El poder de las chicas se desata con un aire de entre sarcasmo y violencia, que va a estremecer a más de uno en la silla. ¿Te has preguntado qué sucede si pones a una policía menospreciada, una cantante poderosa, una princesa de la mafia con delirio por las flechas, una adolescente con manos de seda y una novia abandonada y un poquito “tocada”? Pues la historia te la cuenta en persona, a su muy peculiar estilo esta última: Harley Quinn. La película Aves de presa (y la fantabulosa emancipación de Harley Quinn) se estrena el 7 de Febrero en salas de cine españolas. Puedes leer AQUÍ otra crítica de esta película realizada por Cinemagavia.



Aves de presa

Crítica de la película Aves de presa

Ficha Técnica

Título: Aves de presa (y la fantabulosa emancipación de Harley Quinn)
Título original: Birds of Prey (And the Fantabulous Emancipation of One Harley Quinn)

Reparto:
Margot Robbie (Harley Quinn)
Mary Elizabeth Winstead (Helena Bertinelli / La cazadora)
Ewan McGregor (Roman Sionis)
Rosie Pérez (Renee Montoya)
Chris Messina (Victor Zsasz)
Derek Wilson (Tim Evans)
Steven Williams (Capitán Patrick Erickson)
Ali Wong (Ellen Yee)
Matthew Willig (Happy)
Charlene Amoia (Maria Bertinelli)
François Chau (Mr. Keo)
Greice Santo (Scantily Clad Crystal)
Eric Michael Cole (Hombre descontento)

Año: 2020
Duración: 109 min.
País: Estados Unidos
Director: Cathy Yan
Guion: Chuck Dixon, Jordan B. Gorfinkel, Christina Hodson (Cómic: Greg Land)
Fotografía: Matthew Libatique
Música: Daniel Pemberton
Género: Acción. Aventuras
Distribuidor: Warner Bros Pictures España

Filmaffinity

IMDB

Tráiler de la película Aves de presa

Sinopsis

La pobre Harley ahora ya separada del Guasón por “compatibilidad de caracteres” pero ha ocultado su rompimiento porque, bueno, hay muchos en la ciudad que sin el cobijo del príncipe del crimen no dudarían ni medio segundo en matarla. Uno de ellos es un excéntrico y muy perverso junior, Roman Sionis, que como buen villano de Ciudad Gótica hace mucho que perdió un tornillo y está feliz y orgulloso de ser el más sanguinario y violento protagonista del crimen. Desde luego que para los trabajos más sucios tiene a su mano derecha, una especie de sicario platinado llamado Zsasz.

Ahora Roman ha puesto sus ojos en un diamante que tiene inscrito un código que le daría poder absoluto: el acceso a la ilimitada y millonaria fortuna de la familia Bertinelli, solamente que ese diamante es robado por una adolescente rebelde llamada Cass. De inmediato, Roman pone a todo Ciudad Gótica a la caza de la niña. En esta ensalada entrarán Harley, La Cazadora, Canario negro y hasta Renee Montoya, tratando de quitarse a Roman de encima. El pobre no sabe que encima de él sobrevuelan las aves de presa.

Datos de la película Aves de Presa

  • En Birds of Prey and the Fantabulous Emancipation of One Harley Quinn, la estrella Margot Robbie luce 13 trajes diferentes para retratar al colorido personaje del título. El tiempo promedio que tardaba Robbie en transformarse en Harley era de dos horas y media.
  • En Birds of Prey and the Fantabulous Emancipation of One Harley Quinn, se puede encontrar la siguiente comida chatarra en el departamento de Harley Quinn: bolas de queso, helado de algodón de azúcar, Twizzlers, crema de malvavisco, Peeps de bombones, galletas, Cheez Whiz, ramen, cereal azucarado, paletas de dulce, caramelos Mike and Ike y collares de caramelos.
  • Para una escena ambientada en un mercado de pescado en Birds of Prey and the Fantabulous Emancipation of One Harley Quinn, todo el pescado en el set era real, al igual que el olor.
  • Aunque es una patinadora realmente competente —gracias a su entrenamiento para su papel en Yo, Tonya— por seguridad Margot Robbie tenía dos dobles de patinaje para sus escenas en Birds of Prey and the Fantabulous Emancipation of One Harley Quinn, una para patinaje de deslizamiento y otra para patinaje de acrobacias.
  • En Birds of Prey and the Fantabulous Emancipation of One Harley Quinn, Cassandra Cain lleva un molde rosa cubierto de diseños de la actriz que la interpreta, Ella Jay Basco. El equipo de utilería creó cinco réplicas de ese molde para usarlas durante la filmación.
  • Huntress, interpretada por Mary Elizabeth Winstead, es una experta en ballestas. El departamento de utilería creó tres prototipos de ballestas de héroe y tres versiones de goma para usarlas cuando se filmaban escenas acrobáticas, tales como bajar por un tobogán durante una secuencia de una casa de la risa.
  • Andy Siegal, utilero de Birds of Prey and the Fantabulous Emancipation of One Harley Quinn, dijo que el accesorio más difícil de crear para la película fue el sándwich de huevo de Harley Quinn, el cual demandó extensas discusiones con respecto a detalles tales como el tipo de panecillo, el queso, el tamaño y la envoltura.
  • Durante una secuencia denominada «la persecución del sándwich de huevo» en Birds of Prey and the Fantabulous Emancipation of One Harley Quinn en la que la detective de la GDPD, Renee Montoya (Rosie Pérez) está detrás de Harley Quinn (Margot Robbie), se cosieron lechugas reales y pedacitos de papel dentro del pelo de Pérez después de que Harley le arroja una bolsa de basura.
  • Todas las voces de Black Canary las cantó la actriz que la interpreta, Jurnee Smollett- Bell.
  • Muchos de los trajes y accesorios de Ewan McGregor como Roman Sionis tienen las iniciales e insignias del personaje o el logotipo de Black Mask bordado o estampado dentro de la solapa de una chaqueta, en los guantes de cuero y en un anillo. Incluso tiene un par de pijamas con su propia foto impresa en ellas.
  • Para mantener el cabello extremadamente rubio y corto de su personaje Victor Zsasz, el actor Chris Messina tuvo que teñirse el pelo al menos cada dos semanas durante el rodaje de Birds of Prey and the Fantabulous Emancipation of One Harley Quinn.
  • Durante el rodaje de la película varios escritores y artistas de DC visitaron el estudio: los co-creadores de Harley Quinn, Paul Dini y Bruce Timm, Jimmy Palmiotti y Amanda Conner; Gail Simone y las hermanas Julie y Shawna Benson.


I hate myself for loving you

Bienvenidos al mundo de la revancha, el amor frustrado, la independencia el girl power y la locura sarcástica. Harley y sus aves atacan sin piedad en una mezcla de colores estridentes, cañones de confeti y muchos, muchos golpes.

Cómo narrar esta historia si no es con la desordenada mente de su propia protagonista y como vamos a viajar de acuerdo a su laberinto mental, es obvio que las estructuras de narración sean dislocadas, irreverentes y llenas, en sus primeros momentos, de ese amargo sabor del amor perdido y el limbo al saberse expulsado de la protección del amo. Sin embargo, Harley nos ha demostrado ya que sabe arreglárselas muy bien para “reponerse de los golpes del amor” (o de cualquier otra fuente) Vemos que, aunque este pasando por el momento “me odio por amarte”, no va a permanecer mucho en el y se despide de ese “bonito sentimiento” de una manera vamos a decir… “explosiva”

No obstante, todos los prejuicios que tengamos sobre su persona, Harley siempre está dispuesta a sorprendernos con un juego más para hacernos comer de ese “me odio porque te amo” como invitación o como desafío. Y Robbie sabe jalar exactamente hasta donde se debe para que sigamos culpándonos por simpatizar con una desquiciada.

Birds of Prey
Copyright Warner Bros

Hymne a L’amour

Es difícil resistirse a caer en las redes de La Harley Quinn de Robbie, es querer escapar de la seducción de la ingenua perversa llevada al tope, es sexy pero definitivamente no es un objeto sexual, su desacato es irrefrenable pero a la vez libre, su lealtad es cuestionable, sin embargo va y viene en su generosidad y se sorprende de las cualidades de los otros, sabe sacar ventaja para sí misma y no dudaría en clavar un cuchillo en la espalda, pero sin perder el tono de que “es solo un juego” toda esta complejidad está dada desde el mismo relato sin orden que Quinn hace de su vida y sus andanzas y al cual adorna con múltiples “emoticones” no hay una estructura mental ordenada porque sencillamente la mente de Quinn no es una mente normal.

Margot Robbie (Dr. Harleen F. Quinzel / Harley Quinn) es el hilo conductor, un hilo que a veces está hecho nudos pero que con desfachatez total hace que nos pongamos a desatarlo para entender su alucinante historia y cómo fue que acabó siendo la novia de Guasón (además nos lo relata, ¿por qué no? ¡con dibujitos!). Cabría decir que Margot hace posible lo imposible, empatizar con una mente tan psicótica como la de Quinn porque todo el tiempo va, como un caleidoscopio de su propia locura, transitando en la bipolaridad y mirándonos con aire de niña que cree que solo está “haciendo travesurillas”.

Harley Quinn al mismo tiempo dentro de todo el empoderamiento que maneja es un ejemplo de que no importa si se es personaje o persona siempre se puede sobrevivir a los más terribles acontecimientos (como perder su sándwich favorito por un accidente… o la atención del Guasón). Y aunque estés en el suelo (literal) puedes levantarte y reinventar la manera en la cual manejarás tu vida con garbo y diversión (con sus locuras y maldades pero con un sello propio, eso sí) es la respuesta desorbitada a una versión libre del #metoo

Aves de presa
Copyright Warner Bros

Its oh so quiet

Dinah Lance (Jurnee Smollett-Bell) y la vigilante Helena Bertinelli (Mary Elizabeth Winstead) son quienes presentan a las compañeras de Quinn con unas historias más atractivas y desde luego que implican misterios y violencia desatada y Hodson sabe dar a cada una su lugar y su importancia mientras nos deja inquietos pensando a dónde van a ir sus historias más adelante y además va desentramando sus personajes a diferentes tiempos, lo cual nos mantiene a la espera (aunque sepamos que la lógica narrativa de Quinn no es muy fiable) y sí, tal vez hay demasiada ira en los personajes femeninos, pero… ¿no tendrán en parte un poquito de razón a sublevarse así contra lo que las ha torturado tantos años?

Lo importante es que aquí las protagonistas no son unas frágiles criaturas que necesitan protección sino todo lo contrario. Y para comprobar que aún frente al mal hay niveles de maldad y psicosis nos topamos con Roman (Ewan McGregor) un villano mucho más cretino y soberbio que ninguno (tanto que duerme con pijamas estampados con su rostro) que viene a ser el infante terrible de la criminalística comic rico malcriado, y muy, muy enfermo mentalmente (como para hacer que Guasón parezca un buenazo) y su asistente Víctor Zsasz (Chris Messina) es otro impresentable capaz de superar la vena sádica de su patrón. No importa lo salvaje que sean Quinn y sus aliadas estos tipos son violencia y sadismo puros.

Aves de presa
Copyright Warner Bros

Barracuda

Debutando en el mundo de los super héroes, Cathy Yan logra reunir el verdadero “equipo soñado” en lo que a la “respuesta femenina” se refiere y pone en línea una cinta con la suficiente acción y violencia (y humor cáustico) capaz de patear traseros del tamaño y poseedor que sea, sin miramiento alguno. Hay demasiada energía y coraje como para detenerse a ser educado y, de cualquier manera, Quinn pasa por completo de esos modales. Está muy lejos de lo que remotamente se pudiera llamar “corrección política”. Para rematar, no es simplemente Quinn… sus “socias en el crimen” cada una tiene una historia que se puede desarrollar y que ha nacido en las más adversas condiciones (entre una violencia irrefrenable y la carencia absoluta de amor) de forma tal que se comprende, aunque no se justifique, la ira contenida que guardan sus protagonistas.

Hay un abundante uso de canciones icónicas para ilustrar (como en otras muchas películas de superhéroes en las secuencias de acción), así mientras vemos romper caras, huesos, explotar toneladas de combustible o alguna finura más, los acordes de temas como “Black Betty,” “Hit Me With Your Best Shot” “Mr Sadman” o “The Joke is on you” le dan el fondo de real/irreal a cada golpe.

El guion de Christina Hodson no desecha lo aprendido en las narrativas de superhéroes, lo modifica para, siguiendo la convención del género, sacar por debajo de la manga otros temas que eran necesarios en la agenda, como el darle un lugar no simplemente a las heroínas de probada virtud, sino a estas operantes de las fuerzas oscuras, que encima cargan con un pasado terrible y con una insaciable sed de venganza.

Las bisagras de esta reunión que se fragua ya la hemos visto presentarse y formarse en otras historias de superhéroes: un grupo de personajes se reúnen (a veces a fuerzas) para conformar equipos y trabajar por un objetivo. Esta coyuntura se utiliza también para justificar la alianza y comenzar a contar historias de los integrantes relacionándolas con otras (escritas o filmadas) consolidando este sentido de agrupación masiva de personajes. Una vez hecho esto, abrir la posibilidad de que pueden pasar a hacer crossover en un futuro. ¿Para qué conformarse con los héroes o villanos de una historia, si se pueden reunir los de varias?

Hit me with your best shot

Derramando ironía adornada de estridentes colores y seduciendo con cañonazos de confeti, pintura y violencia comic, estas Aves de Presa vuelan sobre nuestras cabezas y nos sorprenden con algún ataque rápido, certero y ácidamente divertido. Sabemos que, aunque escondido en lo profundo de su abismal corazón, poseen un ápice de ternura… pero su sarcasmo y su mal comportamiento son mucho más fuertes.

El guion nos da muchos puntos donde afianzar las historias colaterales de sus antiheroinas y provoca querer seguir sabiendo que más harán. Quinn se yergue como un icono de abandonada y empoderada que apela en tiempo y forma a todo este reposicionar a los arquetipos femeninos en este nuevo milenio. Son demasiados violentas, tal vez, perdieron un tornillo… quizá… ¿necesitan sacar todo lo que traen encima?, sí definitivamente. Por lo pronto muchos estamos dispuestos a perdonarles sus pecadillos a cambio de verlas en pantalla.

Reportaje de Aves de Presa en Días de Cine TVE

Únete a nuestro CANAL DE TELEGRAM

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí