Ejecutivos agresivos (Corporate Animals) es una comedia negra realizada por Patrick Brice (Creep, Noche infinita). La jefa de una empresa invita a sus trabajadores a pasar un fin de semana juntos para hacer espeleología deportiva y así estrechar lazos, pero pronto surgirán los problemas. La película estuvo presente en el pasado Festival de Sitges.

Está protagonizada por Demi Moore (Bunraku, En la tiniebla), Karan Soni (Creep 2, Seguridad no garantizada), Ed Helms (Resacón en Las Vegas, Giro inesperado), Jessica Williams, Isiah Whitlock Jr., Martha Kelly, Dan Bakkedahl, Calum Worthy, Jennifer Kim y Nasim Pedrad. La película no se ha estrenado en salas de cine en España y lo hace a través de las plataformas VOD de Movistar+ y Rakuten TV los días 28 y 29 de Junio de 2020, respectivamente.



Ejecutivos agresivos (Corporate Animals)

Crítica de ‘Ejecutivos agresivos’

Ficha Técnica

Título: Ejecutivos agresivos
Título original: Corporate Animals

Reparto:
Demi Moore (Lucy)
Ed Helms (Brandon)
Jessica Williams (Jess)
Karan Soni (Freddie)
Isiah Whitlock Jr. (Derek)

Año: 2019
Duración: 90 min
País: Estados Unidos
Dirección: Patrick Brice
Guion: Sam Bain
Música: Michael Yezerski
Fotografía: Tarin Anderson
Género: Comedia
Distribución: Movistar+

Filmaffinity

IMDb

Tráiler de ‘Ejecutivos agresivos’

Sinopsis de ‘Ejecutivos agresivos’

Ejecutivos agresivos nos presenta a Lucy (Demi Moore), la egocéntrica y megalómana presidenta de la compañía «Incredible Edibles», la empresa más importante de los Estados Unidos en cuanto a cubertería de usar y tirar se refiere.

En su infinita sabiduría, Lucy invita a sus empleados, incluyendo a sus atormentados ayudantes Freddie (Karan Soni) y Jess (Jessica Williams), a un fin de semana en grupo en la ciudad de Nuevo México, donde tienen previsto realizar algo de espeleología deportiva. Como era de esperar, la tragedia no tarda en tener lugar, encerrando al grupo en una cueva que aparentemente no tiene salida, al menos desde el punto de vista de el «inútil» guía que les acompaña, Brandon (Ed Helms). Pronto comprenderán que, para poder sobrevivir, no les queda otro remedio que trabajar en equipo. (MOVISTAR+).



Ejecutivos agresivos
Foto de Movistar+

Una sátira políticamente correcta

Que los viajes de team-building los carga el diablo, ya lo sabemos todos. Sólo hay que pararse a pensar un poco cómo sería si nuestra empresa decidiera hacer uno… No es un tema inédito en el cine, me vienen a la cabeza la española Casual Day (Max Lemcke, 2007) o la excelente serie francesa Recursos Inhumanos (Ziad Doueiri, 2020), con el agravante en ésta última de que los trabajadores no son conscientes de formar parte de ningún juego organizado por la empresa.

En Ejecutivos agresivos (Corporate Animals), los protagonistas son los empleados de una empresa que fabrica cubertería comestible. Son invitados por la jefa (Demi Moore), para viajar a Nuevo México para hacer espeleología deportiva. Como es lógico, la cosa no acabará bien. La presentación de los personajes es escasa, los roles se delimitan a trazo grueso y sin demasiada originalidad, buscando también el estereotipo racial y sexual para potenciar el humor. La película es una comedia satírica en la que todo resulta acaba resultando demasiado correcto, políticamente hablando.

Corporate Animals
Foto de Movistar+

El capitalismo caníbal

Ejecutivos agresivos (Corporate Animals) tiene un argumento que invitaba a desmelenarse y cuenta como director con Patrick Brice, muy capaz de hacerlo. No olvidemos que es el autor de aquellas dos cachondas incursiones en el found footage como son Creep y su secuela. Sin embargo, esta nueva propuesta de humor negro del director, acaba siendo bastante decepcionante y mucho menos mordaz que aquellas. Y eso que la película se mete en harina desde los primeros minutos. El grupo de empleados se queda encerrado en una cueva, donde cada uno deberá mostrar sus dotes para la supervivencia.

La situación de encierro no se explota lo suficiente para crear una atmósfera que resulte asfixiante. Todo lo contrario, la sensación constante es de estar frente a una película de bajo presupuesto y de aspecto televisivo. Tampoco funciona la crítica social sobre lo salvaje del mercado laboral actual y la competitividad inherente al ascenso profesional en las empresas. El canibalismo hubiera podido servir como gran analogía del capitalismo voraz, pero finalmente esa crítica se queda en un par de chistes escatológicos, exentos de acidez o gracia.

Ejecutivos agresivos
Foto de Movistar+

Conclusión

Ejecutivos agresivos (Corporate Animals) es una comedia negra sobre un grupo de empleados que realiza un viaje de team-building y que, tras quedarse encerrados en una cueva, deberán plantearse el canibalismo y comerse unos a otros. Está dirigida por Patrick Brice, autor de Creep y Creep 2, que aquí se muestra mucho menos inspirado.

No es ni una comedia de terror inteligente, ni una crítica social contundente sobre el mercado laboral. Los personajes son puro estereotipo, el humor es bastante soez y la puesta en escena muy cutre. La película acaba siendo más inofensiva y pueril de lo que pretende. Lo único destacable es la participación de Demi Moore como esa déspota directora de empresa que se aprovecha de sus trabajadores. Ejecutivos agresivos (Corporate Animals) es una película corta que se deja ver con facilidad, pero que pierde la oportunidad de ir más allá del gag efímero.

Únete a nuestro CANAL DE TELEGRAM

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí