Disobedience es un drama romántico de producción británica, dirigido por el chileno (argentino de nacimiento) Sebastián Lelio (Una mujer fantástica, Gloria). El propio Lelio escribe el guion junto a Rebecca Lenkiewicz (Ida, Colette), basándose en la novela de igual título escrita por Naomi Alderman.

Está protagonizada por Rachel Weisz (The Deep Blue Sea, Langosta), Rachel McAdams (Una cuestión de tiempo, El diario de Noa), Alessandro Nivola (En realidad, nunca estuviste aquí, Coco, de la rebeldía a la leyenda de Chanel), David Olawale Ayinde, Mark Stobbart, Cara Horgan y Sophia Brown. Se estrenó en España el día 25 de Mayo de 2.018, pero reducido a menos de 20 salas en todo el país y con menos de 25.000 espectadores, llegando a Netflix el día 9 de abril de 2.020.



Disobedience

Crítica de ‘Disobedience’

Ficha Técnica

Título: Disobedience
Título original: Disobedience

Reparto:
Rachel Weisz (Ronit Krushka)
Rachel McAdams (Esti Kuperman)
Alessandro Nivola (Dovid Kuperman)
David Olawale Ayinde (Pasajero)
Mark Stobbart (Lev)
Cara Horgan (Señorita Scheinberg)
Sophia Brown (Asistente de estudio fotográfico)
Lasco Atkins (Hombre judío)
Bernardo Santos (Joven rabino)

Año: 2017
Duración: 114 min.
País: Reino Unido
Director: Sebastián Lelio
Guion: Sebastián Lelio, Rebecca Lenkiewicz (Novela: Naomi Alderman)
Fotografía: Danny Cohen
Música: Mathew Herbert
Género: Drama romántico
Distribuidor: Sony Pictures Releasing de España

Filmaffinity

IMDB

Tráiler de ‘Disobedience’

Donde comprar la película Disobedience

Disobedience [Blu-ray]
  • Precio mínimo ofrecido por este vendedor en los 30 días anteriores a la oferta: 14.99€
  • Rachel Weisz, Rachel McAdams (Actors)
  • Sebastian Lelio (Director) - Braven Films (Producer)
Disobedience [DVD]
  • Precio mínimo ofrecido por este vendedor en los 30 días anteriores a la oferta: 12.99€
  • Rachel Weisz, Rachel McAdams (Actors)
  • Sebastian Lelio (Director) - Braven Films (Producer)

Sinopsis

RONIT KHRUSKA (Rachel Weisz) regresa a Hendon, su comunidad judía ortodoxa, después de la muerte de su padre rabino. A pesar de la tensión que rodeó la partida repentina de Ronit en el pasado, DOVID KUPERMAN (Alessandro Nivola), amigo de la infancia y muy cercano al rabino, le invita a quedarse con él y su esposa. Ronit se sorprende al descubrir que ésta es su ex mejor amiga ESTI (Rachel McAdams), ahora profesora en una escuela de niñas ortodoxas. La situación es incómoda entre las dos mujeres dado que un pasado complicado claramente se cierne sobre ellas. (Sony Pictures Releasing de España)

Premios

  • British Independent Film Awards: Mejor actor sec. (Nivola). 5 nom. 2018
  • Festival de Toronto: Presentación especial. 2017

Donde se puede ver la película



Mujeres poco ortodoxas

Que una película tan notable como Disobedience tuviese una distribución en cines tan limitada, vuelve a demostrar que el modelo actual no funciona para todo tipo de cine y que las plataformas de televisión son necesarias para hacerlas llegar al público.

Disobedience es un drama romántico ambientado en una comunidad de judíos ortodoxos en Londres. Una buena manera de completar su visionado sería con la serie de Netflix titulada Unorthodox, donde se nos explica la historia real de una joven que huyó de una comunidad ultra ortodoxa de judíos en Nueva York.

En Disobedience, la comunidad religiosa es menos radical, pero los conceptos básicos son los mismos. La mujer tiene un papel secundario dentro de su manera de entender la sociedad. Aquí se nos plantea el choque emocional entre una mujer que decidió escapar de ese mundo y otra que decidió quedarse. Cuando se reencuentran tras la muerte del rabino, padre de la primera, volverán a florecer viejos sentimientos que parecían enterrados.

Naomi Alderman
Copyright Mars Films

El director saca lo mejor de su reparto

La presentación de personajes que hace Sebastián Lelio, es modélica. El director chileno mantiene un pulso narrativo milimétrico durante toda la primera mitad de Disobedience. Utiliza una puesta en escena sobria y austera, donde lo que importa es desgranar todo el huracán de emociones que remueven a sus personajes por dentro. Lo hace de manera sutil, a través de los gestos, miradas y pequeños detalles, con la complicidad de sus intérpretes. Disobedience es una historia repleta de pasión ardiente en un entorno tremendamente gélido.

Rachel Weisz está espléndida. Perfecta. Es curioso que en sus inicios, no sé porqué, era una actriz que me caía antipática y que, poco a poco, me fue ganando a través de su talento hasta enamorarme por completo de ella. Aquí vuelve a realizar una interpretación conmovedora donde entiendes todas las emociones y contradicciones que pasan por su cabeza al confrontarse con su pasado familiar.

Rachel McAdams también brilla como nunca, es probablemente su mejor interpretación hasta la fecha. Y no me quiero olvidar del tercer vértice de este triángulo amoroso, Alessandro Nivola, también fantástico en un personaje complejo que se debate entre sus creencias religiosas y los sentimientos que le otorga la razón.

Disobedience
Copyright Mars Films

La desobediencia como acto de libertad

Es cierto que durante la segunda mitad de Disobedience, la película tiene momentos más irregulares y que el desenlace parece estar reescrito varias veces. Sin embargo, Lelio sale indemne y logra emocionarnos con su planificación repleta de encuadres centrados en la mirada de sus personajes. En ese sentido, me parece brillante el momento del discurso final del rabino, donde Lelio utiliza un constante desenfoque de su rostro para reflejar las dudas e incertidumbres que le embargan en ese momento.

Disobedience es una historia de amor lésbico, pero también sobre la desobediencia como acto higiénico de libertad personal. La libertad individual para elegir quiénes somos y cómo queremos vivir nuestra vida, más allá de cualquier convención social, religiosa o establecida por la comunidad a la que pertenezcamos.

No se trata de romper con todo, ni renunciar a tu pasado, ejercer nuestra libertad individual es lo que nos hace únicos. Parafraseando el discurso inicial del rabino, la capacidad para desobedecer es lo que diferencia a los seres humanos de los ángeles y las bestias.

Naomi Alderman
Copyright Mars Films

Conclusión de ‘Disobedience’

Disobedience es un drama romántico dirigido por Sebastián Lelio (Una mujer fantástica, Gloria), con guion escrito por él mismo junto a Rebecca Lenkiewicz (Ida, Colette), basado en la novela de Naomi Alderman. Nos retrata el reencuentro y el amor prohibido entre dos mujeres que crecieron en una comunidad judía ortodoxa de Londres.

Es un film con una puesta en escena austera y muchos planos cortos, que cede el protagonismo absoluto a sus intérpretes Rachel Weisz, Rachel McAdams y Alessandro Nivola. Los tres forman un triángulo sentimental complejo y pasional, en un entorno frío como el témpano. Su excelente trabajo eleva la película a una obra de cámara para paladares selectos.

Ya sea en una vieja radio o en los créditos finales de Disobedience, seguiremos escuchando Lovesong de The Cure, y esos párrafos “Siempre que estoy a solas contigo, me haces sentir que estoy de nuevo en casa. (…) Siempre que estoy a solas contigo, me haces sentir que soy libre de nuevo. (…) Sin embargo, muy lejos. Siempre te amaré.”

Únete a nuestro CANAL DE TELEGRAM

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí