-aequo). 1958

Donde comprar la película

Sinopsis

Considerada por muchos la obra maestra de Alfred Hitchcock, Vértigo es sin duda su película más recordada. Ambientada en San Francisco, James Stewart interpreta a un detective con agorafobia contratado para seguir a la mujer de un amigo, de tendencias suicidas (Kim Novak). Después de rescatarla de la bahía, comienza su obsesión por la bella y atribulada mujer.



Hitchcock el genio del suspense 

Las preguntas ¿quién lo hizo? o ¿qué es lo que ha hecho? en esta película no son las relevantes, para Hitchcock la verdadera cuestión que lanza hacia el público es el ¿cómo? ya que lo más importante de este film es el cómo está contado. Para el director el suspense, en ocasiones, no se trata de negar información al espectador sino de todo lo contrario; la verdadera tensión está en el cómo reaccionarán nuestros personajes cuando descubran la información que nosotros ya sabíamos de antes.

La atmósfera de una localización

Las localizaciones son ese tercer personaje a la sombra que acompaña a nuestros protagonistas en todo momento. La presentación de cada lugar es pausada, elegante y precisa, debido a que en esta aventura de reiteraciones volveremos a ellas con el conocimiento de lo que sucedió, pero con la incertidumbre de qué sucederá por segunda vez. Los personajes ayudan a desarrollar la trama, el aprovechamiento de las localizaciones sirve para que el clima y la ambientación sea inolvidable, cuando pensemos en Vértigo se nos vengan a la cabeza: el restaurante, el cementerio, la habitación del hotel, el campanario…

Vértigo

El uso del color como elemento narrativo

La paleta de colores está muy bien definida, los dos principales que marcan los sentimientos y situaciones en el film son el rojo y el verde. El rojo representa todo aquello que rodea a Scottie, su obsesión, su amor incondicional y por supuesto su miedo. El verde se centra más en Judy, su misticismo, la fantasía, su atracción, cabe resaltar que su primera aparición es con un vestido verde alrededor de una sala completamente roja que queda marcada para el resto del metraje. Es un ejercicio muy divertido de significados, donde las prendas son cruciales, el cual invito a todo el mundo a fijarse y comentar.

El concepto de Vértigo 

Uno de los rasgos que definen al personaje de James Stewart (Scottie) es que padece vértigos. Hitchcock aprovecha esta idea para no mostrártela con palabras sino con imágenes, con algunos de los planos que pasarán a la historia, donde el zoom y un travelling hacia atrás fueron los responsables. San Francisco es la ciudad idónea para recrear este sentimiento con cuestas empinadas y tremendas pendientes, la ciudad más vertical de todo Estados Unidos. Incluso los propios créditos iniciales son un anticipo del tono del film, las formas espirales que recrean el mareo y la obsesión del protagonista.

Vértigo

¿Una fantasía o realidad?

La estructura narrativa de la película se divide en dos partes muy claras. La intriga siempre está presente pero hay un momento donde el rumbo cambia completamente y es en este momento donde el director comienza a contarnos la historia que de verdad quería, curiosamente este giro se revela justo al final en el libro en el que está basado el largometraje. Es en este punto donde podemos explorar la mente de Scottie, su locura y obsesión que nublan su juicio, enamorándose de una fantasía que subvierte a la realidad. Un retorno a ese Vía Crucis, donde tendrá que volver a construir su amor, aunque sea de la manera más oscura posible.

Conclusión

Vértigo es una película inagotable, con cada visionado se descubre algo nuevo, pura lección secuencia a secuencia de lo que es cine. Una de las mejores películas de todos los tiempos que nunca envejecerá y servirá de ejemplo para explicar con imágenes lo que significa el séptimo arte.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí