La Universidad para sordos, docuserie distribuido por Netflix, habla sobre estudiantes universitarios sordos de la Universidad Gallaudet en Washington D. C., sin ningún tipo de sensacionalismo. 

Uno de los productores ejecutivos de la serie es Nyle DiMarco, actor, modelo, activista y ex alumno del centro universitario. Participó en This Close, serie cuya crítica podéis leer AQUÍ

Nyle DiMarco conocido también por el reality America ‘s Next Top Model  y el programa de baile Dancing with the Stars, cuenta que el objetivo de la serie es romper el molde y profundizar sobre las experiencias de los sordos en la vida real.



La Universidad para sordos

Crítica de ‘La Universidad para sordos’

Ficha Técnica

Título: La universidad para sordos
Título original: Deaf U

Reparto:

Año: 2020
Duración:
País: Estados Unidos
Género: Documental
Distribuidor: Netflix

Filmaffinity

IMDB

Tráiler de ‘La Universidad para sordos’

Sinopsis

El reality La universidad para sordos es una serie sobre un grupo de alumnos sordos de la Universidad Gallaudet, prestigioso centro privado de la ciudad de Washington para estudiantes con problemas auditivos.

Las historias de estos amigos —sus altibajos, relaciones y rutinas universitarias— ofrecen una visión de la comunidad sorda insólita, sin filtros y sorprendente. (Netflix)

Donde se puede ver la serie



Conociendo la cultura de las personas sordas

Nos presentan a Daequan Taylor, Renate Rose, Dalton Taylor, Rodney Burford, Cheyenna Clearbrook, Tessa Lewis y Alexa Paulay – Simmons respectivamente. Todos ellos, son los personajes principales a los que vamos a conocer en su día a día y en muchos de sus problemas adolescentes. 

Ellos nos cuentan su rutina diaria en la Universidad desde las discotecas donde van por las noches a cómo graban sus vídeos para Youtube o incluso a sus problemas amorosos y paternales o decisiones importantes que cambiarán sus vidas. 

En los primeros dos capítulos de La Universidad para sordos nos dan a conocer distintas situaciones de los protagonistas y nos introducen maneras que tiene la comunidad sorda de tratar entre ellos. A través de la música, muy importante en este reality, nos llevan, en líneas generales, a cada uno de los protagonistas, qué dota y da personalidad y cuerpo a las escenas que hay entre ellos.

La Universidad para sordos
Foto de Netflix

La importancia de la música 

La música por lo tanto, da dinamismo, rompe moldes y asegura que el espectador se pueda enganchar en todo momento además de que La Universidad para sordos juega con la corta duración que tiene en sus ocho capítulos. (Cada episodio de unos 20 minutos)

Esto permite que la serie tenga la posibilidad de, en algunos momentos, ser más versátil, ir al meollo de las diferentes situaciones que se van sucediendo y por ende, dar rienda suelta a los pensamientos de cada uno de los estudiantes de la comunidad sorda. 

Es en este punto donde la música cobra más importancia, en el tercer capítulo, vamos conociendo otras facetas de los protagonistas y dejando en varios momentos del capítulo, la parte superficial de la vida en el campus para pasar a algo más personal.

La conversación que tiene Rodney Burford y sus padres con Daequan Taylor en la cena que celebra Rodney en su casa, tiene un aura mágica y te traslada a los pensamientos más profundos de Daequan. 

A lo largo del capítulo tenemos otras escenas de gran calibre que te adentran poco a poco y más, a lo que es en realidad la comunidad sorda y lo que, incluso, significa ser parte de dicha comunidad. 

Deaf U
Foto de Netflix

Destapando tópicos 

Una de las cosas por las que destaca La Universidad para sordos es que todos los estudiantes de alguna manera, están  interconectados, y que en cierta manera también es criticado por la misma comunidad, Pero, a pesar de ello, observamos que los personajes se entrelazan unos y otros y nos permite ver distintas historias entre ellos  lo que, enriquece mucho, como comunidad. 

Distintos amoríos, distintas etnias, distintas vivencias en el pasado, distintas repercusiones sociales; todo es distinto pese a verse envueltos en la misma condición innata en su sistema auditivo. Es curioso que una comunidad tan pequeña, a su vez sea tan diversa y rica entre sus integrantes. Cada uno en realidad no deja de ser de una manera y aunque se pertenezca a una comunidad en concreto, siempre habrán diferencias y matices que harán que ese entorno sea de una forma u otra.

En La Universidad para sordos, este hecho se ve reflejado totalmente y lo hace un reality muy rico lleno de puntos que en realidad, están muy cerca a lo que se tienen que enfrentar millones de personas diariamente.  

La Universidad para sordos
Foto de Netflix

Conexión – Reacción

En los siguientes capítulos (Cuatro, cinco y seis) nos enfocamos en los amoríos, desenlaces y reencuentros, puntos de inflexión de algunos personajes como son Renata Rose y Alexa Paulay – Simmons y momentos cómicos que le dan un punto de naturalidad y realismo a las historias. 

Lo que La Universidad para sordos nos transmite en todo momento es la principal conexión que hay entre los espectadores y los estudiantes que nos permiten conocer sus metas y ver lo que ellos quieren llegar a ser en la vida. Un proceso de transformación que, es normal, entre todos los estudiantes del planeta, pero que se intensifica por la sordera y la incapacidad de enfrentarse al mundo de la misma manera que lo hacen los demás. Todo se vive más. Todo es de otra manera. 

Los dos últimos capítulos, el siete y el ocho, resuelven conflictos internos de muchos de los protagonistas. Algunos se resuelven mínimamente y otros se quedan en el aire para una segunda posible temporada. 

Uno de los problemas más intensos de Cheyenna Clearbrook si que queda completo y vemos una evolución del personaje en el transcurso de una temporada. Un transcurso y un viaje emocional que son totalmente reales, lo que hace que nos sintamos identificados a pesar de las grandes diferencias que hay entre los oyentes y la comunidad sorda. 

Conclusión de ‘La Universidad para sordos’

Es una docuserie que rompe muchos topicazos y además, se trata desde un prisma muy real sin tapujos ni sensacionalismos de por medio lo que nos permite ver y disfrutar de la cultura de las personas sordas. Una serie muy recomendada, muy honesta y transparente. 

Únete a nuestro CANAL DE TELEGRAM

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí