3 de septiembre de 2021. Día marcado en el calendario de muchos fanáticos, quienes estaban deseando ponerse su máscara de Dalí, su mono rojo y sentarse en el sillón para hacer maratón con la temporada 5 de La casa de Papel.

Temporada que llegaba a nuestros televisores como primer volumen de la última entrega, que cuenta con diez episodios. Lo que parece ser el principio del final de esta serie. Por lo tanto, lo que Netflix nos presenta son cinco episodios de acción desmedida, sorpresas para el espectador y, explosiones, muchas explosiones.



temporada 5 de La casa de Papel

Crítica de la temporada 5 de La casa de Papel

Ficha Técnica

Título: La casa de papel
Título original: La casa de papel

Reparto:
Úrsula Corberó (Tokio)
Álvaro Morte (El Profesor)
Itziar Ituño (Raquel Murillo)
Pedro Alonso (Berlín)
Miguel Herrán (Río)
Jaime Lorente (Denver)
Esther Acebo (Mónica Gaztambide)
Enrique Arce (Arturo Román)
Darko Peric (Helsinki)

Año: 2017 / 2021
Duración: 70 min.
País: España
Director: Álex Pina (Creador), Jesús Colmenar, Miguel Ángel Vivas, Alex Rodrigo, Alejandro Bazzano, Koldo Serra, Javier Quintas
Guion: Álex Pina, Esther Martínez Lobato, Javier Gómez Santander, David Barrocal, Pablo Roa, Esther Morales, Luis Moya, Fernando Sancristóval, Almudena Ramirez Pantanella, Alberto Úcar, Ana Boyero, Emilio Díez, Juan Salvador López
Fotografía: Miguel Ángel Amoedo, David Azcano, Sergi Bartrolí, Mike Valentine
Música: Iván M. Lacámara, Manel Santisteban
Género: Thriller. Intriga
Distribuidor: Netflix

Filmaffinity

IMDB

Tráiler de ‘La casa de papel’

Sinopsis

La Banda lleva encerrada más de 100 horas en el Banco de España, han conseguido rescatar a Lisboa pero viven uno de sus peores momentos tras haber perdido a uno de los suyos. El Profesor ha sido capturado por Sierra y, por primera vez, no cuenta con un plan para escapar. Cuando parece que nada puede ir a peor, llegará un nuevo enemigo mucho más poderoso que cualquiera de los anteriores: el ejército. Se acerca el final del mayor atraco de la historia y lo que empezó siendo un robo ahora se transformará en una guerra. (Netflix)

Dónde se puede ver la serie



Mucha acción en pocos minutos 

Sí que es verdad que la casa de papel lleva varias temporadas siendo ya ese producto repleto de acción y tensión capaz de retener al espectador absorto en sus imágenes.

De hecho, la sensación nada más terminar los dos primeros episodios es la de haber realizado una maratón.

Sin embargo, esta acción está encasillada en la trama principal de la serie, de manera que, poco descanso se le da al espectador, salvo cuando utiliza el recurso -ya bastante característico de esta serie- de recurrir al flashback.

El panorama que tenemos en la temporada 5 de La casa de Papel con la trama principal dentro del banco de España se ha convertido en una película sobre la guerra de Vietnam. Militares desquiciados, revueltas de rehenes y personajes armados hasta las cejas. Parece que el atraco es un caballo desbocado sin riendas, destinado a convertirse en un campo de trincheras donde sobrevivirá el bando más fuerte.

Encontramos como alivio la subtrama de Berlín. Que, sorprendentemente, es bastante acertada. Incluso presenta a uno de los personajes más carismáticos de esta temporada, un gran Patrick Criado que interpreta a un joven aspirante a ladrón. Además, nos trae de vuelta ese juego de estrategia que podía ser esta serie en sus primeras temporadas, por lo que puede llegar a considerarse un poco tributo. 

También, y además de los recurridos flashbacks de distintos personajes, la subtrama en el interior del estanque de tormentas, parece mucho más atractiva y relevante, antes que regresar al campo de batallas, donde la acción en estos cinco episodios es repetitiva hasta la saciedad, pese a los matices que interna. 

temporada 5 de La casa de Papel
Copyright Netflix

Diálogos más politizados y menos relevantes

La temporada 5 de La casa de Papel continúa arrastrando un problema que ya presentaba desde la temporada anterior, y es que ya la trama comienza a estar estancada y pierde el factor sorpresa que tanto nos gustaba en anteriores entregas. 

Es completamente normal que después de tres temporadas bajo la misma premisa en algún momento la historia comience a flojear. Y ese momento ya ha llegado. Reduciendo la acción principal a lo que hablábamos en el primer apartado, disparos y explosiones. 

Pese al ritmo que tiene la serie, realmente avanza muy poco. Lo único que se ve acrecentando paulatinamente es la destrucción del decorado. 

Quizá, el hecho de modificar la subtrama de Berlín mostrándonos otra perspectiva del personaje, como padre, haya aireado con un poco de aire fresco la serie. Pero solo un poco.

Algo que no ayuda nada con respecto a esto son los diálogos, muchos, cada vez más vacíos, buscando un pellizco emocional fácil o un compromiso político innecesario.

Es algo de lo que la serie lleva pecando bastante tiempo, y esta temporada no varía. 

Finalmente el efecto que se consigue con esto es de estar completamente fuera de lugar. 

Netflix
Copyright Netflix

Una experiencia visual 

Resulta imposible pasar por encima el diseño de arte y los efectos especiales de esta nueva temporada.

La transformación de un edificio tan austero y tan elegante en, literalmente, un campo de trincheras es de mérito. 

Y todo el mérito es para la producción de esta temporada, que no deja nada que envidiar a una superproducción americana, películas de objetivo, protagonizadas por Gerard Butler, claro.

Parece que Álex Pina, saca todo el arsenal en la temporada 5 de La casa de Papel sorprendiendo al espectador con otra perspectiva más oscura y desenfrenada de la casa de papel.

Pero hay que recordar que aún quedan otros cinco episodios antes de finalizar la serie. ¿Con qué nos van a sorprender ahora? ¿Otra guerrilla? ¿Más problemas internos? ¿Una nueva traición a la policía? ¿Otro parto?

Lo veremos en diciembre.

temporada 5 de La casa de Papel
Copyright Netflix

Conclusión de la temporada 5 de La casa de Papel

Pese a presentar una trama repetitiva y estancada en acción desmedida y unos diálogos poco originales, la casa de papel sigue cosechando éxitos y números. Y realmente es algo por lo que hay que enorgullecerse de esta producción, su transformación y repercusión, no solo dentro del mundo de la televisión, sino como fenómeno social.

También me quedo con algunos aspectos de esta temporada, como la subtrama de Berlín, bastante nombrada en esta crítica, que, para mi gusto ha sido de lo mejor, incluyendo el final, cuando termina sorprendiendo y destrozando las especulaciones del público.

Lo que finalmente recogemos de la temporada 5 de La casa de Papel es una de cal y una de arena. Quedamos a la espera del segundo volumen para ver como termina esta historia.

Únete a nuestro CANAL DE TELEGRAM

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí