Atlanta no es solo la capital de Georgia en EE.UU. También da nombre a la reconocida serie, por ubicarse allí mismo, creada por el total entertainer Donald Glover. Estrenada en 2016 como una producción de FX, en España está disponible en FOX.

Esta serie ya tiene tercera y cuarta temporada confirmadas. Disney sigue apostando por ella. Mientras tanto, si no la conocías, puedes adelantarte todavía viendo las dos primeras temporadas. En un verano atípico sin blockbusters -las restricciones sanitarias impiden conseguir la taquilla mundial esperada-, es perfecta para darle una oportunidad. Además, tras los sucesos y protestas en EE.UU. por el caso George Floyd, es de plena actualidad.



Atlanta

Crítica de ‘Atlanta’

Ficha Técnica

Título: Atlanta
Título original: Atlanta

Reparto:
Donald Glover (Earnest ‘Earn’ Marks)
Brian Tyree Henry (Alfred ‘Paper Boi’ Miles)
LaKeith Stanfield (Darius)
Zazie Beetz (Van)
Khris Davis (Tracy)
RJ Walker (Clark County)
Harold House Moore (Swiff)
Matthew Barnes (Lucas)

Año: 2016
Duración: 30 min.
País: Estados Unidos
Director: Donald Glover (Creador), Hiro Murai, Donald Glover, Janicza Bravo, Amy Seimetz
Guion: Donald Glover, Stephen Glover, Jamal Olori, Stefani Robinson, Fam Udeorji, Taofik Kolade, Ibra Ake
Fotografía: Christian Sprenger
Música: Ludwig Göransson
Género: Comedia
Distribuidor: Fox

Filmaffinity

IMDB

Tráiler

Sinopsis

En la ciudad de Atlanta, dos primos afroamericanos se meten en el mundo del rap. Su evolución profesional será complicada por su diferente percepción de lo que es el arte, el producto, el éxito y otras cosas.



Entre la sitcom y la dramedia

Atlanta es una serie que se encuentra entre la sitcom y la dramedia. Esto es, que construye situaciones hilarantes, pero también incómodas con las que hacer reflexionar al público. Cada capítulo es autoconclusivo y tiene un protagonista diferente. Pero el mensaje es el mismo en toda la serie. No es recomendable darse un atracón con Atlanta, ya que hay capítulos densos de digerir. El argumento es, básicamente, la historia de un joven afroamericano que trata de ganarse la vida sin caer en la delincuencia ni la drogadicción. Earn es un personaje cuyo perfil no es muy común en producciones de Hollywood. Aunque su personalidad pueda ser anodina, su existencia en la ficción empatiza y conmueve. Su primo Alfred Miles, aka Paper Boi, lanzó un tema de rap que le llevó a la fama en la ciudad. Así que le hace el favor de ofrecerle a Earn el cargo de mánager.

Poco a poco, Paper Boi consigue más notoriedad hasta el punto de que Earn puede vivir de ello. Así, pasa de no tener dónde dormir, a poder cuidar de la madre de su hija. Con Van, Earn tiene una relación de ida y vuelta, pero se necesitan. Y su primo Alfred vive con Darius, un camello con un discurso profético y conspiranoico. Es lo que tienen los porros. A estos cuatro protagonistas se añaden infinidad de secundarios bien construidos, con los que las situaciones que viven se vuelven surrealistas, aunque humanas. Lo original de Atlanta es que rompe con cualquier convencionalismo o estereotipo, algo que se echa en falta en ficción. Y por rocambolesca que pueda ser una situación, acabas creyéndotela. La amistad, la ambición y el racismo son los valores principales de los que trata esta serie.

Atlanta
Copyright Guy D’Alema/FX

Donald Glover, auténtico rey midas del espectáculo

Aparte de ser una comedia con tintes dramáticos, Atlanta muestra la imagen de la escena rap y la vida nocturna. Para empezar, tiene una banda sonora espectacular, con muchos temazos. Destaca el propio Paper Boi, cuya letra es de Donald Glover, auténtico rey midas del espectáculo. Lo interpreta su hermano Steve G. Lover. Aunque en la ficción sea el personaje de Alfred. Donald, también conocido por su alias Childish Gambino, comenzó a despuntar en la serie Community. Después pegó fuerte en la música, sobre todo con This is America. En su obra se aprecia una fuerte reivindicación de la comunidad negra en EE.UU. Llegó a ser candidato para ser Spider-Man. Finalmente, tuvo un pequeño papel en la versión con Tom Holland. Y es co-creador de esta serie, además de protagonizarla. Quien apoya sus trabajos es Hiro Murai, director de sus videoclips, así como de Atlanta. Aquí forman un tándem perfecto.

Y esto se nota en el modo que está producida; sin ser una gran producción, claro. Cada detalle está cuidado al máximo. Y los guiones son perfectos. Cómo se va creando la tensión hasta llegar el punch que lo desata todo. A través de Earn y Alfred, su incursión en la escena musical nos adentra en cómo se desarrolla un producto de éxito, y cómo se separa el plano artístico del comercial. Aspectos diferentes en la obsesión del artista que lucha por ser trascendental y cómo sobrevive al mercado de la música. El reparto se completa con Brian Tyree Henry haciendo de Alfred, siempre arrollador en sus intervenciones. Lakeith Stanfield como Darius, muy resultón y que da juego a la serie. Y Zazie Beetz como Van, quien demuestra carisma como mujer negra. Todos ellos, después de la serie, han conseguido papeles notorios en Hollywood. La serie fue su catapulta.

Copyright Guy D’Alema/FX

Atlanta es una serie que innova en muchos aspectos

Atlanta tuvo gran reconocimiento en EE.UU. Es más, acumula premios y nominaciones del gremio. Incluidos 5 premios Emmy. Y, por supuesto, es rentable. De lo contrario, no tendría firmadas nuevas temporadas. Sin embargo, en España no ha tenido el éxito esperado. Es una serie que tiene buen rollo, está bien hecha y las historias son interesantes. Le ha faltado más publicidad, que las cadenas importantes apostaran por ella. Se emite en FOX, un canal temático por cable. Alguna vez estuvo disponible en Netflix. Parece que aquí no triunfa una serie si no es sobre la lucha de poder en la era medieval o sobre institutos con treintañeros desinhibidos. Tampoco ha ayudado que la prensa especializada no haya aportado su grano de arena con su recomendación. Con lo esnob y alternativo que es seguir una serie como Atlanta. Pero en este caso por razones obvias.

Atlanta es una serie que innova en muchos aspectos. Cómo se hace transmedia, es decir, contar historias no solo en formato tradicional, buscando nuevas fuentes de narración. Algunas tramas, por inverosímiles que parezcan, se inspiran en hechos reales de Donald Glover. En la segunda temporada, por ejemplo, lleva el título de Robin’ season. El motivo es que sucede en la época previa a Navidad, cuando más robos y crímenes se producen en Atlanta. Y en el capítulo 6 de esta temporada, Donald Glover interpreta a Teddy Perkins, un personaje muy siniestro. Recuerda a Michael Jackson. La caracterización es impactante. Destacar también que, en la primera temporada, por ejemplo, aparece Justin Bieber. Pero lo sorprendente y gracioso de esto es que lo interpreta un actor negro. Hay infinidad de situaciones como estas que se viven en Atlanta. Por eso es una serie tremenda.

Atlanta
Copyright Guy D’Alema/FX

Conclusión 

Todo lo que toca Donald Glover es oro. ¿Por qué? Porque no engaña a nadie y es fiel a sí mismo. Se arriesga contando historias que transmiten valores y esperanza. Y muestra al mundo que la comunidad afroamericana no es solo ruido y delincuencia. Que la teoría de buenos y malos no existe entre razas o colores. Todo depende de cada persona y cómo se tome su vida. Y que cualquier persona lucha por ganarse la vida. Y si es haciendo arte es porque tiene algo que decir a la sociedad. Como él. Por eso Atlanta es una serie que brilla, porque contiene humor implacable y está tratada con inteligencia. De lo mejor que se ha hecho en televisión en mucho tiempo, y no es pretencioso decir esto. Porque la vida son situaciones, y la ficción está para exagerarlas y llegar a una conclusión.

Atlanta es una serie muy recomendable. Se aprecia el talento del reparto, del equipo artístico y técnico. Solo los créditos iniciales dicen mucho de ella. Y hace visible un prototipo más real de un afroamericano medio en EE.UU. Las drogas y los crímenes implican a quien se adentra en ello. Y esto es muy honesto. El fracaso del sistema existe, pero no se puede achacar solo a un colectivo. Esto es América.

Únete a nuestro CANAL DE TELEGRAM

2 COMENTARIOS

  1. Estoy de acuerdo que es una gran serie, muy distinta a los demás, muy bien hecha y muy fresca. Tiene mucha creatividad y carisma, me sorprende también que pase algo desapercibida pero creo que suele suceder por que es un producto un tanto que se ha de consumir de manera distinta a las series comunes.

    • Así es, Ángel Octavio. Se trata de una serie enfocada al público con gustos más alternativos. Pero cuando es un producto de gran calidad como este, el gran público también disfrutaría de ella. Es más una cuestión de marketing que de contenido. ¡Gracias por leernos! Un saludo.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí