Series, películas, comics, novelas, videojuegos… Los aficionados al universo Trekkie han visto desfilar durante décadas diferentes productos que han ido expandiendo cada vez más su rico universo. Sin embargo, el medio televisivo que fue su génesis se le resistía desde que finalizó Star Trek: Enterprise en 2005 hasta que, en 2017, volvió con fuerza: primero con Star Trek Discovery y luego con Star Trek: Picard. Ahora, desde el 22 de enero, los fans están de enhorabuena y disponen de la serie de animación Star Trek Lower Decks.

La primera temporada de la serie se ve en un suspiro: solo consta de 10 episodios de corta duración; por tanto, resulta una elección ideal para una maratón de fin de semana; el único inconveniente de su brevedad es que deja con ganas de más, aunque sus responsables ya han confirmado que ya está en producción la segunda.

Mención aparte merecen los cameos de algunos personajes importantes de series anteriores; un hecho por otro lado esperable dadas las características de la serie. También es reseñable escuchar a actores de renombre como Jerry O’Connell (Ransom) y Jack Quaid (Boimler) dando voz a algunos de los personajes principales.

Por otro lado, detrás del desarrollo de Star Trek Lower Decks encontramos un nombre conocido, Mike McMahan; responsable nada menos que de otra serie animada con la que, a priori, resulta difícil no trazar paralelismos: Rick y Morty. ¿Pero entonces es más de lo mismo o la serie cuenta con personalidad propia? Vamos a verlo.



Star Trek Lower Decks

Crítica de ‘Star Trek Lower Decks’

Ficha Técnica

Título: Star Trek: Lower Decks
Título original: Star Trek: Lower Decks

Reparto:
Tawny Newsome (Alférez Beckett Mariner)
Jack Quaid (Alférez Brad Boimler)
Noël Wells (Alférez D’Vana Tendi)
Eugene Cordero (Alférez Samanthan Rutherford)
Dawnn Lewis (Capitán Carol Freeman)
Jerry O’Connell (Comandante Jack Ransom)
Gillian Vigman (Dra. T’Ana)

Año: 2020
Duración: 25 min.
País: Estados Unidos
Director: Mike McMahan (Creador), Juno John Lee, Barry J. Kelly, Kim Arndt, Bob Suarez
Guion: Gene Roddenberry, Mike McMahan, Garrick Bernard, John Cochran, Benjamin Joseph, Ann Acacia Kim, Ben Rodgers, M. Willis, David Ihlenfeld, Chris Kula, David Wright
Fotografía:
Música: Christopher Westlake
Género: Animación. Ciencia ficción
Distribuidor: Amazon Prime Video

Filmaffinity

IMDB

Tráiler de ‘Star Trek: Lower Decks’

Sinopsis

Las vidas de la tripulación de apoyo que sirve en uno de los barcos menos importantes de la Flota Estelar, el USS Cerritos, en 2380. Alférez Mariner, Boimler, Rutherford y Tendi tienen que mantenerse al día con sus deberes y sus vidas sociales, a menudo mientras el barco se ve sacudido por una multitud de anomalías de ciencia ficción.

Dónde se puede ver la serie



Una propuesta original, pero no tanto

A primera vista, el concepto de la serie parece rompedor: alejarse del puente de mando y poner el foco en aquellos integrantes de la Flota Estelar casi invisible en las series previas: los tripulantes de las cubiertas inferiores; para entendernos, de los “curritos” de las naves que se encargan de los trabajos rutinarios menos glamurosos, aquellos a los que normalmente se deja fuera de los detalles de las misiones y de la toma de decisiones.

Sin embargo, esta idea ya había sido puesta sobre la mesa en la veterana Star Trek: La nueva generación; ¡Cuánto le debe la saga a esa fantástica serie! Si con Kirk, Spock, McCoy y compañía se pusieron los cimientos, con Picard, Data, Worf y el resto de fantásticos personajes de esa serie se levantaron las paredes maestras del universo Trekkie. Aunque, eso sí, solo fue en un episodio de su séptima (y última) temporada, titulado, justamente, “Lower Decks”. Se trató solo de un esbozo, pues, de que había historias relevantes que contar más allá del puente y los dilemas de los personajes principales y oficiales superiores.

Aun así, resulta un ejercicio curioso revisionar ese episodio y ver todas las similitudes, incluso de roles dentro de la tripulación, con Star Trek Lower Decks. En esos paralelismos no hay ni rastro del tono adoptado aquí, claro, pero las semillas estaban ahí.

Igualmente, tampoco el formato resulta ser una aportación novedosa a la saga, ya que en los años setenta también existió Star Trek: La serie animada. En dicha serie se seguía con las aventuras de la tripulación original y si bien solo duró dos temporadas, esa vía ya fue explorada.

Star Trek Lower Decks
© Amazon Prime Video

La deconstrucción desmitificadora, la “nueva” moda

Si ni la perspectiva ni el formato de Star Trek Lower Decks suponen una auténtica aportación original, ¿lo es su intención? La serie abraza un claro y sano ánimo de reírse de sí misma, en tanto parte integrante del universo Trekkie, especialmente de las directrices, protocolos e incoherencias de una Flota presentada muchas veces cómo beatífica e impoluta.

En la ficción televisiva algunas series populares del momento como The Boys o Cobra Kai adoptan una visión desmitificadora de sus respectivos orígenes; una desde el humor negro y políticamente incorrecto que  el comic ya abrazaba, la otra desde un humor blanco autoparódico bien conjugado con la nostalgia. Otro tanto podría decirse de la serie de Watchmen, genial continuación de la inconmensurable novela gráfica de Alan Moore; quién, con la previa y prototípica Miracleman, fue quién inauguró esta moda en los años 80 en el ámbito del comic, acompañado por Frank Miller y su etapa en Daredevil y su The Dark Knight Returns.

Aunque ni siquiera esas series fueron las pioneras en esto; solo hay que recordar que antes ya había otras series que eran parodias más o menos encubiertas de series míticas; como es el caso de The Orville y, vaya por donde, Star Trek.

Pues bien, siendo claro que en esto de jugar a la deconstrucción de sus claves internas y en desmitificarse a sí misma la serie Star Trek Lower Decks tampoco es una pionera, hay que decir que lo hace de una manera harto hábil e inteligente. Los episodios, siendo cortos y autoconclusivos, muestran una evolución palpable en sus personajes, algo prototípicos al inicio, pero ganando en matices según avanza la temporada. El ritmo general es ágil, las tramas imaginativas, aunque las bromas no siempre funcionan al mismo nivel.

Mike McMahan
© Amazon Prime Video

El tono: ¿Es la nueva “Rick y Morty”?

El tono de humor políticamente incorrecto con constantes referencias a la cultura popular, deudor sin duda de Mike McMahan, la acerca al de la serie Rick y Morty. No obstante, esta serie mantiene una personalidad diferenciada. Veámoslo.

El componente deconstructivo si bien lo comparten ambas, junto con ese humor políticamente incorrecto, es diferenciable en ambas propuestas. Ambas son protagonizadas por outsiders y perdedores, pero la razón última de los de Star Trek Lower Decks es apuntalar más el universo Trekkie; es decir, muestran y se ríen de sus costuras, especialmente de ese componente de optimismo rayando lo naíf tan inherente a Star Trek. Sin embargo, aquí ese humor autoconsciente da más consistencia y riqueza a ese universo, llevando a la conclusión soterrada que la Flota Estelar, con todos sus defectos, es algo imperfecto pero que vale la pena preservar. Así, tras su visión satírica, lo que trasluce realmente no es más que un homenaje encubierto, junto con admiración y amor sincero por la saga.

Por otro lado, en Rick y Morty, el recurso a la deconstrucción y las múltiples referencias a la cultura popular tiene más de reinterpretación y apropiación para desarrollar sus surrealistas aventuras; es decir, es más un instrumento para un fin, mientras en Star Trek Lower Decks eso sería su finalidad, enriqueciendo así a todo lo previo.

Star Trek Lower Decks
© Amazon Prime Video

Star Trek Lower Decks: Conclusiones finales

Se trata de una serie de humor autoconsciente, pero algunas veces da la sensación de estar forzando algunos gags para ser graciosa todo el rato; quizá debido a cierta inseguridad inicial por su naturaleza en medio de un ecosistema “serio” y lleno de disyuntivas filosóficas profundas como es el Trekkie. Esa sensación, afortunadamente, se va desvaneciendo con el paso de los episodios llegando a un final de temporada que te deja con ganas de más; se nota que la serie va encontrándose cada vez más cómoda con su propuesta y ya no intenta forzar la máquina del humor, fluyendo este de manera más orgánica.

La serie de animación Star Trek Lower Decks supone, por tanto, una propuesta con una mirada irónica y refrescante al universo Trekkie; aunque no tan original como podría parecer al primer vistazo. Una serie que, pese a que mucha gente pueda pensar inicialmente que es simplemente una mezcla de Rick y Morty con Star Trek, en realidad adopta una personalidad bien diferenciada.

En definitiva, una serie divertida y prometedora que va de menos a más dejándote expectante para ver lo que harán en la segunda temporada.

Únete a nuestro CANAL DE TELEGRAM

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí