Creación Guiones

Desde Cinemagavia, hemos tenido el placer absoluto de entrevistar a Jone Laspiur; una de las actrices del año en el panorama del cine español y que, recientemente, obtuvo el Goya a Mejor actriz revelación por su papel en la película Ane.  Pese a su juventud y poca experiencia en el mundo del cine, Jone Laspiur ha demostrado con creces ser una actriz con una proyección enorme, tras haber participado en dos de las producciones más sonadas de este último año; “Akelarre” de Pablo Agüero y Ane de David Pérez Sañudo. En esta entrevista nos habla de muchas cosas, desde cómo ha vivido el hecho de ganar un Goya siendo tan joven,  hasta el cómo ha sido trabajar con Patricia López Arnaiz y Amaia Aberasturi.

Entrevista a Jone Laspiur

Jone Laspiur
Foto de Jone Laspiur en "Ane" (Syldavia Cinema)

Daniel Jiménez/Cinemagavia: Han pasado varias semanas desde que ganaste el Goya a Mejor actriz revelación. ¿Has tenido tiempo para ver en perspectiva el logro  que has alcanzado como actriz?

Creación Guiones

Jone Laspiur: Pues en realidad no me está dando tiempo para digerir esto, porque todavía sigue coleteando la resaca de las últimas semanas; entre tantas entrevistas, sesiones de fotos y demás, no he tenido prácticamente tiempo para mí. Siéndote totalmente sincera es algo con lo que me cuesta lidiar, porque me da la impresión como de que no va conmigo; es decir, luego mí  día a día ha seguido siendo igual y no ha cambiado en ese sentido.

Aunque haya ganado un Goya, no he cambiado de ser la que era antes o pensar que soy mejor que los demás por ello. Actualmente estudio teatro en Madrid y cuando voy a la escuela soy una más; de hecho, no soy ni una de las mejores ni mucho menos. Acabó de empezar como quien dice y estoy en proceso de absorber y aprender de los demás lo máximo que pueda; con todo lo que me corrigen y lo que me queda por aprender, a veces me pregunto a mí misma si soy yo de verdad la que tiene un Goya (Risas). Lo que te comentaba antes, que no termino de juntar a esas dos personas que llevo en mí.

Ane
Foto de Jone Laspiur en "Ane" (Syldavia Cinema)

Sobre trabajar con Marina y David

Daniel Jiménez/Cinemagavia: Cuando entrevisté a Marina Parés me dijo que una de las cosas por las que más feliz se sentía, era la de poder haber dado la posibilidad de haceros tan felices a Patricia y ti. ¿Qué es aquello de lo que más agradecida te sientes respecto con David y Marina?

Jone Laspiur: De primeras me sale seguir agradeciéndoles la experiencia y de que confiaran en mí, para interpretar un papel en el que ellos llevaban tan tiempo trabajando; al final David y Marina son cómo los padres de Ane de algún modo (Risas).

Ha sido un auténtico regalo el poder haber trabajado con dos personas con una mirada tan minuciosa y una entrega profesional tan grande como la que tienen ellos. Me encanta sobretodo que se cuestionan todo y que son tremendamente detallistas; por lo que el hecho de que confiaran en una recién empezada como quien dice, para interpretar un papel tan importante para ellos, es algo por lo que voy a sentirme agradecida de por vida con ellos.

El hecho de que me hayan abierto una puerta tan grande y que vieran en mi algo especial, para mí significa muchísimo. A mí personalmente me da mucha pena cuando hay un personaje que me gusta y que sé que lo puedo hacer bien, y tal vez que la gente no acabe viéndolo de la misma forma. Por eso les agradezco principalmente, que vieran algo especial en mí y que hicieran el esfuerzo de conocerme.

Daniel Urrea
Foto de Jone Laspiur (Daniel Urrea)

Relación previa con el cine

Daniel Jiménez/Cinemagavia: Tengo entendido que previamente te dedicabas al mundo de la música y que tenías incluso una banda. ¿Cuál era tu relación por aquel entonces con el cine?

Jone Laspiur: Bueno, la relación obviamente no era muy directa, pero si es cierto que siempre ha habido un interés. Siempre he sido muy cinéfila y muy fan del teatro también, aunque menos porque suele ser menos accesible. Sí, para mí el cine siempre ha sido una cosa maravillosa, por eso era algo que lo veía totalmente lejano; como si de un mundo aparte se tratara. Siempre he disfrutado del cine muchísimo, porque además yo soy una persona muy esteta que estudió Bellas Artes y también que tiene un padre que es profesor precisamente de Bellas Artes. Por lo cual, mi padre desde que yo era una niña me ha puesto cantidad de películas, que han hecho que el cine estuviera siempre muy presente a lo largo de mi vida.

Recuerdo cuando era muy jovencita de ver películas como “Metrópolis”, “Brazil”, “La naranja mecánica”, etc… Evidentemente no llegaba a comprenderlas en su totalidad, pero me fascinaban las diferentes atmósferas que el cine podía proyectar. Yo de verdad que me quedaba obnubilada con esas atmósferas y estéticas, mucho más que con el mensaje en sí.

Para mí llegar a adentrarme en este mundillo, era algo que me parecía casi imposible de alcanzar, por eso que te he dicho; ya que por muy buena que seas, son muy pocas las personas que consiguen realmente entrar. Entonces  ahora que tengo la suerte de poder jugar dentro de este maravilloso mundo, siento un placer absoluto como actriz y como persona. 

Jone Laspiur
Foto de Jone Laspiur (Editorial)

Nuevas realidades en el cine

Daniel Jiménez/Cinemagavia: Has participado en dos producciones que reflejan realidades diferentes a las que estamos acostumbrados de ver en pantalla,  respecto a los  personajes femeninos. ¿Qué impresión tienes acerca de esto que está pasando en la ficción?

Jone Laspiur: Es evidente que sí que estamos llegando a sitios, que antes no habíamos llegado. Parece que a través de este cambio que se está  produciendo, nuestras historias empiezan a interesar. Durante años las historias de mujeres en la ficción, han sido construidas por y para hombres, reflejadas desde su mirada y no la nuestra; algo que nos ha hecho pensar que eso es lo normal de ver, pero en realidad no es así.

Somos más de la mitad de la población que tenemos otras vivencias, rutinas o simplemente una manera distinta de ver el mundo, por lo que es positivo que se esté  empezando a dar pie en el cine a este tipo de realidades. Me encanta que comencemos a ver películas y proyectos de mujeres con aspiraciones muy terrenales y sobre historias del día a día; es decir, sobre  la relación de una madre con una hija, de una chica que ha sufrido algún tipo de violencia o mismamente de un presente normal pero desde la mirada de una mujer.

También presiento y sospecho que hay algo de moda en esto, que de repente ha habido un boom y que ahora los temas de las mujeres nos llegan a interesar un montón. Bueno, por eso tenemos que tener un poco de cuidado y darnos cuenta desde donde se escriben nuestras historias, quien las escribe y con qué mirada.

Akelarre
Foto de Jone Laspiur en "Akelarre" (Avalon)

Abrir un debate necesario

Daniel Jiménez/Cinemagavia: En Ane el tema central es la incomunicación entre una madre y una hija mientras que en “Akelarre”, se trata la lucha contra la ignorancia retrograda de la época. ¿Crees que estas ficciones son necesarias para abrir debates sobre temas que por lo general se suelen evitar?

Jone Laspiur: No sé si es tanto que se quieren evitar o si más bien que no interesan. Luego cuando ahondamos en estos temas desde diferentes perspectivas, acabamos por darnos cuenta de que igual nos llegan a interesar. Por ejemplo en “Akelarre”, el tema de la quema de brujas fue una cuestión históricamente innecesaria, para pasar del feudalismo al capitalismo. Al haber sido una cosa tan macabra la que sucedió, parece que intentamos dejarlo en el olvido, porque sencillamente resulta más fácil que abordar lo que pasó.

Del Holocausto se ha hablado muchísimo porque afectó a quien afectó, pero como aquí la mayoría de las víctimas eran mujeres, parece ser que no nos llega tanto; que si te pones a pesar, fue algo que sucedió no hace tanto tiempo. Por eso a mí me parece necesaria en este caso, esta revisión histórica que se hace en “Akelarre” y me parece interesante que Pablo Agüero decidiera mostrárnoslo desde la perspectiva de estas niñas.

Con Ane pasa un poco lo mismo, nos habla de algo súper esencial de nuestro día a día como es la comunicación y la incomunicación intrafamiliar. Esto es algo que nos pasa continuamente a todos sin excepción en mayor o en menor medida y que incluso muchos núcleos familiares están establecidos así. Es por ello, que si Ane y Lide fueran personas reales en mi vida, las recomendaría muchísimo el ir al psicólogo.

Jone Laspiur
Foto de Jone Laspiur en "Ane" (Syldavia Cinema)

Similitudes con 'Ane'

Daniel Jiménez/Cinemagavia: Respecto al personaje de Ane ¿Hay ciertas similitudes en cuanto a esa rebeldía adolescente tan marcada de Ane, con respecto a tu yo adolescente?

Jone Laspiur: Por un lado entiendo a Ane, porque en la adolescencia creemos que lo sabemos todo y yo personalmente era una persona bastante cabezota. Ahora relativizo mucho más y creo que soy mucho más flexible en ese aspecto, pero cuando era más joven era A o B; por lo que es cierto que en ese aspecto, me siento bastante reflejada con Ane. Por otra parte, Ane me parece una persona muy valiente, que lleva a cabo lo que piensa hasta el final; yo sin embargo, no creo que fuera capaz de comprometerme tanto.

Sí que es cierto que soy diferente a Ane en  general, pero pienso que lo que podríamos tener en común en esa adolescencia es el hecho de cubrirnos de capas y de filtros ante los demás, por cuestiones de vergüenzas y de inseguridades que arrastramos cada uno. Parece como que durante la adolescencia, intentamos construir un personaje hacia el exterior al que nada le afecta, que puede solucionar sus problemas sin ayuda de nadie y de que no hace falta hablar las cosas.

Claro, en ese momento ni te das cuenta, pero con el paso del tiempo sueles llevarte las manos a la cabeza, preguntándote porque no le dijiste esto o lo otro a tu ama o aita. Creo que es algo que se debe al puro orgullo que tenemos a esas edades, de pensar que lo podemos con todo sin ayuda de nuestros aitas y al final eso no es sano para nadie.

Daniel Urrea
Foto de Jone Laspiur (Daniel Urrea)

Trabajar con Amaia y Patricia

Daniel Jiménez/Cinemagavia: Has tenido el placer de trabajar con dos de las actrices del año como  Amaia Aberasturi y  Patricia López Arnaiz. ¿Cómo fue trabajar con cada una de ellas en el rodaje y como ves también el momento dulce que están viviendo?

Jone Laspiur: Pues, con Amaia en el momento de rodar “Akelarre”, era la única actriz que tenía un bagaje previo en el mundo de la interpretación; por lo que de algún modo, ejerció como la profesora de todas sobre cómo se hace cine, sobre cómo funciona este mundo, sobre como tengo que hacer determinada escena, etc… Entonces para nosotras durante el rodaje fue una referente total y yo me fijaba mucho en lo que hacía y lo sigo haciendo. Cuando tengo alguna duda sobre alguna cuestión, la suelo escribir para preguntárselo a ella; que aunque ella es más joven que yo, lleva bastante más tiempo en esto.

Pero sí, cuando hicimos "Akelarre" todo fue como más ligero por su presencia y lo veíamos más como un juego de a ver qué pasaba; también se debía, a que ella era la protagonista de la película y no teníamos el mismo compromiso que ella.

En cuanto a trabajar con Patricia en Ane, fue auténticamente genial y un gustazo enorme. A nivel de personalidad y a nivel de energía somos bastante parecidas las dos. Patricia es una actriz espectacular que te cambia de registros a su antojo y que tiene un humor que hace que todos nos sintamos cómodos trabajando junto a ella.

Por eso al ver que están siendo reconocidas por sus trabajos, una se siente  súper feliz y lo ve con mucha ternura; ya que has trabajado con ellas y sabes lo mucho que se han esforzado para llegar hasta ahí.

Jone Laspiur
Foto de Jone Laspiur (Editorial)

Próximos proyectos

Daniel Jiménez/Cinemagavia: ¿Hay próximos proyectos en camino para Jone Laspiur?

Jone Laspiur: Hace una semana rodé el piloto de una serie muy pequeña pero que me hace mucha ilusión, que se va a llamar “Lagugorritan” (en pelotas en español); dirigida por una directora muy joven llamada Jone Arriola. Así por encima, la serie trata de temas relacionados con la juventud y los tabúes respecto al sexo.

Por otro lado, también terminé de rodar un piloto para otra serie dirigida por Nicolás Amelio-Ortiz  y escrita por Gastón Haag, que va a llamarse “No abras nunca esas puertas”; proyecto que pinta también muy bien la verdad y que mezcla humor con terror.

Únete a nuestro CANAL DE TELEGRAM

Creación Guiones

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí